Revocatorio a esta oposición


Viéndolo bien, cualquier ser pensante, no comprometido, pero con adecuado equilibrio al emitir un juicio y analizándolo en frío, pudiera señalar que el Referendum Revocatorio, en las actuales circunstancias, se le debiera aplicar a la dirigencia oposicionista del país, más que al primer mandatario nacional.

Es que en sana política, cabría más una revocación a quienes comandan esta oposición. Al menos desde el punto de vista ético o moral. Porqué aún cuando no apareciera especificamente delineada para sus caras más visibles, la cúpula empresarial, la añeja cetevista, la mediática, o sus ONGs, por no detentar cargos de elección popular, deberían ser sometidos a una revisión quienes tuercen la planificación de un referendum, eludiendo o violentando normas, reglamentos o leyes, aparte de los de los negativos resultados para sus seguidores y, desde ya ser susceptibles de alguna sanción.

Y por supuesto, las organizaciones políticas involucradas detrás de esa camarilla opositora, siquiendo ciegamente esa misma línea de acción, si tendrán que correr un alto riesgo de penalización o revocación con sus candidatos, bajo la transparencia de comicios que se avecinan.

Porqué, en verdad, siguiendo su trayectoria, una oposición a un gobierno que, desde el inicio, en los más altos entes financieros impulsó la fuga masiva de capitales y el agotamiento de las reservas de la nación; propició todos los paros sectoriales o nacionales posibles- con casi todos los medios noticiosos a su favor-; condujo hacia la máxima inestabilidad política del país que llevó hasta la salida a la fuerza del Presidente Constitucional de la República y a la abolición de una Constitución liberrimamente aprobada -afortunadamente abortada- y desencadena una debacle dentro de la principal industria generadora de ingresos del país con la consecutiva crisis energética nacional, reducción en más de la tercera parte del presupuesto del 2003 y devaluación de nuestro signo monetario.......¡DEBIERA MERECER ALGUNA SANCION!.

Y, aún cuando los medios privados de información traten de hacer ver otra cosa, afortunadamente el alto nivel de concientización alcanzado por la mayor parte de la masa poblacional, que explica la pronta restitución del hilo constitucional -y que Chávez no es causa sino efecto- deberá favorecer, aún más, una respuesta sancionatoria.

Por tanto, no es de creer que el sector gubernamental tenga que temer a algún referendum revocatorio, por algo fué su proponente en la Constituyente, su triunfo ratificado por amplio margen y actualmente, a la mitad de su período constitucional, con el porcentaje más alto de aceptación hasta en encuestadoras enemigas. Pero, una oposición que no atiende a reglas claras, o, esta temerosa de un resultado adverso o, mantiene en el fondo una misma línea política subversiva , cuyo único asidero tendría que venir de algún factor de poder antinacional

En tal caso, a alguien se le podría ocurrir que ese tipo de oposición sería también susceptible de un referendum que apruebe o desapruebe una línea oposicionista a ultranza o de lesa-patria.

*Dr. Jesús Rodríguez Silva
Profesor Universitario


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2979 veces.



Jesús Rodríguez Silva*

Médico y Profesor Universitario.


Visite el perfil de Jesús Rodríguez Silva para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas