“La caja negra” del sistema capitalista (I)

"Un fantasma RONDA por EUROPA, el fantasma del comunismo". Esta declaración de Marx y Engels, contenida en El "Manifiesto Comunista", ocupa nuestro interés central; cómo hacer la revolución es tema prioritario. Hoy, a 175 años del "Manifiesto", A PESAR DE LA PROFUNDA CRISIS ESTRUTURAL DEL CAPITALISMO, "el fantasma" no aparece, por el contrario, parece alejarse. Dos jóvenes de 27 y 29 años, llamaron pronto la atención de seguidores y enemigos políticos. La burguesía los puso en su mira. Se trató de una consistente y profunda crítica a la economía política. "Se acordarán de mis forúnculos, mientras ella exista" C Marx.

Procuramos apartarnos de los doxógrafos y leer directamente a los aludidos autores, salvo cuando esto no es posible por múltiples motivos. Así, en otras publicaciones de este estupendo y maravilloso texto (El Manifiesto), la expresión "ronda", es cambiada por "recorre", lo mismo que Europa por "el mundo". Con otras opiniones de Marx y Engels, también han ocurrido "interpretaciones". Estos criterios, debemos examinarlos cuidadosamente, para no incurrir en errores históricos, territoriales y políticos. Las críticas son válidas y necesarias cuando son ciertas, pero las tergiversaciones interesadas pueden tener propósitos inconfesables. En los tiempos soviéticos, en Moscú, los textos marxistas pasaron por diversas "interpretaciones". "Los revisionistas" hicieron otro tanto. De socialdemócratas y progresistas falso socialistas, ni hablar, sus políticas reformistas y conciliadoras ayudan al capital. Ni "El Moro" ni "El General" fueron dioses y como tales infalibles; el marxismo no es una religión, es una poderosa herramienta revolucionaria. Las criticas deben fundamentarse en realidades.

La propuesta e interpretación de Los "Modos de Producción" es soviética. Para Marx y Engels, el centro inicial y concentrado de todo este dilema, fue (y es) la producción; el ser humano (convertido en mercancía) produciendo "mercancías" en desigualdades sociales antagónicas, en relaciones categoriales temporales entre presente pasado y futuro, hilvanadas dialécticamente, que constituyen fuentes del materialismo histórico, con la aplicación de su método dialéctico concreto. No se trata de interpretaciones reduccionistas ni deterministas; estos "MODOS DE PRODUCCIÓN" no son universales, ni iguales históricamente, tienen diferencias temporales y territoriales.

"He RESTRINGIDO EXPRESAMENTE "la fatalidad histórica" (LOS MODOS DE PRODUCCIÓN) DE ESTE MOVIMIENTO, A LOS PAÍSES DE EUROPA OCCIDENTAL". Carta/respuesta de C Marx a Vera Salzuchi (1881), QUE TARDIAMENTE SE CONOCIÓ en Europa. Esta importante advertencia del mismísimo Marx, nos puede evitar equívocos. Entender "Los modos de producción" COMO UNA HISTORIA UNIVERSAL CONTINUADA, es un falseamiento de la realidad histórica. El traslado mecánico de la historia es un nefasto error. Esto se ha prestado a equívocos teóricos y prácticos de algunos revolucionarios y partidos de izquierda. De igual modo, Marx había expuesto con absoluta claridad SU PROPÓSITO: "TRANSFORMAR" totalmente a la sociedad, no fue reformista, fue revolucionario. Marx, con su racionalismo, teniendo en cuenta la realidad dialéctica concreta de la historia, supero el idealismo de Hegel. Hegel diseña convivencias con este sistema, Marx, propone su eliminación.

Marx descubre en el proletariado (nueva clase emergente en Europa), sus potencialidades revolucionarias. "UNÍOS… vosotros no tenéis nada que perder salvo las cadenas que te atan". Ellos, haciendo una revolución radical y estructural, obviamente deberán destruir su condición de clase explotada. Sin esta explotación no hay capitalismo. Ahora bien, en aquellas sociedades donde el proletariado no es determinante (El Tercer Mundo), la interpretación de los modos de producción (FATALIDAD HISTÓRICA), en términos lineales, sucesivos y horizontales, topa con dificultades. Una única historia universal horizontal y evolutiva no existe, por lo tanto, el proceso revolucionario tendrá diferencias territoriales y temporales. Inicialmente, Marx, llegó a considerar que el papel (COLONIALISTA) de Inglaterra en la india sería revolucionario. De esto se retractó a tiempo.

En las reuniones de las Internacionales, todas en Europa, poco o nada se habló de los países del (Tercer Mundo). Se difirió el tema, pues estos países carecían de un importante proletariado. Era la equivocada interpretación lineal continuada y horizontal de la historia. UNA HISTORIA UNIVERSAL E IGUAL NO EXISTE.

La III Internacional, hechura de Lenin, luego en manos de Stalin, por muerte de Ulianov, colocó a todos los partidos comunistas del planeta sumisos de Moscú. El estalinismo, "interpretó" el marxismo a su conveniencia. Durante décadas, los partidos comunistas creyeron en Modos de Producción progresivos horizontales y evolutivos universalmente iguales. Desconocían que Marx había advertido de las implicaciones territoriales y geográficas de los Modos de Producción. Hasta uno asiático incluyeron. La producción es una categoría central en el marxismo, pero no se repite igualmente en todas partes y de la misma forma. Las particularidades son importantes en el marxismo.

Los hechos no pocas veces son tercos. Una interpretación mesiánica y dogmática de LO ESCRITO por Marx y Engels, puede crear confusión teórica/práctica en los revolucionarios, separándolos de la realidad. La independencia de las doce colonias del norte de américa, la revolución industrial inglesa, la guerra de secesión en los estados unidos, la Doctrina Monroe y su ejecución expansionista de los gringos, la revolución francesa, las guerras napoleónicas, la derrota terrible de la Comuna de París, las guerras de independencia de centro y sur américa, la tesis de Lenin sobre El Imperialismo como "fase superior del capitalismo", y la primera guerra mundial muestran que a pesar de sus crisis cíclicas, el capitalismo venía en ascenso no en declive; "Chorreaba sangre" pero avanzaba. En 1875 había tenido una crisis coyuntural, que le es inherente a sus contradicciones solubles e insolubles. HOY, EL CAPITALISMO MUNDIAL ESTÁ EN PLENA Y PROFUNDA CRISIS ESTRUCTURAL, pero tiene absoluto control (sionismo) de las ciencias, la tecnología, el armamento, la banca y los medios de comunicación. Además, conoce y maneja continuamente nuestro cerebro, manipula nuestras emociones y nos idiotiza ideologizándonos.

¿DÓNDE ESTÁ LA IZQUIERDA? En fin, "El fantasma" encontraba dificultades, porque el capitalismo crecía e inventaba permanentemente su renacimiento. LA SOCIALDEMOCRACIA Y EL PROGRESISMO, fueron creados por esquiroles, reformistas, trepadores y oportunistas, los hay también caídos en parapentes, en fin, todos ellos, defensores del capital. Este proceso de crisis y recuperación del capitalismo, no es eterno. Tampoco lo es la naturaleza y la fuerza de trabajo. La tierra como el sistema capitalista son finitos. El desarrollo de la consciencia de clase de los explotados, determinará la ruta de la historia. CONTINUARÁ.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1218 veces.



Jesús M. Vivas P.

Profesor Universitario con 45 años de servicio docente. PhD en Historia, egresado de la Universidad Complutense de Madrid. Más de 700 Artículos publicados a nivel nacional e internacional, mas de 60 años en la lucha revolucionaria, soy Jesus "Chucho" Vivas

 jesusm_vivas@hotmail.com

Visite el perfil de Jesús M. Vivas P. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús M. Vivas P.

Jesús M. Vivas P.

Más artículos de este autor