Mesa de Negociación debe revertir daño ocasionado por la intolerancia política a los trabajadores

  • Comienzo con la conclusión: El debate político y social en Venezuela debe abrirse cada vez más a las exigencias económicas, y no lo contrario. El debate económico no puede seguir dependiendo de los intereses mezquinos internos y externos. Sobre todo, en un país altamente polarizado y con secuelas de una guerra económica con fines políticos que ha dejado muchas víctimas en la población a la cual los políticos se deben.

INSTALAR UNA MESA DE NEGOCIACION CON EMPATÍA SOCIAL

  • Ante una posible reanudación de la MESA DE NEGOCIACION política en México, en el Acuerdo Social debe incluirse como condición sine qua non: DEVOLVERLE EL PODER ADQUISITIVO A LOS TRABAJADORES, MILITARES, PENSIONADOS Y JUBILADOS QUE EL PROPIO ENFRENTAMIENTO POLITICO IDEOLÓGICO LES OCASIONÓ EN LOS ÚLTIMOS 9 AÑOS.

  • Ciertamente, la realidad actual de estabilidad política venezolana pero con dificultades económicas, en el marco de una precampaña electoral anticipada de dos años, con un país sujeto a medidas de presión imperial, bloqueos, una economía descuartizada por el mercado cambiario paralelo, persecuciones contra altos funcionarios del Gobierno, con un evidente giro político regional hacia la izquierda, hace propicio impulsar la apertura del diálogo con el gobierno de Estados Unidos y la derecha venezolana para resolver varios de los conflictos que afectan el avance económico interno.

  • No obstante, no puede ser mas importante para el país, pelear por condiciones electorales para opositores que pidieron las sanciones que afectaron el sistema económico y social del país, de los que convocaron guarimbas en el 2014 y 2017, los que auparon un gobierno paralelo, o incluso, eliminar algunas sanciones a altos funcionarios. Porque nada de eso mejora lo que los economistas denominamos el bienestar general. Solo mejora las condiciones de los actores de la sociedad política venezolana enfrentada de manera intolerante y desarticulada en los últimos años.

  • LO MAS IMPORTANTE en tiempos de crisis, guerra económica, pandemia, crecimiento económico o bonanza petrolera, siempre debe ser mejorarle, o por lo menos, garantizarle la calidad de vida y un empleo digno a la población venezolana, sobre todo el poder compra de sus ingresos familiares. ESO ES UN MANDATO CONSTITUCIONAL. En el hermoso Artículo 3 se recoge expresamente:

"Artículo 3, CRBV. El Estado tiene como fines esenciales la defensa y el desarrollo de la persona y el respeto a su dignidad, el ejercicio democrático de la voluntad popular, la construcción de una sociedad justa y amante de la paz, la promoción de la prosperidad y bienestar del pueblo y la garantía del cumplimiento de los principios, derechos y deberes reconocidos y consagrados en esta Constitución. La educación y el trabajo son los procesos fundamentales para alcanzar dichos fines."

  • Recordando las palabras dadas por nuestro ilustre Libertador Simón Bolívar al instalar el Congreso de Angostura, cuando insistía que: "el sistema de Gobierno más perfecto es aquel que produce mayor suma de felicidad posible, mayor suma de seguridad social y mayor suma de estabilidad política".

OBJETIVO DE LAS SANCIONES MALÉFICAS

  • Cabe recordar, que las sanciones buscaban hacer sufrir y en términos relativo lo han logrado. Ese ha sido siempre el objetivo del Gobierno de los Estados Unidos desde que Nicolás Maduro asumió el poder político en Venezuela en 2013. Altos funcionarios estadounidenses como el ex embajador William Brownfield, en octubre de 2018, insistía de manera pública la misión imperial: "En este momento quizás la mejor solución sería acelerar el colapso en Venezuela ".

  • Realmente, la gente perdió su poder adquisitivo en comparación con el año 2012, cuando el salario mínimo se ubicaba cerca de los 250 dólares mensuales; y la distribución de los ingresos nacionales entre los factores de producción, según cifras del BCV, se ubicaba en 58% para el conglomerado empresarial (público y privado) y 42% para todos los trabajadores, militares, pensionados y jubilados (remuneración nacional), con tendencia a favor de los últimos. Hoy, la brecha se ha separado abiertamente a favor del empresariado en una relación 80/20. Es una cifra para preocuparse.

  • Esa es otra de las causas porqué mucha gente ha tenido que migrar para sortear el conseguir un empleo que garantice mayores ingresos para sus familias. Como vemos, la desigualdad de ingresos y de distribución de beneficios en Venezuela ha aumentado a niveles nunca visto en la historia económica contemporánea. ¡No lo digo yo, lo dicen las estadísticas oficiales!

MESA DE NEGOCIACION PARA NO OLVIDAR

  • La Mesa de Negociación no debe ser concebida como un pasar la página y avanzar. ¡No es un borrón y cuenta nueva! Porque dónde quedan los daños sociales acumulados por el enfrentamiento político intolerante de los últimos años. He insistido que en esa guerra económica hay muchas víctimas y los principales han sido los trabajadores, funcionarios militares, pensionados y jubilados; y no como muchos quieren hacerlo ver: que las víctimas son los políticos presos de la oposición entre otros.

  • No es casual que el 50% de la población venezolana no quiera saber nada del sistema político actual: ni de opositores ni de Gobierno (fuente: última abstención electoral del CNE). Ese 50% al que llaman la población NI-NI, hoy a finales del 2022, es una mayoría electoral.

  • Esa población molesta, indignada y desmoralizada, es la más peligrosa para el sistema político que ahora se sienta a negociar para seguir luchando por el poder en Venezuela. Es una realidad inocultable, que no la cambia ni cambiará por más crecimiento económico que tengamos en los próximos meses, ni porque sea el crecimiento más alto en comparación con otros países. Porque los economistas serios saben que el crecimiento económico no es un indicio válido ni fidedigno de mejoría del bienestar social y material en ninguna parte del mundo.

  • Hemos visto, la intransigencia del Gobierno de Estados Unidos y sus aliados en la Unión Europea en cuento el tema de las llamadas sanciones contra el gobierno venezolano. Hemos visto, como en el marco de las conversaciones de París entre la oposición y el Gobierno, la Unión Europea emite el 11 de noviembre, un comunicado donde prórroga por un año más las mencionada medidas sancionatorias.

  • Veo, que al final, las sanciones no se levantarán en el mediano plazo, los opositores que las solicitaron y las aplaudieron participarán en las presidenciales del 2025, y si los políticos de oficio no hacen algo extraordinario a tiempo, los trabajadores, militares, jubilados y pensionados seguirán jodidos por mucho tiempo más.

PROPUESTA PARA LA MESA DE NEGOCIACION

  • Lo más sensato, inteligente y empático por parte de los líderes del sistema político venezolano actual es contemplar, ante un posible Acuerdo Social que surja de la futura Mesa de Negociación de México, revertir el daño económico ocasionado por la intolerancia política a los trabajadores, pensionados, jubilados, militares y sus familias, en los últimos daños.

  • Una forma directa sería programar un esfuerzo nacional para recuperarle el poder adquisitivo en el corto plazo, sea como sea, pase lo que pase, con bloqueo o sin bloqueo, con sancionados o sin sancionados, con inflación o sin inflación, con dólar paralelo o no, con presos políticos o políticos presos, con pandemia o sin pandemia.

  • Una propuesta de redacción (sensata) de ese Acuerdo Social sería: Impulsar programas consensuados que mejoren el poder adquisitivo de los venezolanos y venezolanas en el corto plazo, por medio de iniciativas públicas y privadas, vinculantes y respetadas por los actores de la sociedad económica nacional.

  • ¡DEVOLVERLE EL PODER ADQUISITIVO A TODOS LOS VENEZOLANOS DE A PIE!, ESE DEBE SER LA BANDERA DE LUCHA DE TODOS LOS PROFESIONALES Y TÉCNICOS DEL PAÍS.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1049 veces.



Andrés Giussepe

Doctor en Gerencia, Especialista en Política y Comercio Petrolero Internacional y Economista de la Universidad Central de Venezuela. Secretario Nacional del Movimiento Profesionales de Venezuela.

 agiussepe@gmail.com

Visite el perfil de Andrés Giussepe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: