¿Podrá el PSUV impulsar el programa de recuperación económica planteado por Maduro?

En su Boletín 124 publicado el 7 de Septiembre del año en curso, El Partido Socialista Unido de Venezuela asume el impulso del Programa de Recuperación Económica que es el camino correcto para la recuperación del equilibrio y la estabilidad económica del país. .Consideramos que es una decisión muy importante donde el PSUV debe jugar un papel fundamental, resaltamos varios de los aspectos publicados en el Boletín:

Se define que todo sujeto revolucionario debe orientar una gran parte de su accionar revolucionario a la PRODUCCIÓN NACIONAL, en todas las áreas posibles: agricultura, industria, petrolera, medicina, etc. y se aprobó la creación de la Vicepresidencia económica productiva del PSUV, para que asuma lo siguiente:

-La articulación con cada UBCH y sus proyectos productivos, para convertirlos en promotores de la cultura productiva nacional

-Municipalización del desarrollo productivo, caracterizando los municipios de acuerdo a sus capacidades y potencialidades, a fin de ajustar los planes de inversión y otras variables productivas.

-Poner en marcha un plan de supervisión trimestral a todos los créditos que se otorguen por el gobierno para garantizar el buen uso de los recursos otorgados para la producción.

-Promover la creación de un Fondo Nacional y Regional para el desarrollo productivo direccionado a los núcleos rurales agro- productivos.

-Desarrollar un plan de catastro agrícola rural destinado a conocer la realidad del potencial desde los territorios con vocación productiva.

- Establecer en lo inmediato un programa de apoyo a la economía comunal y pequeños productores asociados a los CLAP, que pudieran verse afectados en esta mesa en la búsqueda de la estabilidad

También se plantea como acciones productivas:

-Apoyar todas las iniciativas públicas y privadas que impulsan los sistemas de siembra propios autóctonos y ancestrales, como el conuco y su masificación en la población rural y periurbana.

- Fortalecer las comunas productivas con la activación de los bancos comunales como forma de desarrollo de la economía comunal.

-Desarrollar en el PSUV el proyecto de "Un militante un conuco" o una granja integral.

-Elaborar y desarrollar un plan de urgencias productivas, lo cual significa priorizar los rubros estratégicos que garanticen los aportes nutricionales básicos que requerimos los venezolanos.

-Fortalecer las estrategias para captar propuestas productivas desde los territorios ligados a la elaboración de agroinsumos y productos agrícolas de manera artesanal y no perjudicial para el ambiente.

-Construir un plan de producción del PSUV que permita la captación de propuestas productivas, la organización de productores y la politización de los procesos de asignación de recursos agrícolas para cubrir las fuerzas y estructuras políticas en función del desarrollo económico productivo.

-Territorializar el otorgamiento de créditos, insumos, equipos y maquinarias, estableciendo seguimientos conjuntos entre partido-gobierno-poder popular.

Ahora bien, para el logro de los objetivos aquí planteados es fundamental plantearse FUNDAMENTOS y PRINCIPIOS que deben guiar la acción del PSUV y su militancia, veamos:

-La producción es la base de la vida de la sociedad. Para vivir, los seres humanos necesitamos alimentos, ropas, viviendas y otros bienes materiales. En los primeros tiempos de la prehistoria, algunas de estas cosas, las más indispensables, los primeros seres humanos las tomaban directamente de la naturaleza. Hoy los bienes que necesitamos no se pueden tomar directamente de la naturaleza; para poseer dichos bienes, los seres humanos tenemos que producirlos, tenemos que trabajar y es esa actividad productiva la base sobre la que han nacido y desarrollado los vínculos y relaciones sociales, es decir, la sociedad humana

-Carlos Marx dice "En cierta fase de su desarrollo, las fuerzas productivas materiales de la sociedad entran en contradicción con las relaciones de producción existentes, o bien, lo que no es más que la expresión jurídica de esto, con las relaciones de propiedad en el seno de las cuales se han desenvuelto hasta entonces. De formas de desarrollo de las fuerzas productivas, estas relaciones se convierten en trabas suyas. Y se abre así una época de revolución social. Al cambiar la base económica, se transforma más o menos rápidamente toda la superestructura inmensa erigida sobre ella". Por ejemplo, actualmente La propiedad privada capitalista en el campo domina el 80% del proceso de producción y distribución alimentos en el país. Como tarea central de la revolución es imperativo cambiar esa correlación de propiedad para minimizar la privada capitalista y aumentar la propiedad social, estatal, comunal, entre otras formas pro-socialistas. Mientras no volteemos esa correlación, la "sacrosanta" propiedad privada del burgués en el campo, explotador y parasito, nos seguirá sometiendo a sus designios. Las instituciones del Estado deben contribuir a la instauración de las formas de propiedad socialistas, a la vez de ir transformándose en función de la base económica rumbo al socialismo.

En cuanto a la producción de alimentos, planteamos:

-Debemos reconocer a la clase campesina, como fuerza productiva fundamental en la producción de alimentos en el país. Los campesinos y campesinas, a través de su trabajo y esfuerzo y su relacionamiento con el medio de producción tierra, son quienes producen los alimentos para la vida y para la sociedad .Es la agricultura campesina, generalmente guiados por principios agroecológicos en perfecta armonía producción-naturaleza y respetuoso de los acervos culturales y alimentarios, la garante de la alimentación para nuestro pueblo .Debemos desmontar la falsa creencia o mito fortalecida por los medios de comunicación y otros poderes facticos, interesados en promover y vender la idea de que la agricultura corporativa, la agricultura de las transnacionales, el agronegocio de los terratenientes, es la vía para garantizar la alimentación a la población

-Reconocimiento y valoración a todas las formas o modalidades de agricultura campesina y /o familiar y las diferentes economías de escala que ella genera, como elemento necesario para la construcción de soberanía alimentaria (Conuco, patios productivos, agricultura urbana y periurbana, tierras rescatadas de latifundio, fundos zamoranos, entre otros)

-El campesinado y sus diferentes expresiones organizativas, definitivamente debe empoderarse de todas las fases del proceso productivo tales como producción (siembra -cosecha), distribución e intercambio-transformación y procesamiento-abastecimiento -consumo de alimentos y dejar de ser solo un proveedor de materia prima para la agroindustria privada, como actualmente predomina

-Potenciar tradiciones y costumbres productivas –alimentarias heredadas de nuestros ancestros, de nuestros abuelos y abuelas, presentes en las comunidades del país, (Cayapa, convite, mano vuelta, trueque) como expresión clara que la producción y consumo de alimentos no es solo un hecho económico, sino eminentemente cultural, basados en principios de solidaridad, complementariedad y hermandad.

Rescatamos del Libro rojo de Mao, algunos principios que deben guiar la acción del PSUV y su militancia en esta ofensiva económica, veamos:

-Hay que administrar con laboriosidad y economía las fábricas, los establecimientos comerciales, las empresas estatales y cooperativas así como las demás empresas e instituciones. Hay que observar el principio de laboriosidad y economía en todas las actividades. Este principio de economizar es uno de los fundamentales en la economía socialista

-Con el objeto de acelerar la restauración y el desarrollo de la producción agrícola, así como la producción industrial en los poblados, debemos, en el curso de nuestra lucha para abolir el sistema feudal (latifundio), esforzarnos al máximo por preservar, hasta donde sea posible, todos los medios de producción y de subsistencia utilizables, tomar medidas enérgicas contra quienes los destruyan o malgasten, combatir los excesos en las comidas y observar una economía estricta

-En lo que concierne a los gastos gubernamentales, debemos atenernos al principio de economía. Es necesario hacer comprender a todo el personal de los organismos gubernamentales que la corrupción y el despilfarro son crímenes gravísimos. La lucha contra la corrupción y el despilfarro ha dado ya algunos resultados, pero todavía se requieren nuevos esfuerzos. Economizar cada moneda para las necesidades de la guerra, para la causa revolucionaria y para nuestra construcción económica: tal es el principio que ha de orientar nuestra contabilidad.

-Entre muchos de nuestros cuadros crece ahora una tendencia peligrosa: negativa a compartir alegrías y penas con las masas y preocupación por la fama y el provecho personales. Esto es muy malo. En el curso de la campaña por aumentar la producción y hacer economías, debemos simplificar nuestras organizaciones y transferir cuadros a los niveles inferiores a fin de que un número considerable de los cuadros se reincorpore a la producción. Esta es una manera de vencer esa tendencia peligrosa.

"Debemos prestar profunda atención a los problemas relativos a la vida de las masas, desde los problemas de la tierra y el trabajo hasta los del combustible, el arroz el aceite y la sol. (...) Todos estos problemas relativos a la vida de las masas deben figurar en nuestro orden del día. Debemos ayudar a las masas a comprender que nosotros representamos sus intereses y vivimos la misma vida que ellas. Debemos ayudarlas a que, partiendo de estas cosas, lleguen a la comprensión de las tareas aún más elevadas que hemos planteado… y luchar hasta el fin por la victoria de la revolución"

CHAVEZ VIVE…LA LUCHA SIGUE

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 442 veces.



Jesús Pérez Q


Visite el perfil de Jesús Pérez Q para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a270267.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO