Campaña Salven al Socuy, Boletín de Prensa 25 de Abril del 2006

En Londres, manifestantes interrumpen la Asamblea General de una de las mas grandes corporaciones mineras del mundo

En apoyo a las comunidades indígenas que se oponen a la minería en la Sierra de Perijá en el Zulia, en la mañana de hoy manifestantes interrumpieron la Asamblea General de la Anglo-American Mining Corporation. Los manifestantes demandaron de la Anglo-American que se retire de Carbones de Guasare (propietarios del 25% de las acciones ) que tiene entre sus planes expandir la minería en la región [1] .

En el corazón de Londres [2] se reunieron hoy hombres de negocios para asistir a la Asamblea General de la corporación Anglo-American. Este gigante de la minería planifica beneficiarse de la destrucción del ambiente y de los modos de vida tradicionales de los pueblos indígenas al otro lado del Atlántico [3] en Venezuela.

La Constitución de la Républica Bolivariana de Venezuela otorga derechos [4] a las tribus indígenas Bari, Yanshituu (Japreira), Añúu, Yukpa y Wayúu quienes habitan la Sierra de Perijá. Pero a pesar de grandes manifestaciones en contra de la minería, los planes avanzan inexorablemente.

Conjuntamente con otras transnacionales y la corporación estadal Corpozulia, la Anglo American busca expandir sus operaciones mineras en la región en tres puntos focales, de tal forma que minas de carbón a tajo abierto quedarán esparcidas en la Sierra. La próxima mina es la del Valle del Socuy. Los consumidores natos del carbón se encuentran en los Estados Unidos de América y Europa, y la gran mayoría de las ganancias hechas por la Anglo-American irán a parar en los bolsillos de accionistas americanos y europeos.

Para la sorpresa de los manifestantes Mark Moody-Stuart Presidente de la Anglo American expresó que la corporación no podía inmiscuirse en estos asuntos porque ellos no serían los encargados de operar la propuesta Mina Socuy. Los representantes de la corporación no acceptaron responsabilidades ni siquiera cuando los manifestantes resaltaron que como accionista que es de Carbones de Guasare, la Anglo American se beneficiara tambien de las ganancias provenientes de la expansion de la mineria en la region. Ante los ataques de los ambientalistas Tony Redman , Director Tecnico de la Anglo American respondió “ si no lo hacemos nosotros alguien mas lo hará”

Sophie Allain en representación del grupo que dirige la Campaña Internacional Salven al Socuy dijo “esto demuestra que a la corporación solo le importa las ganancias . Se esconden detrás de una cortina de humo con el argumento que ellos no pueden influenciar las decisiones e inversiones de otras compañíias. De todas maneras este argumento no hace que la Anglo American sea menos culpable”.

Por su parte los pueblos indígenas se verán obligados a abandonar sus hogares, enfrentando así la misma suerte que hace 25 sufrieron sus vecinos colombianos cuando la Anglo American conjuntamente con otras multinacionales [5] dió inicio a las operaciones de la mina de carbón mas grande del mundo. Hoy en día esta mina ha destruido el modo de vida que sustentaba al pueblo Wayúu de la península de la Goajira en Colombia. Un informe del año 2001 pronosticó un deprimente futuro para las comunidades Goajiras : aumento en la tasa de mortalidad debido al envenenamiento y contaminación proveniente de los desechos de la mina, la pérdida de espacios sagrados y de la identidad cultural, al igual que un aumento en la pobreza. A pesar de ello, en los últimos 20 años nada ha detenido el avance de la mina en el corazón de las tierras indígenas.

De llegarse a establecer las nuevas minas en el lado venezolano de la Sierra de Perijá un “desarrollo” similar se producirá. Los indígenas venezolanos están reacios y no se dejan engañar. Cesáreo Panapaera, líder de 32 comunidades Yukpa en Tokuko, se expresó así de las operaciones mineras: “traerán contaminación y enfermedades. Actualmente están destruyendo nuestro modo de vida, van a acabar con el agua y van a terminar destruyendo nuestras vidas”.

Las reservas minerales abarcan desde Colombia a Venezuela. En la frontera colombiana la minería ha causado caos ambiental y social. La Sierra de Perijá TODAVIA puede salvarse. Lamentablemente en ambos lados de la frontera los intereses de compañías mineras como la Anglo American se imponen a los derechos de la población y la preservación del ambiente. El gobierno Venezolano puede escoger. Puede seguir el ejemplo de Colombia o puede respetar los derechos y sabiduría de sus Pueblos Aborígenes.


[1] Los protestantes son británicos, y forman parte del grupo CRAMA, cuyas oficinas están en Maracaibo. Para mayor información sobre el Colectivo Radical Autónomo Blue Morphos CRAMA contactar en Venezuela noalcarbon@riseup.net o en el Reino Unido contactar a sophiecaitlinalain@hotmail.com o visitar www.noalg8.contrapoder.org.ve (a pesar que ultimamente han habido problemas con esta página). Otros accionistas que expresaron preocupación durante la Asamblea General son miembros de la red minería y comunidades www.minesandcommunities.org donde se encuentran a la disposición del lector excelentes reportajes.

[2] La Asamblea General tuvo lugar en el Instituto de Ingenieros Eléctricos, Savoy Place, Londres WC2R OBL

[3] Anglo-Coal es una subsidiaria de la Anglo-American y es dueña del 25% de las acciones de Carbones del Guasare (CDG), propietaria y operadora de la Mina Paso Diablo en el estado Zulia.

[4] La explotación por el estado de los recursos naturales localizados en tierras indígenas estará … supeditado a información y discusión previa con las comunidades indígenas afectadas. Capítulo VIII, Artículo 120, Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

[5] Carbones del Cerrejón (una subsidiaria de la Anglo-American), BHP Billington y Xstarta operan la mina.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 7390 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter