Linchamientos en Los Ruices o cómo aplican la justicia en esta comunidad

La palabra “linchamiento” tiene su origen en el vocablo inglés “lynching” originado a partir del apellido irlandés Lynch y existen dos teorías respecto a de donde proviene; una que el vocablo deriva de James Lynch Fitzstephen, Alcalde de Galway, quien en el 1493 hizo ahorcar a su propio hijo tras acusarlo del asesinato de un extranjero y la otra que proviene de Charles Lynch, Alcalde también pero de Virginia, (EE UU) quien en 1780 ordenó la ejecución, sin juicio previo, de toda una banda de colonos americanos fieles a la monarquía inglesa, durante la guerra de independencia estadounidense.

Según datos existentes, en Venezuela, sondeos de opinión de la encuestadora Research, de marzo 1995, arrojaron como resultado que el 57,2% de los encuestados aprobaron los linchamientos como practica alterna de justicia.

La investigación, de la cual deriva el dato anterior, llevada a cabo por el abogado Han Chen, Pablo Leonte “Los linchamientos en el estado de derecho venezolano (1995-1996)” al ahondar en las características particulares de los linchamientos en Venezuela determinó que “la mayoría de los casos de tentativas y linchamientos consumados han sucedido en las zonas marginales de los distintos Estados del país” y al referirse al Distrito Federal y Zona Metropolitana indica el estudio como lugares identificados barrios situados en las zonas de Catia (Gramoven, Magallanes, Los Flores), La Vega, Minas de Baruta, Municipio sucre (Caucaguita), La Guaira (Naiguatá).

Después de transcurridos 20 años del estudio citado, nos encontramos de nuevo frente al fenómeno del linchamiento, pero no ya como un problema focalizado en comunidades exclusivamente marginales.

El caso que más resonancia ha tenido estos días ha sido el de un hombre que después de haber sido salvajemente golpeado por una turba, en Los Ruices, fue rociado con gasolina e incendiado, lo que le provocó la muerte después de haber sido ingresado en estado de gravedad en un centro hospitalario.

Pero este ha sido apenas el caso más divulgado por los medios, porque en los últimos meses han sido muchos los linchamientos que han ocurrido en esta misma zona. No han sido los motorizados los presuntos responsables de estos hechos, como en el caso del individuo que fue incinerado, han sido habitantes y residentes de la comunidad de Los Ruices.

Pero es necesario recordar además que, en esta misma comunidad en la época en la que hechos terroristas adelantados con fines de derrocar al gobierno en 2014, que encubrieron como protestas pacíficas y que bautizaron como guarimbas, fueron asesinadas dos personas, un mototaxista y un efectivo de la Guardia Nacional. Podría decirse que también fueron víctimas de una especie de ”linchamiento moderno”.

Esperemos que este último cruel y vil hecho ocurrido en Los Ruices ponga fin a la ola de linchamientos que semanalmente vemos con aflicción quienes nos sentimos que estamos rodeados de turbas enloquecidas que en cualquier momento pueden terminar arremetiendo contra nosotros.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2142 veces.



Juan González


Visite el perfil de Juan González para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Juan González

Juan González

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ddhh/a225920.htmlCd0NV CAC = Y co = US