Eduardo Samán! Si yo viviera en Caracas...

A Eduardo Samán lo conocí en 1982, en la Casa de la Amistad Soviética Venezolana, cuya sede para ese momento se encontraba en la Alta Florida, donde estudiamos la lengua rusa. Durante un año de compartir surgió una bella amistad que perdura a lo largo del tiempo y la distancia. Al leer su propuesta enviada al twitter pensé, Aj! Si yo viviera en Caracas, votaría por Samán.

Ser la pana, la amiga, es diferente a ser la compañera de trabajo de alguien que pareciera no se cansa; y trabajar con Eduardo no es nada fácil, paradójicamente es divertido y pedagógico. Divertido porque a todo le consigue el lado positivo, y pedagógico porque como buen robinsoniano, le gusta que todos y todas aprendan, y hace especial énfasis en ir a la raíz de las cosas. Algunos por ahí lo señalan, de tener una actitud radical, como si fuera un pecado, pero claro cuando acusan a alguien de ser radical lo hacen con alevosía, para que la gente malinterprete el termino. Como buen observador, motiva a la gente a buscar dentro de si lo mejor que tenga y que aflore.

En su tranquilo y pausado modo de hablar existe una gran calidez humana. Critico, muy crítico para dar su opinión sobre las cosas, pero cuando lo hace, es de manera constructiva. No es perfeccionista, pero le gustan las cosas bien hechas, bonitas, porque dice que la revolución no está reñida ni con la belleza ni con la estética.

Recuerdo cuando al frente de INDEPABIS comenzó a hacernos ver la importancia que tenia la arepa en la dieta del pueblo, ya después como ministro, Samán puso todo su empeño en la 1ra arepera socialista, como centro de formación política. Decía, la gente va a venir a saciar una necesidad, a un precio justo, pero si un estudiante de bachillerato, no tiene plata, y necesita alimentarse, pues tendrá donde hacerlo con dignidad, en un sitio bonito, agradable. ¿Cómo se construye un país sin técnicos, sin profesionales, sin gente que estudie y luego haga su aporte al país?¿tú crees que provoca estudiar con la barriga vacía?. Luego viene el tema de la conciencia, si tu sabes que la arepa cuesta 5 Bs. y te comiste 2, cuando vayas a pagar y te pregunten cuantas pagas, y te dicen la verdad, generaste conciencia en la gente, no la presionaste con un ticket, o un pague primero y coma después, no, primero satisfaga su necesidad y luego con conciencia pague, si hoy no tienes, pues mañana cuando regreses muy probablemente pagues lo que consumiste ayer, ¿por qué? Pues porque el pueblo es consciente y honesto. Y el Comandante Chávez lo dice constantemente, el mejor buena paga es el pobre. ¿Y quiénes van a venir a la arepera socialista?, los estudiantes, los pobres. Imagínense pues, la humildad de este hombre, recordando sus tiempos de estudiante, y a la vez apelando a nuestros propios recuerdos en búsqueda de la solidaridad con la gente.

He podido ver expresiones de afecto y apoyo a la propuesta del inquieto Eduardo, recuperar la Alcaldía Mayor, se postula a este cargo de elección popular siempre y cuando sea con el apoyo de las bases, propuesta que dicho sea de paso, nadie hasta los momentos había planteado a nivel de partido, porque somos así, no prestamos atención a los detalles. Y este camarada es un gran detallista, por lo que resulta aún más interesante su propuesta.

Algunos dirán, bueno, pero ¿de que nos sirve ese espacio?, yo les respondo, ¿por qué no devolverle ese espacio político a los caraqueños?, seguirle dando cancha y presupuesto del pueblo a esos guaros, es aberrante; días atrás vimos como el abuelo Monster se reunía con el sionismo, el chupasangre, hasta llegó a ofrecer el restablecimiento de las relaciones bilaterales, recordemos que en 2009 Venezuela rompe relaciones con Israel producto de las políticas de exterminio contra el pueblo palestino.

Así pues, Eduardo siempre trabajando y pensando en función del pueblo y la revolución, da ese primer paso que me llena de mucho orgullo, me hizo recordar al carajito catire, huelguista en la Fiscalía en el año 82, que me decía sonriente “tranquila, que ya estamos a punto de quebrarlos”; en un ambiente oloroso a comida. Poco después, ingresa en la Facultad de Farmacia de la UCV, hijo de inmigrantes sirios, nació y creció en Catia, militó en la Juventud Comunista, presumo que la etiqueta puesta por el sionismo farmacéutico fue algo como: CUIDADO MUY TOXICO – ARABE, COMUNISTA, Y DE BARRIO, sin embargo se graduó en el lapso correspondiente, sin dejar de asistir, como buen revolucionario, a los compromisos estudiantiles de la época. Es de los que no se guindan, y tampoco le gusta que se le guinden, capaz de lograr equipo con los caracteres y personalidades más variopintas.

¿Tiene defectos?, como todo el mundo, pero el Samán que yo conozco, ni cargos, ni títulos lo han cambiado a lo largo del tiempo, sigue siendo el modesto compañero que va sumando voluntades en el camino, sin perder su esencia irreverente y a la vez disciplinada, como dicen los muchachos y muchachas de Marea Socialista “Con Chávez a la Presidencia y con Eduardo Samán a recuperar la Alcaldía Mayor”, por eso repito lo que escribí en un principio, si yo viviera en Caracas, votaría por Samán.

v2querales@hotmail.com





Esta nota ha sido leída aproximadamente 3290 veces.



Valentina Querales

Ex-presidenta de INDEPABIS Trabajadora de CORPOELEC Lara Vocera de Fábricas e Instituciones GPP Lara

 mtse13deabril@gmail.com

Visite el perfil de Valentina Querales para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /poderpopular/a143981.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO