Voceros de la derecha tildan de "quejosos" a personas que han denunciado abusos de constructoras

Credito: Archivo

Caracas, 01 Nov. AVN .- Los voceros de la ultraderecha criolla insisten en defender a las constructoras que, de manera ilegal, hacían ajustes mensuales en el precio de las viviendas que eran ofertadas en “preventa” y no ocultan su clasismo al momento de referirse a aquellos que han decidido denunciar el atropello de estas empresas.

Uno de éstos es el secretario general del partido Acción Democrática, Henry Ramos Allup, quien aseguró que las medidas tomadas por el Estado, para resguardar los intereses de quienes compraron sus viviendas en proyectos habitacionales privados, fueron impulsadas por “un grupito de quejosos que andaba denunciando en todos lados”.

Aseguró que estas personas que, en muchos casos tienen más de cinco años esperando para que las constructoras les entregaran las viviendas que tenían canceladas en casi su totalidad, son personas que “quieren obtener viviendas gratis llevándole chismes al Gobierno”.

“El Gobierno no puede andar entrepitiando en esas cosas, como las viviendas, donde él no sabe y dejar que los privados inviertan”, aseguró, durante su participación en el programa Buenas Noches que transmite el canal privado Globovisión, quien por más de una década fuera diputado por AD en el extinto congreso de la República y siempre alzó su voz para defender los intereses de los grandes intereses económicos.

Por su parte, el director del diario Tal cual, de manera irresponsable, aseguró que los retardos en las obras se deben a que las constructoras “se han visto afectadas por la imposibilidad de escalar los costos en función del INPC (Índice Nacional de Precios)” y por ende los empresarios postergaban la entregada de la obra “para no condenarse a la quiebra”.

“Vamos a suponer que unos de estos complejos se haya atrasado en la construcción. Eso ha ocurrido por la medida tomada, por el propio Gobierno que prohibió escalar el Índice de Precios al Consumidor a la venta de viviendas nuevas. Esto obligó a promotores abandonar el negocio para no condenarse a la quiebra y por eso muchos se han retirado del negocio”, aseguró Petkoff durante una participación en el programa Aló, Ciudadano que transmite Globovisión.

Además, señaló que estas acciones tomadas por los constructores se deben a que “éste es un país inflacionario con una tasa altísima que alcanza el 28 %”.

Sin embargo, es necesario recordar que para el año 1996, cuando Petkoff fuera ministro de Cordiplan e impulsor de la llamada “Agenda Venezuela”, la inflación llegó a 103,2 %, el nivel más alto que ha alcanzado este indicador en la historia nacional.

Vale recordar que, por decisión del Tribunal Supremo de Justicia, se prohibió la realización de ajustes, en función del Índice Nacional de Precios al Consumidor, en los precios de las viviendas nuevas, por considerarlo ilegal.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6747 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas