Coplas de una injusticia

Sigo los pasos, mejor decir el vía crucis, de una familia que compró una vivienda y no tiene vivienda. Vuelvo sobre un tema que conmovió mi prosa hace un año. Las hijas del matrimonio, dos jóvenes universitarias, estudian por los rincones porque el apartamento que pagaron sus padres, lo usufructúa alguien acusado de estafa inmobiliaria. Este “feliz propietario” dejó a unas 90 familias en la calle y habita en la que pagaron los progenitores de estas jovencitas. Nuestras kafkianas instancias judiciales le dan luz verde para esto y aquello.

Algunas de esas instancias de mi entrañable quinta república alegan que los propietarios, a la hora de vender, debieron dar la primera opción al “inquilino”. Ocurre que este no solo tiene el antecedente de estafar a decenas de ciudadanos, sino que hace años dejó de pagar alquiler y condominio del inmueble que la familia Pereira compró y mantiene al día hasta el sol de hoy . ¿Por qué invoca derecho quien se ha colocado al margen del derecho? Entre abogados te veas, decían en la Cuarta y, para muchos, es válido en la Quinta de mis tormentos, con el perdón de Cabrujas.

Soy un luchador de las causas perdidas. Nunca me verán abogando por los “derechos” de empresarios o millonarios, viejos o nuevos. El presidente Chávez me ayudó a reincorporar a cuatro obreras despedidas de Mercal por quienes dañaban ese hermoso proyecto. Entonces me dijo, en llamada al Kiosco Veraz, que era “El Gavilán”, aquel personaje de radionovela, “defensor de los pobres y los desamparados”.

Como el Florentino que llamó a todos los santos para derrotar al Diablo en recio contrapunteo, yo invoco con copla herida al TSJ, a la Fiscalía, al Defensor del Pueblo, a la ministra para la Mujer, Gladys Requena; a mis queridas diputadas de la Comisión de la Familia, María León y Odalys Monzón, a la Primera Combatiente, a todas las militantes de Unamujer y a María Santísima. Todo para que el Estado de justicia que consagra la Constitución Bolivariana se haga letra viva, más allá de las viejas mañas del “estado de derecho”. Así cantó el quitapesares: “El que no carga machete/ saca la miel con las uñas”.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5881 veces.



Earle Herrera

Profesor de Comunicación Social en la UCV y diputado a la Asamblea Nacional por el PSUV. Destacado como cuentista y poeta. Galardonado en cuatro ocasiones con el Premio Nacional de Periodismo, así como el Premio Municipal de Literatura del Distrito Federal (mención Poesía) y el Premio Conac de Narrativa. Conductor del programa de TV "El Kisoco Veráz".

 earlejh@hotmail.com

Visite el perfil de Earle Herrera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Earle Herrera

Earle Herrera

Más artículos de este autor