Un aporte al debate nacional post-olímpico

Como podríamos mejorar la participación olímpica de Venezuela

Cada cuatro años, los venezolanos vemos con gran emoción los juegos olímpicos con el deseo de que nuestros atletas ganen medallas y pongan en alto el nombre de nuestro país en el exterior, solo para quedar de nuevo frustrados con un numero irrisorio de medallas. Este año nuestros atletas ganaron 1 medalla de oro y tres de plata para un total de 4 medallas. Felicitaciones a estos atletas por su empeño, dedicación y éxito.

Desde que Venezuela empezó a participar en los juegos olímpicos en Helsinki en 1952, Venezuela solo ha ganado en total 21 medallas - cuatro de oro, siete de plata y diez de bronce - con un total de 721 venezolanos quienes han tenido la oportunidad de sus vidas de participar en estos prestigiosos juegos.

A pesar de que nuestro país obtuvo el mayor número de medallas en cualquier olímpico participado hasta el momento (4), quedo en el ranking de medallas por encima de la gran mayoría de países al sur de los Estados Unidos - excepto Brasil (21), Cuba (15), Jamaica (9), y Ecuador (3) (Colombia con 5 medallas y México con 4 quedaron por debajo de Venezuela en el ranking porque no obtuvieron oro) - la actuación de Venezuela continua siendo precaria e indicativa de que existe muchísimo por hacer para mejorar el deporte.

No es suficiente que cada cuatro años los oficiales del gobierno de turno se preocupen de nuevo en convocar atletas, organizar la logística, costear el viaje al país anfitrión, y acompañen a los atletas al evento. Es necesario implementar una política completa, sustentable y de largo plazo para desarrollar el deporte en lo cual traerá como consecuencia directa la realización de más medallas año tras año.

Existen distintas maneras de diseñar un programa que lleve adelante al país. Cuba fue un ejemplo en años anteriores para los países latinos, donde una isla pequeña con pocos recursos y un enorme bloqueo económico impuesto por los Estados Unidos y otros países pudo desarrollar entrenadores, atletas y logística con la ayuda de Rusia, y otros países del bloque soviético. Nuestros atletas lograron estas cuatro medallas sencillamente con esfuerzo propio y mucho sacrificio. Muchos de los atletas venezolanos ni siquiera viven en Venezuela y no tienen muchos recursos para desarrollarse como atletas, enfrentando grandes dificultades. Venezuela no es el único país de la región sin un programa de desarrollo deportivo que se traduzca en medallas, como hemos visto con la precaria participación de otros países del cono sur de las Américas como Colombia, Argentina, Chile, Perú, Centro América y México, con algunos países que ni siquiera obtuvieron una medalla. La gran realidad es que estos países confrontan grandes problemas sociales y económicos, lo cual hace muy dificultoso implementar un programa deportivo a nivel nacional. Sin embargo, como nos lo ha demostrado Cuba en el pasado, si se puede, y en mi criterio necesita diseñarse un programa con una política desde el gobierno central, ya que es la forma más viable y posible en nuestro país.

Desde mis años como atleta en Venezuela en los años 70 cuando obtuve 3 medallas de bronce en campeonatos nacionales de menores en los 800 metros, 1500 metros y 4 x 400 metros relevo representando al estado Miranda, pasando mucho trabajo y con gran sacrificio el atleta en Venezuela continúa desarrollando su disciplina deportiva únicamente con el esfuerzo propio y el de los entrenadores que también hacen un gran esfuerzo sin dinero o recursos para entrenar atletas. Los atletas carecen de apoyo, recursos y las instalaciones deportivas necesitan ser recuperadas de lleno. Suerte tienen algunos atletas ahora que viven fuera del país y pueden tener ayuda en países como Europa y Estados Unidos para desarrollarse, como es el caso de Daniel Dhers y Yulimar Rojas. En un sistema nacional, el atleta debe estar asistido por un programa robusto con entrenadores, profesores de educación física, árbitros, médicos, terapistas físicos, buena dieta, equipos necesarios para el deporte, instalaciones deportivas adecuadas, y constante fogueo en competencias internacionales. Este programa en mi criterio debe de incluir cuatro elementos primordiales: Establecer los objetivos del proyecto, financiamiento, entrenamiento, y ayuda al atleta.

Objetivos

El gobierno nacional está en la obligación de establecer objetivos concretos para desarrollar el deporte, no solo decir que vamos a apoyar a los deportistas, y llamen a los deportistas a dar recomendaciones. Ya existe una ley promulgada en el año 2011 en la administración del presidente Hugo Chávez, la cual no necesita ser modificada para lo propuesto en este artículo. Además de las instituciones ya reflejadas en la ley, se necesita desarrollar un plan coordinado y discutido por varios sectores involucrados en el tema el cual debe incluir las escuelas primarias, liceos, universidades, entidades gubernamentales y el sector privado. Este plan debe de ser coordinado y completo, haciendo seguimiento a los objetivos parciales trimestralmente para asegurar que los objetivos establecidos para cada año se logren. Se deben enlistar entrenadores y profesores de educación física en todos los niveles escolares: escuelas, liceos y universidades, y las disciplinas deportivas a desarrollar deben de incluir cursos de educación física. Juegos Inter escolares, Inter liceístas, inter universitarios, inter gubernamentales, e inter empresariales deben ser establecidos e integrados con los campeonatos nacionales que ya existen en el país. Como ejemplo ilustrativo, si un atleta en la primaria comienza a tener educación deportiva en su escuela en sus clases de educación física, y participa en competencias inter escolares con otros atletas locales, estatales y después en campeonatos nacionales, el resultado será la producción de un gran número de atletas de calidad. Esto debe aplicarse a cada edad a partir de la entrada a la primaria y hasta el final de los estudios universitarios. Así mismo, los atletas que triunfen en los campeonatos nacionales deben ser llevados más a menudo a competencias internacionales para incrementar el fogueo de los atletas, añadiendo elementos de cuidado que pudieran estar faltándoles (por ejemplo, ayuda económica, nutricional, medica, etc.).

El plan debe de incluir los deportes más importantes a desarrollar en el país en la primera etapa del proyecto. Mas adelante y a medida que se vayan logrando los objetivos parciales se podrán añadir otros deportes. Deportes por equipo ya existen en el país como por ejemplo el beisbol, el futbol, y el voleibol, donde existe ya una secuencia firme hacia deportes profesionales, la cual hace que haya continuidad hasta la etapa adulta. Excepto con el voleibol, deporte que todavía no tiene liga profesional, aunque esta podría desarrollarse con inversión del sector privado, el cual podría generar beneficios similares a las ligas profesionales existentes en el país de beisbol y futbol.

Para mejorar la participación de Venezuela en competencias internacionales por equipo, necesita analizarse en profundo el balance de la actuación en el pasado. Por ejemplo, el beisbol profesional que tiene una larga tradición en el país con peloteros consagrados en las grandes ligas y en salones de la fama, todavía no logran clasificar a los juegos olímpicos desde 1992, cuando comenzó el beisbol en los olímpicos. Además de incorporar los mejores managers y seleccionar los mejores jugadores, se debe de concentrar la selección con meses y quizás años de antelación para realizar juegos de fogueo y preparación internacional. Así mismo, se deben analizar otros factores que inciden en la actuación de los jugadores, como por ejemplo, factores anímicos, de salud, económicos, etc. que podrían estar contribuyendo a que Venezuela año tras año no logre triunfar en estos eventos donde ya existe una tradición nacional.

Deportes olímpicos donde se han logrado medallas en el pasado deben de ser los deportes con mayor prioridad a desarrollar en este proyecto. Estos deportes incluyen el boxeo, atletismo, levantamiento de pesas, ciclismo, taekwondo, karate, espada, tiro y natación. Estos deportes reúnen una gran variedad de subdisciplinas donde un solo atleta podría ganar varias medallas, como podría ser el caso de un atleta en los 100 metros planos, que también podría competir y ganar medallas en los 200 metros y el relevo 4 x 400 metros, o nadadores que podrían obtener varias medallas en las distintas distancias (50 a 1500 metros) y distintos tipos de nado: libre, mariposa, espalda, mixto y relevos. La inversión por medalla para estas disciplinas es mucho menor que el gasto para que un equipo gane solo una medalla, y los resultados positivos que genera el deporte serian igualmente obtenidos.

Otro punto de importancia en el proyecto es la participación femenina. Desde el año 2000 en Sídney, Australia, la delegación de nuestro país en los olímpicos aumentó en el número de atletas de género femenino desde un 28% del total en ese año, y hasta un máximo de participación en el año 2008 en Pekín con 47%. Después hubo de nuevo una disminución en los 3 últimos olímpicos al 29.5% este año en Tokio. En el ámbito internacional incluyendo a todos los países, la tendencia ha sido de gran aumento no solo de participación de la mujer sino en obtención de medallas. La participación total femenina en los olímpicos fue del 26% en 1988 y ha aumentado de forma constante a un 49% este año en Tokio. Los 7 países que lograron el mayor número de medallas en Tokio tuvieron los siguientes porcentajes de participación femenina por delegación: Estados Unidos 54%, China 70%, Japón 48%, Gran Bretaña 54%, Rusia 56%, Australia 54%, y Países Bajos 59%. En los primeros 3 países, las mujeres obtuvieron más medallas que los hombres (en un promedio de 54% contra 46%). Estos datos solo demuestran que en Venezuela se debe de masificar la participación de la mujer en las actividades deportivas desde la niñez, no solo para lograr medallas en los olímpicos sino también para el mejoramiento de la salud y la incorporación activa de la mujer en la sociedad en general.

Financiamiento

El financiamiento para que un atleta pueda llegar a participar en los juegos olímpicos es un tema el cual debe de ser discutido a fondo para definir un plan para Venezuela. En países desarrollados como Estados Unidos, Canadá, Europa y Japón los atletas dependen principalmente de sus salarios o el de sus padres, aunque el salario en estos países desarrollados es mucho más que en el resto del mundo. En la China, Rusia, y países que pertenecían a la Unión Soviética, el financiamiento es mayoritariamente proveniente del gobierno central. Sin embargo, instalaciones deportivas de gran calidad existen ya en estos países mantenidas y controladas por los gobiernos locales, estatales o nacionales, centros privados, empresas, centros educativos y universidades. Estas instituciones utilizan fondos para organizar competencias regularmente con un mínimo de aporte monetario directo de los atletas. En Venezuela existen instalaciones deportivas, pero no están proliferadas por todo el país ni tienen la dotación necesaria para atender a una gran cantidad de atletas. Existen estadios y centros deportivos en diversas ciudades, pero la gran cantidad de centros educativos, universidades, empresas, y centros privados no tienen instalaciones deportivas. Esto hace que muchos jóvenes no puedan participar y se pierda el potencial deportivo de la nación. El atleta necesita tener instalaciones deportivas adecuadas muy cerca de donde vive y con entrenadores para poder desarrollarse.

En Estados Unidos, país líder en el deporte a nivel mundial, el comité olímpico es financiado por medio de donaciones privadas de empresas e individuos con muchos recursos económicos, y este comité financia la participación de los atletas en los olímpicos y el pago de premios monetarios a los ganadores de medallas (este año el pago es de US$37.000 para cada ganador de una medalla de oro). Toda participación de los atletas en eventos nacionales es costeada por los propios atletas. En otros países, como Rusia y China el financiamiento al comité olímpico es mayoritariamente proporcionado por el gobierno central con una menor porción de capital privado y sin ningún pago de los atletas. En nuestro país es necesario aplicar el modelo gratuito para el atleta.

En cuanto a los costos para entrenar atletas, citamos el ejemplo de Rusia que tuvo un gasto de casi $26 millones para la preparación de 168 atletas para los olímpicos de invierno en el 2018 en Corea del Sur, obteniendo un total de 17 medallas - 2 de oro, 6 de plata y 9 de bronce – y ocupando el lugar número 13 de los países participantes. Eso corresponde a una inversión de $152.000 por atleta para participar y $1.500.000 por medalla. La inversión incluyo la renovación de instalaciones deportivas, estadios, organización de competencias locales y nacionales, pago de entrenadores, personal médico, y hasta pago de un estipendio a los atletas. El comité olímpico se encarga de los gastos de viajes a competencias internacionales, y el pago de salarios a entrenadores extranjeros. La empresa petrolera estatal Gazprom costeo casi la mitad de los gastos del comité olímpico.

En el caso de Venezuela se debería proyectar una inversión mínima anual para el deporte con metas concretas de desarrollo atlético, utilizando fondos del presupuesto gubernamental y con participación activa de empresas del sector privado, aplicando los fondos en forma similar.

De importancia se debe mencionar que países como la China, Japón y otros han identificado al deporte como una de las herramientas para desarrollo del país. El deporte puede subsanar divisiones étnicas y culturales, crea una gran cantidad de empleos y comercios, promueve la tolerancia y la no discriminación, y promueve la integración social y el modo de vida saludable. El deporte desarrolla la convivencia dentro de la sociedad, algo que sería muy positivo para la población venezolana que ha vivido mucho en división durante los últimos años.

El deporte podría también autofinanciarse con el establecimiento de competencias con publicidad en la población para cuando se lleven adelante. Por ejemplo, las ciudades del país celebran campeonatos nacionales y muy poca gente en la localidad conoce que una competencia nacional está por efectuarse. Esta competencia se beneficiaria de forma económica y recreativa si se le hace promoción en los medios de comunicación y se le añaden elementos recreativos, musicales o artísticos para que una gran parte de la población local asista a las competencias.

Entrenamiento

El entrenamiento de atletas para la competencia es igualmente esencial para el desarrollo del deporte en Venezuela. En países con éxito en el deporte varios elementos son importantes de reseñar. Por ejemplo, en varios países se han creado centros exclusivos para ciertas especialidades como "La Universidad del Deporte", "El Centro del Atletismo", "La Academia del Baloncesto", o "La Academia de las Artes Marciales". En estas instituciones además de impartirse educación escolar, también se especializan en la disciplina deportiva elegida. La "Universidad del Atletismo", por ejemplo, seria dotada de muy buenas instalaciones para el atletismo, así como también una gran cantidad de entrenadores y profesores locales y extranjeros impartiendo instrucción y entrenando a los atletas para las competencias.

Para estos centros deportivos es necesario el reclutamiento de entrenadores extranjeros con experiencia en las disciplinas elegidas además de los locales. De igual importancia es la incorporación de atletas venezolanos ya consagrados en las disciplinas con medallas internacionales y experiencia para el entrenamiento de atletas.

Dos elementos adicionales son importantes en el reclutamiento de entrenadores además de tener experiencia local o internacional: asignación adecuada y compensación. Actualmente muchos entrenadores en el país trabajan con sus atletas de forma informal, sin ningún tipo de compensación y utilizando recursos propios para poder entrenar a sus atletas. Esta práctica es totalmente inadecuada, ya que no permite que el entrenador se encargue de entrenar sino de preocuparse de donde sacara recursos para ayudar a sus atletas. El otro elemento es la asignación adecuada del entrenador, lo que significa que debe hacerse un estudio para identificar todos los entrenadores y profesores de educación física en el país y asignarlos adecuadamente a los distintos centros deportivos con buenos sueldos de acuerdo a su posición geográfica y experiencia. Esta asignación debe hacerse en las instituciones que se encargaran de entrenar a los atletas: escuelas, universidades, etc. tomando en cuenta la experiencia del entrenador con la edad de los atletas.

Al entrenamiento de los atletas necesita incluirse otros elementos de mucha importancia: Médicos, terapistas físicos, y psicólogos. El atleta sufre de fracturas, torceduras, y otros problemas que requieren la atención constante de terapistas físicos y médicos. Atletas en las condiciones actuales no cuentan con estos servicios los cuales son de mucha importancia para que el atleta elimine problemas físicos y pueda estar listo para las competencias. Ayuda psicológica es especialmente importante sobre todo en participación internacional, ya que con la edad joven de los atletas estos están expuestos a presiones que los adultos manejan mejor. La ayuda profesional para la preparación a la competencia y aplacar la gran presión psicológica al estar expuesto a atletas extranjeros y el no estar acostumbrado a viajar a otros países es de suma importancia.

Ayuda al Atleta

El último tema con igual o mayor importancia es la condición física, mental y económica del atleta. El atleta venezolano pasa por demasiadas situaciones difíciles para su entrenamiento. Además de la situación tan difícil que viven todos los venezolanos en el país con transporte, alimentación y carencia de servicios públicos y recursos económicos, el atleta tiene que utilizar una gran cantidad de su tiempo entrenando y participando en competencias. La mayoría de los atletas en competencias nacionales o internacionales son estudiantes en liceos y universidades y no tienen un salario o sueldo. Estos atletas podrían beneficiarse enormemente si existe un fondo público, financiado con capital público y privado para pagar a los atletas una mensualidad para ayudarlos con su alimentación, transporte, y adquisición de material necesario para el entrenamiento. Ya fue mencionado anteriormente que atletas en Rusia obtienen un estipendio de ayuda económica y muchos países desarrollados aplican esta ayuda, siempre y cuando este dentro de los requisitos para que el atleta continúe siendo considerado internacionalmente como un atleta amateur. El estipendio debe ser aplicado también a todos aquellos atletas que no estén en el sistema educativo y estén trabajado en un comercio o empresa, ya que estos también se beneficiarían de la ayuda para la compra de equipos necesario para el entrenamiento y otras necesidades, especialmente si son atletas casados y con hijos.

EN CONCLUSION

Como se ilustra en este artículo, nuestro país requiere de la implementación de un plan deportivo para el desarrollo del deporte, seleccionando las disciplinas más adecuadas. El plan debe ser planificado a largo plazo con metas anuales, que incluya la práctica del deporte desde la escuela primaria y hasta el último año universitario, tanto para varones como hembras, bien financiado con un sistema público y privado, con elementos de autofinanciamiento, con la inclusión de competencias inter escolares, inter liceístas, inter universitarias, inter gubernamentales, inter empresariales, y campeonatos nacionales, con entrenadores locales y extranjeros de calidad bien remunerados y con ayuda económica para los atletas. Con la implementación de este plan se estaría elevando la calidad de los atletas para la participación en competencias internacionales y además se estaría beneficiando el país con juventud más sana, con más disciplina y con los beneficios adicionales que el deporte trae a la sociedad. La ley del deporte en Venezuela contiene ya los elementos necesarios para implementar el plan recomendado en este artículo. Si no se hace un proyecto completo y bien formulado, seguiremos hablando lo mismo con la misma frustración y los mismos deseos cada 4 años.

 

*Es un ingeniero con maestría en ingeniería nuclear, y administración de empresas, con 35 años de experiencia laboral. Además de haber competido a nivel nacional en Venezuela en los años 70, fue también miembro del equipo de atletismo en Kansas State University (1980 a 1982), jugador de futbol universitario y comunitario (1983 a 1997), y Vicepresidente de la Liga Tropical de Futbol en la Florida, EUA (1991-1997).

 

betech@bellsouth.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1165 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter