Ecuador no aprende la lección. Peligrosísima reanudación de relaciones con Colombia

En 1.997 en Washington la ONU, empezó a dictar talleres sobre desplazamiento forzado a miembros del Departamento de Estado que llegarían a las embajadas de Quito, Bogotá y Caracas.

En el mismo año Abdala Bucaram era destituido por el congreso ecuatoriano acusándolo de enajenación mental, en una polémica reunión la oligarquía guayaquileña, la banca nacional, la viuda de Novoa y el partido social cristiano encabezado por León Febres Cordero, compraron en cuatro millones de dólares cada voto mientras el gobierno de Abdalá ofrecía dos. Esa fue una de las primeras operaciones políticas realizadas con dinero lavado del narcotráfico.

Desde los 90, la sociedad ecuatoriana como muchas otras sociedades latinas se encontraron penetradas por el dólar proveniente del narcotráfico colombiano para lavarlo. De lo que se conoce, el banco de los Andes–Quito fue uno de los primeros que empezó con este negocio, luego, se propagó al Filanbanco de los hermanos Isaías, al banco de préstamos, pacifico, popular, Rumiñahui, este ultimo de los militares, con ellos se involucraron los partidos políticos: partido Roldosista ecuatoriano (PRE), izquierda democrática (ID), partido social cristiano (PSC), democracia popular (DP), sus caudillos y dueños de esas toldas políticas, miembros de las fuerzas armadas y policía.

Generales y coroneles, políticos, aparecieron de la noche a la mañana con mansiones, haciendas y empresas enormes para el medio. Todas estas operaciones estaban coordinadas desde la embajada norteamericana, la CIA y la NSA. a cargo de los agregados militares y estos directamente relacionados con las fuerzas armadas, ligados mas estrechamente con las unidades elites como la UIEIS y los cuerpos de inteligencia militar y policial quienes reportaban directamente en la embajada de Estados unidos en Quito.

Después, llegó el agente de la CIA. Hamild Mahuad, graduado en Harvard quien dolarizó la nación y decretó el feriado bancario, entre otros motivos, para limpiar las huellas que para ese entonces salpicaban a la sociedad ecuatoriana como una narcosociedad, pues, la corte de justicia, fiscalía, militares, banca, partidos políticos, policía, estaban penetrados por el dinero del narcotráfico.

El papel de Hamild Mahuad como presidente de Ecuador era dolarizar el país, último requisito para asegurar al país como patio trasero del plan Colombia. Para ese entonces, la corrupción político-militar galopaba libremente, la banca crecía desmesuradamente con enormes sucursales por todo el país y los dueños de los partidos políticos jugaban a la ruleta presidencial, la tercera es la vencida.

Con el patio trasero asegurado, Pastrana viajó a Washington y regresó con helicópteros y 1800 millones de dólares para iniciar el plan Colombia, para ese entonces, ya el papel de Mahuad estaba cumplido, por lo tanto se requería cambiarlo, llegó el golpe indígena-militar encabezado por el coronel Lucio Gutiérrez, quien desde el lado ecuatoriano del río San Miguel en el Putumayo una vez presidente colaboró abiertamente con el plan patriota. Las fuerzas militares y policiales de Colombia ingresaban como perro a su casa a la nación ecuatoriana.

Para esa época, 2004, León Febres Cordero, oligarca y dueño del partido social cristiano, asalariado del departamento de estado, asesino de jóvenes, el Pinochet Ecuatoriano, con ayuda de la policía cometió crímenes de Leza humanidad 1.984 -1.988, cuando extermino a la gente de Alfaro vive pagaron justos y pecadores, este caudillo de la política en Ecuador denunció públicamente que, al país ingresaban diariamente entre dos y cuatro millones de dólares para lavarlo, maletas que saltaban los controles de los aeropuertos de Quito y Guayaquil, con la ayuda de funcionarios del gobierno de Gutiérrez y de agentes de inteligencia de los cuerpos militares y policía bajo el visto bueno de la DEA y del embajador de Estados Unidos. Dinero que servía para alimentar el plan Colombia, ese dinero no solo ingresaba por los aeropuertos, lo hacía en camiones cargados de papas, habas, arvejas, provenientes de San Gabriel en la provincia del Carchi o en troncos de madera desde Sucumbíos. Hasta un 35 -40% se quedaba en el país como porcentaje por lavarlo, en donde la banca, negocios de turismo, empresas militares, pesqueras, que surgieron por esos años en la provincia de Manabí con el camarón, las floricultoras de Cayambe, el cartel del diario manabita, algunos medios de comunicación televisados fueron beneficiados con esos dineros, y tapados con la captura del cartel de los reyes magos en Quito. Enorme publicidad desplegada contra los Reyes para ocultar la dimensión real del negocio de lavado.

El plan Colombia, se podría decir, empezó en Ecuador. Cuando la ONU. Dictaba talleres en Washington a los funcionarios del departamento de estado para lidiar con el desplazamiento forzado interno que se produciría en Colombia, afectando también a Ecuador y Venezuela, desde ese mismo año 1997, hasta la llegada de Rafael Correa, Ecuador tuvo 7 presidentes en 10 años, inestabilidad jurídica, económica, social, corrupción, violencia, narcotráfico, lavado de activos, fuerzas armadas y policiales alimentadas, pagadas, vestidas, entrenadas por las fuerzas especiales de EEUU, CÍA., NSA Y DEA, aseguraban la guerra sucia del plan.

Correa llego a la presidencia destruyendo la antigua estructura política. Desde el principio puso freno a las arremetidas norteamericanas en el país y denuncio la corrupción policial y militar al servicio de los EEUU, en esas idas y venidas, el pueblo lo ratifico por 6 ocasiones en el cargo político y como nuevo líder social, hasta que llego el bombardeo a Angostura en territorio ecuatoriano en marzo del 2008, acostumbrados como estaba a violar la soberanía de Ecuador, el gobierno de Uribe jamás espero la reacción digna y valerosa del pueblo de Ecuador encabezada por Correa. Este bombardeo, las mentiras de Uribe, la manipulación de la computadora mágica de Raúl Reyes que servia para comprometer a toda la nación con las FARC, congelaron definitivamente las relaciones diplomáticas y comerciales con Colombia.

Así, transcurrió 1 año con 8 meses, hasta ayer 12 de noviembre, cuando las cancillerías de Ecuador y Colombia reestablecen relaciones comerciales paso previo para organizar las relaciones diplomáticas, grave error. En este tiempo transcurrido Colombia se militarizo para controlar todo el espacio Sudamericano y desestabilizar a los gobiernos socialistas de la región con los militares norteamericanos, compro armas para una guerra con sus vecinos, la adquisición de material bélico no para por parte del gobierno de Uribe, es una de las naciones que mas gasta en armamento en la región, para desestabilizar a los gobiernos de izquierda, controlar la Amazonía, esa la nueva misión del plan Colombia-EEUU.

Las disculpas de Uribe con perdón incluido sirvieron a sus propósitos estratégicos dentro de la nueva geopolítica para la región. Descongelar una de las dos fronteras calientes, lo hace con Ecuador, porque sabe que Ecuador requiere de esos 600-800 millones de dólares que vende a Colombia para suavizar la sociedad de la frontera, precio muy bajo para el costo político-social que tendremos que pagar por reestablecer relaciones con Colombia.

La lamentable experiencia con la alianza colombo-norteamericana no sirve de nada para el gobierno de Rafael Correa. Estoy de acuerdo con el presidente Chávez cuando dice: “la capital de Colombia no esta en Bogota esta en Washington” Como se olvida la historia, ojala y por el bien de Ecuador, esta reanudación diplomática con Colombia no le cueste caro presidente Correa.


rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4679 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: