Alfredo Chirinos y Aryenis Torrealba; culpables por ser inocentes

Alfredo Chirinos y Aryenis Torrealba gerentes medios PDVSA detenidos por la Dirección General de Contra-inteligencia Militar (DGCIM) desde el 28 de febrero, bajo la acusación de "haber entregado información estratégica de la industria a EEUU" e imputados por traición a la patria.

Este arresto estaba en la programación del espectáculo de apertura de la llamada Comisión interventora "Alí Rodríguez Araque" que días previo, había tomado control de la industria; tenían que dar la sensación ante la opinión pública, que venían con todo los hierros, a poner las cosas en orden. Y como dice el refrán; "La ocasión la pintan calva", alguien con mas poder, salpicado por la corrupción en las exportaciones fraudulentas de petróleo; que venían denunciados estos dos compañeros, aprovechó el momento, para matar dos pájaros de un solo tiro; por una parte, se quita a los incómodos denunciantes y por otra ofrece los sacrificados para el espectáculo de apertura de la "vergataria" comisión; que de vergatario lo único que tiene es el nombre.

La historia de Alfredo Chirinos y Aryenis Torrealba es una historia de amor y desencanto. El amor mas puro, ese que Nikolái Ostrovski lo definía como " la causa más noble en este mundo, la lucha por la liberación de la humanidad". Eso los llevo a enfrentar las deformaciones que enlodaban la utopía revolucionaria y el desencanto fue que lo denunciado por ellos, como una trama "oculta" y despiadada, que desangraba al patrimonio nacional, tenia todo el respaldo o complicidad de mandos superiores. Pero eso, no es nuevo en este proceso y PDVSA esta llenas de pequeñas historias de amor y desencanto como la de Alfredo Chirinos y Aryenis Torrealba.

¿Cuantas historias verdaderas, nos cuentan los desencantados de este traicionado proceso revolucionario?

En una oportunidad me decía un obrero de taladro "vaya primo y vea como todos los taladros que se le compraron a los chinos, los desvalijaron, y las llaves hidráulicas se las robaron y esas mismas llaves son utilizadas por empresas contratistas que le hacen trabajo a PDVSA; es como si el Ministerio de Educación contratara una empresa de servicios informáticos y dicha empresa hiciera el trabajo con puras Canaimitas" y le preguntaba;

- ¿ Ustedes no han denunciado eso?

No primo, los que pueden salir presos o despedidos somos nosotros.

Otros me contaban que intentaron acondicionar un taller que tiene tornos y otras maquinarias para con esfuerzo propio rectificar motores, fabricar piezas necesaria en la industria y así minimizar gastos, pero fueron desarticulando a todo el equipo promotor de tal idea.

Un mujer luchadora me contó hace un par de años; que en Campo Morichal en Monagas, esta una mega planta procesadora de maíz, comprada por Desarrollo Social PDVSA, para ser instalada en Punta de Mata; "allí esta en el patio, llevando sol y agua desde el 2007". Y antes de preguntarle me dijo, "todo el que se ha propuesto luchar por instalar dicha planta le han dado palo".

El panita Alí, nos decía en su canto; "La inocencia no mata al pueblo// Pero tampoco lo salva".

Aryenis Torrealba y Alfredo Chirinos están presos por inocentes, por creer que en las alturas del poder desconocen de todas las barbaridades que aguas abajo se cometen, inocentes por creer que sus denuncias contarían con el apoyo de la dirección "revolucionaria" . Y todavía vemos a muchos inocente que ante los desmanes que se cometen, los veo expresarse con una ingenuidad asombrosa; "Esto lo tiene que saber el presidente obrero".

Todo eso me hace recordar la triste incoherencia de valientes mujeres soviéticas, que en el altar de su residencia tenían el retrato de Stalin y al lado, el de su difunto esposo, y contaban que su esposo fue victima de una patraña política y murió prisionero en Siberia, pero que el "camarada Stalin no sabia nada de eso".

Estos muchachos son culpables de su pureza revolucionaria; Aryenis Torrealba, hoy se encuentra contagiada de Covid-19, no le rogamos al gobierno, porque no es un favor que se pide; exigimos que se cumpla los preceptos humanistas de nuestros basamentos jurídico, y que se les permita enfrentar el proceso judicial en libertad y con todas las garantías para su defensa.

 

pablofucik21@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1093 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter