¿Quién educa a los educadores?

Tremendo dilema es responder a la pregunta del titulo de este artículo, pero Carlos Marx se la hizo para ver quienes son los transformadores y generadores el hombre nuevo. Hoy por Hoy es importante tratar de responderla al ver a los educadores realizar diferentes funciones tanto de coordinación, administración, educativas, de investigación, tutorías y otras inherentes a sus funciones dentro de las instituciones y fuera de ellas.

La importancia de orientar a los individuos de la sociedad con ética y valores a través del ejemplo, es muy importante. También, el cumplir con sus deberes y derechos inherentes a sus cargos y a sus funciones. Por ello, el educador debe ser solidario, comunitario, colectivo, con pensamiento crítico, auto reflexivo, transdisciplinario, consecuente, con compromisos de pertinencia y pertenencia, orientador, para formar e inducir a ese talento intelectualmente potenciable por los horizontes constructivos y reconstructivos de nuestra realidad y no optar por una transmisión positivista y bancaria de contenido como decía Paulo Freire, verticalizada, que irreflexivamente coarta la posibilidad de compartir ciertos recortes de la realidad con una visión holística, cultural, axiológica, crítica y contextual; capaz de revertir el contenido del currículum que dejará de ser oculto en tanto el docente desempeñe su profesión con axiología  y praxiológia, además de una pedagogía critica radical.

La educación de la Republica Bolivariana de Venezuela se sustenta de manera integradora en la filosofía Bolivariana y Socialista y en el ideario pedagógico de Simón Rodríguez y José Martí, cuya concepción sobre la escuela, la función del docente y la relación entre enseñar, aprender y educar, constituyen fuertes baluartes sobre los que se erige la política actual de la educación, lo que le aporta al docente actual un mayor discernimiento sobre su encargo social, no solamente en la institución, sino en su labor educativa con la familia y la comunidad.

El educador debe tener presente la importancia de desmontar, el coloniaje mental, la sumisión intelectual y de crear un modelo de desarrollo endógeno socioeconómico de acuerdo a nuestras realidades particulares para la emancipación y liberación.

En la sociedad actual, se hace necesario perfeccionar la estructura organizativa, científico- teórica y humanista del proceso docente educativo, con miras a crear un sistema armónico que prepare para la sociedad los hombres que esta necesita, con el fin de cumplir sus tareas en todas las esferas de la vida.

Por esto, el educador juega un papel de vanguardia en la primera línea educativa, donde siempre debe tener presente la pregunta: ¿Quién Educa al Educador? Con el fin de que cada día se prepare en el ámbito: político ideológico; académico profesional y de la nueva perspectiva de la vinculación social directa con las comunidades para que la relación educación-pueblo se haga cada día más solida, creativa e innovadora.

Finalmente, recordemos que los saberes deben ser del pueblo soberano y para ello la educación debe ser evolutiva y revolucionaria, con un educador en constante aprendizaje-critico para poder responder la pregunta de este artículo. 
 

 

gamboagustavo17@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4580 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter