Y hasta de la nómina de PDVSA

Documentos desclasificados del gobierno de Bush desenmascaran a periodistas a su servicio

La denuncia de la abogada venezolana estadounidense, Eva Golinger, sobre el pago que recibieron varios periodistas venezolanos dentro de la implementación de un supuesto programa de intercambio del gobierno de Bush dirigido a esos profesionales con el objetivo de adiestrarlos para que influyan en las líneas editoriales de los medios para los cuales trabajan, de acuerdo a los intereses de la Casa Blanca es, en nuestro criterio, sumamente grave, pues ello evidencia, una vez más, que los esfuerzos del gobierno norteamericano para desestabilizar nuestro proceso de cambios revolucionarios no tiene límites de ningún tipo, tantos que hasta se gana a cambio de un puñado de dólares a quienes tienen el sagrado compromiso en nuestro país de informar veraz y oportunamente al pueblo, así como el de crear opinión con ética y alto sentido de responsabilidad.

La abogada Golinger indicó hoy en rueda de prensa a los medios tanto nacionales como extranjeros, que además del grupo de periodistas que figuran en los documentos desclasificados por el gobierno del norte y los cuales mostró a los asistentes, como son los licenciados Fausto Malavé, Miguel Ángel Rodríguez, Ana Karina Villalba y Maria Fernanda Flores, estos dos últimos de Globovision, hay otro grupo de ellos que presta servicios a la Gerencia de Relaciones Públicas de PDVSA, lo cual agrava más al situación y plantea la necesidad de que la Asamblea Nacional asuma con la mayor urgencia la investigación de estas denuncias, más allá de que la propia Fiscalía General por “notitia criminis” inicie la suya propia, pues se impone precisar si esos venezolanos que han recibido dinero de un gobierno extranjero para atentar contra la paz del país, han incurrido en traición a la patria, delito grave ese que está sancionado en nuestra ordenamiento legal con penas entre 26 y 30 años de cárcel.

Mientras tanto, las autoridades de la estatal petrolera deben suspender de sus cargos a los periodistas de su nómina que aparezcan mencionados en esos documentos que tiene en sus manos la abogado Golinger y que le han sido entregados por el propio gobierno yanqui, pues no son otra cosa que pruebas contundentes de sus repudiables conductas y, además, suficientes como para tomar esa media profiláctica sin mayor dilación.



oliverr@cantv.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4333 veces.



Ivan Oliver Rugeles


Visite el perfil de Iván Oliver Rugeles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Oliver Rugeles

Iván Oliver Rugeles

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a35261.htmlCd0NV CAC = Y co = US