Los comuneros a la ciudad comunal en construcción

En medio de esta pandemia mundial la cual ha segado muchas vidas en el planeta, sin distingos de clase, cleros o razas, ni colores político, si más pobres que ricos, es obvio y de un bloqueó criminal, coercitivo, unilateral  por parte del imperio estadounidenses y sus corporaciones mediáticas con una guerra multiforme de ataques sistemáticos y en permanente asecho.

Nuestro pueblo laborioso siempre ha sabido enfrentar, con coraje y gallardía, demostrada en cualquier batalla o terreno, igual en el campo de las ideas, sin darles cuartel a los enemigos  de la revolución, acompañantes, lacayos.

Con esto, no se puede negar han llenado de muchas calamidades al pueblo de Venezuela pero siempre en resistencia el pueblo trabajador los ha sabido combatir.

Las fuerzas revolucionarias agrupadas en organizaciones y  Movimientos Sociales como Comuneras y Comuneros de bases, Comunicadores y Comunicadoras  Populares de todas las artes son el vehículo de la transmisión creativa, organizados en partidos políticos y el Gran Polo Patriótico (GPPSB)

Estamos conscientes de la responsabilidad política que hemos asumido con el proceso revolucionario venezolano impulsado por nuestro Comandante Hugo Rafael Chávez Frías y hoy liderizado por el camarada presidente de la República Bolivariana de Venezuela Nicolás Maduro Moros.

Por ello consideramos la unidad necesaria de todas las fuerzas revolucionaríais del país como instrumento para incidir en ellas y avanzar en el Socialismo del Siglo XXI como nos lo ordenó Chávez y derrotar de una vez por todas las fuerzas reaccionarias que aún persisten proimperialistas, fascistas, "pretendiendo" regresar al gobierno e imponer de nuevo sus privilegios políticos, económicos, culturales y de explotación a los que nos tenían sometidos.

Frente a estás política económicas, igualmente, basadas en la explotación del hombre por el hombre y de la mujer por la mujer, aplicadas por las clases dominantes, al pueblo trabajador, las fuerzas revolucionarias en unión del pueblo venezolano hemos levantado las banderas, contrarias a todas estas políticas en su punto más alto como lo es la oligarquía pitiyanki con monopolios, oligopolios y diferentes prácticas de apropiación de la masa laboral.

Nos casamos por una patria Bolivariana e  independiente autónoma y soberana, avanzando hoy en el actual proceso revolucionario de transición al socialismo.

Por ello, hoy estamos conscientes de la necesidad de avanzar en las siguientes propuestas: impulsar la lucha por la pulverización del Estado capitalista y construcción del Estado popular y socialista bolivariano de derechos y justicia social.

Advertir de los graves peligros que amenazan al proceso revolucionario: uno de ellos es el burocratismo en las instituciones del Estado, frenando el desarrollo protagónico que debe cumplir el pueblo trabajador en el avance de la revolución.

Otra amenaza en asecho, la cual hay que rechazar enérgicamente por todos los revolucionarios Chavistas es la oligarquía revolucionaria, impulsada por algunos funcionarios del Estado. 

De igual manera la ineficiencia y la corrupción que detienen el proceso revolucionario en nuestro país.

Exigir la aplicación de políticas que ataquen el problema estructural de la sociedad capitalista que originan la delincuencia existente, mal del sistema imperante neoliberal.

Promover y organizar los mecanismos del ejercicios del Poder Popular, como ampliar, Controlaría Social en todas las instancias, Consejos productivos de Trabajadores, Direcciones Colectivas en las empresas y entes públicas del Estado entre otras, organizaciones, más Poder Popular al pueblo.

Contribuir al despliegue de una amplia revolución cultural, que tenga como centro la ideología Revolucionaria, sustituyendo radicalmente los valores de la moral burguesa enraizadas  en el egoísmo e individualismo  entre otros males.

Reforzar el acervo moral del pueblo venezolano mediante la promoción de los valores del Socialismo, la ética y la moral del mismo, la formación y autoformación Socialista, la disciplina consciente basada en la crítica y la autocrítica, la práctica de solidaridad y el amor, la consciencia del deber Social y la lucha contra la corrupción y el burocratismo en el Estado. 

Al final recomendación, leer los 33 Artículos de la reforma CBRV.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 410 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter