Liberaron al dirigente sindical de Insopesca Darío Salcedo

La noche de ayer 4 de julio de 2020, fue liberado el dirigente sindical de los trabajadores de INSOPESCA Darío Salcedo, Secretario de Organización del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Pesca Acuicultura y Actividades Conexas, detenido desde hace casi dos meses (5 de mayo) por el motivo de denunciar a través de las redes sociales, un conjunto de anomalías en la entrega de alimentos y beneficios laborales en dicha institución estatal, entre ellas el hecho que las bolsa de Clap de que les son vendidas a los trabajadores del organismo público pasarían de 15.000 Bs, a costar al excesivo precio de 1.300.000 Bs por cada trabajador.

Una detención Injusta y un proceso viciado.

El rechazo al enorme incremento de precios, comunicado por Darío, a través de un audio de Whatsapp, a la Directora de Recursos Humanos de Insopesca Carmen Hinojosa, así como la solidaridad con el mismo expresado por los trabajadores quienes además cuestionaron los privilegios del ex Ministro para la Pesca Dante Rivas, fueron los motivos para la repudiable detención, que además incluyó el allanamiento de su vivienda por el Cuerpo de Investigaciones Penales y Criminalísticas (CICPC) y la Fiscalía del Ministerio Público de Caracas, siendo trasladado el dirigente a la sede de la Dirección de Delitos Informáticos del CICPC en esta ciudad.

Después de un proceso plagado de irregularidades y dilaciones, en el que además fue privado del legítimo derecho a la defensa, siendo escuchados sólo los argumentos de la fiscalía, se dictó medida privativa de libertad contra Salcedo, quien ya había sido recluido en la sede del CICPC del Rosal y fue posteriormente trasladado al estado Guárico, al Centro de Procesados Judiciales 26 de Julio

La criminalización de la protesta y las violaciones a la libertad de expresión.

Esta detención constituye un claro hecho de criminalización de la protesta laboral y social, además de y una violación a la libertad de expresión de los trabajadores, por parte del gobierno de Nicolás Maduro, siendo que se penaliza a un dirigente sindical, por expresar su disconformidad contra un ataque a los derechos de los trabajadores que representa, aún por medio de una simple manifestación de desacuerdo a través de las redes sociales.

Esta caso no constituye una excepción, al contrario desde hace un tiempo el gobierno nacional ha venido judicializando y penalizando a dirigentes y activistas obreros, por ejercer su derecho a protestar en defensa de las reivindicaciones laborales, sociales y políticas de los trabajadores, como es el caso del dirigente sindical de Ferrominera Rubén González, o del activista obrero de la misma empresa Rodney Álvarez, este último encarcelado, sin juicio ni condena, ya durante por nueve años por un crimen que no cometió. Así como otra gran cantidad de casos similares en el país.

El gobierno de Maduro, que se hace llamar "obrerista", demuestra así su falsedad de usar este calificativo al actuar de manera similar y hasta peor que otros gobiernos burgueses en el continente, como el del ex Presidente Mauricio Macri que inició la persecución judicial contra Sebastián Romero, obrero y dirigente sindical de General Motors en Argentina, por su participación, junto a miles de trabajadores, en las protestas contra la reforma pensional (y enfrentar la represión contra las mismas), llevada adelante por Macri y que roba las pensiones de los jubilados en ese país; o como el gobierno de Piñera en Chile, que mantiene más de 2500 presos políticos por defender los derechos de los trabajadores y el pueblo chileno en las pasadas manifestaciones en ese país contra el paquete de ajuste gubernamental.

Actualmente Sebastián Romero, permanece detenido por el gobierno de Alberto Fernández, a quien le exigimos su inmediata liberación, porque luchar por los derechos de los trabajadores no es delito. Por tal razón estamos llevando adelante una campaña internacional hasta lograr este objetivo. De la misma manera que desarrollamos una campaña internacional por la libertad de los presos políticos en Chile.

Es necesario denunciar, el incremento en el país, durante la cuarentena por la crisis sanitaria del Covid 19, de las detenciones y procesamientos judiciales contra compañeros trabajadores, principalmente del sector salud, pero también contra periodistas y profesores universitarios, bien sea por denunciar pésimas condiciones de trabajo en los hospitales y centros de salud del país, por cuestionar las cifras oficiales al respecto del número de contagiados y fallecidos por causa del coronavirus o por declarar sobre fallas en el manejo oficial de la crisis sanitaria. Desde el inicio de la cuarentena hasta ahora se cuentan más de 300 casos de procesamientos de este tipo.

Es necesario unificar las luchas para defender nuestros derechos y enfrentar el ajuste gubernamental.

Desde la Unidad Socialista de los trabajadores manifestamos nuestra satisfacción por la libertad del compañero Salcedo, así como también expresamos nuestro reconocimiento al trabajo realizado por sus abogados, familiares y compañeros y nos solidarizamos con ellos. También le damos un significativo valor a la abnegada campaña de denuncias contra la criminalización de las protestas y por la libertad de las trabajadoras y trabajadores presos, en defensa de la libertad de expresión, de los derechos políticos, democráticos, sindicales, laborales y sociales; que diversas organizaciones sindicales, políticas, sociales y de derechos humanos han venido desarrollando a fin de romper el silencio sobre estos casos y para exigir que paren de suceder.

En este sentido consideramos que ha tenido una gran importancia el esfuerzo realizado por todas estas organizaciones e individualidades, así como familiares, compañeros y amigos de los trabajadores detenidos en el twittazo realizado el pasado 02 de julio del año en curso logrando posicionar como trending topic en el país la etiqueta #LiberenALosTrabajadoresPresos, por más de dos horas. Esto nos llama multiplicar los esfuerzos, extender y profundizar las acciones unitarias para defender los derechos de los trabajadores, rechazar los atropellos, las violaciones a la libertad de expresión, exigir la libertad de los demás detenidos y derrotar el paquete de ajuste gubernamental que descarga el peso de la crisis sobre los hombros de los trabajadores y el pueblo humilde de Venezuela.

La liberación de Darío, es un ejemplo de que con organización, movilización, consecuencia y lucha unitaria los objetivos se pueden lograr.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1102 veces.



Unidad Socialista de los Trabajadores

Sección venezolana de la Liga Internacional de los Trabajadores – Cuarta Internacional (LITCI)


Visite el perfil de Unidad Socialista de los Trabajadores UST para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Unidad Socialista de los Trabajadores UST

Unidad Socialista de los Trabajadores UST

Más artículos de este autor