Transporte publico venezolano carísimo. El metro aumenta del 167%

Hoy sube el precio del pasaje en el metro de toda Venezuela. El pasaje pasa de 1,50 bs en 4,00 bs. El aumento es de 167%.

Indudablemente el costo del transporte en Venezuela es muy alto. En comparación con mi país de origen, Italia, el costo de transporte para un proletario resulta inmensamente más alto en Venezuela. Hacemos una comparación numérica.

En Venezuela tomamos como referencia el sueldo mínimo mensual de 4.889,11 que se convierte en un sueldo anual de alrededor 86.000 bs, suma que se obtiene de las 12 mensualidades, más 2 mensualidades de bono vacacional en julio, más 2 mensualidades de aguinaldo en diciembre por un total de 16 mensualidades, más un bono alimentario mensual.


En Italia no existe un sueldo mínimo, pero podemos considerar un sueldo muy miserable de 1.000 euro mensual, que anualizado equivale a 13.000 euro (12 mensualidades más un mes de aguinaldo en navidad; no existen bono de vacación y el aguinaldo decembrino es equivalente a una mensualidad adicional).

Como referencia, tomamos el servicio de transporte urbano de Roma y de Caracas, las capitales de Italia y de Venezuela y analizamos los conste de transporte de dos proletarios que viven respectivamente en la extrema periferia de Roma y de Caracas; ambos para ir al trabajo tienen que tomar un autobús, un metro y otro autobús.

En Roma el costo de un ticket es de 1,50 Euro. El ticket es válido por 100 minutos desde el momento de su utilizo (hay que sellarlo cuando se monta en autobús, metro, tranvía, o tren, los medios que constituyen el transporte público urbano). Además el último viaje vale hasta la llegada; es decir si por ejemplo uno se monta en un autobús cuando han pasado 99 minutos desde que lo ha sellado la primera vez, con este mismo ticket llega hasta el final del viaje, aun el viaje fuera por ejemplo de una hora.

En resumen, un trabajador que vive en la extrema periferia de Roma y que para ir al trabajo tiene que tomar un autobús, luego el metro y luego otro autobús, gastaría 1,50 Euro a la ida y 1,50 a la vuelta. En realidad no gasta esta suma de dinero, porque cualquier persona residenciada en Roma utiliza el abono.

Existen dos tipos de abonos: uno mensual, cuyo costo es de 35 Euro y otro anual, cuyo costo es de 250 Euro. En realidad existen muchos tipos de abono (diario, tres días o semanal), familiar, para jóvenes, para estudiantes, para discapacitados, para personas en paro; en definitiva una persona adulta y trabajadora compra generalmente un abono anual, o mensual; los ticket individuales de 100 minutos y los abonos diario, tres días o semanal son utilizados por turistas o los transeúntes (*).

El transporte urbano en Roma se conforma por autobús, líneas de metros, tranvías y trenes. Con el abono mensual una persona puede agarrar todos los días del mes, las 24 horas, día y noche, cualquier medio de transporte, todas las veces que lo necesita o les da la gana; está excluido solamente el tren para el aeropuerto, que hay que pagarlo aparte). Con el abono anual puede agarrar todos los transportes que quiere, durante todo el año, las 24 horas, día y noche; está excluido el tren para el aeropuerto.

Además, hay que añadir que este abono no vale solo por los medios de transporte de la ciudad de Roma propiamente dicha, también por los alrededores (por ejemplo Ostia, Acilia, Castelporziano…); para entendernos es como si en Caracas existiera un abono que valdría no solo por la ciudad de Caracas propiamente dicha también por los alrededores como El Junquito, Colonia Tovar, El Hatillo, Cua, Valle del Tuy, etcétera.

En resumen un proletario de Roma, un trabajador que vive en la extrema periferia (para hacer un ejemplo concreto “Acilia”) y trabaja al otro lado de la ciudad (por ejemplo alrededor de la Embajada de Venezuela en Roma) es decir a 50 km de distancia de su casa y que gana un sueldo miserable de 1.000 Euro mensual, o sea 13.000 euro anual, en trasporte urbano gasta anualmente 250 euro, equivalente al 1,92% de su salario anual. Por supuesto si gana más (y es el caso más normal; un trabajador de McDonalds, por ejemplo, gana alrededor de 1.200 euro mensual) el gasto será siempre de 250 Euro anual, pero porcentualmente afectaría mucho menos.

¿Cuánto afecta el costo de transporte urbano a un trabajador de Caracas? Tomamos por ejemplo una mujer que vive en la periferia de Caracas (ejemplo concreto Cotiza) y trabaja como doméstica en una quinta al final de la Avenida Mohedano de Chacao; para ir al trabajo toma un autobús (de Cotiza a la Fuerzas Armadas), luego el metro (de Hoyada a Chacao) y luego otro autobús que la lleva al trabajo. El costo del metro a partir de hoy es 4 bs, que baja a 3,60 bs con el descuento del 10% si compra un ticket de 10 pasajes, un pasaje en autobús costa 8,50 bs, en resumen en total gasta 20,60 bs a la ida y lo mismo para la vuelta, por un total de 41,20 bs por día, es decir 906,40 bs mensual (considerando 22 días de trabajo al mes), que anualizado son 10.876,80 bs, equivalente al 12,65% de su sueldo anual (los 86.000).

Hay que añadir todavía que mientras un trabajador de nuestra ciudad europea tomada como ejemplo, Roma, cuando sale para pasear y agarra el autobús su costo de transporte no aumenta, porque con su abono anual (o mensual) puede agarrar el autobús todas las veces que quiere; un trabajador de Caracas tiene que pagar aún más porque cada vez que se monta en un autobús tiene que pagar. En Venezuela no existen abonos porque existe un capitalismo salvaje en el sistema de los transportes urbanos (y peor aún en el transporte extraurbano): no pueden existir abonos, ni mensual ni anual porque no existe una empresa pública estatal o municipal de autobús; cada autobús tiene un dueño y cada vez que uno lo agarra tiene que pagar el pasaje al dueño del autobús.

Por ser correcto, hay que añadir que en Caracas existe una forma limitada de servicio público de autobús, las líneas del metrobus, cuyo costo es desde hoy 4 bs por cada pasaje.

En resumen, el proletario de Roma, de nuestro ejemplo, que gana 13.000 euro al año, gasta generalmente en transporte urbano 250 euro por año. Un proletario de Caracas con sueldo mínimo, anualmente gana 86.000 bs, o sea alrededor de 11.200 euro (al cambio oficial de 8 bs por Euro) y gasta en trasporte para movilizarse al trabajo 10.876,80, o sea alrededor de 1.360 euro. A un proletario de Caracas el coste del transporte lo afecta un 557% más que a un proletario de Roma (12,65% contra 1,92%). En realidad – como hemos visto – el coste de transporte afecta aún más, porque aquí estamos considerando solo el conste de trasporte para movilizarse al trabajo.

Nosotros estamos utilizando para la conversión Bolívares-Euro el cambio oficial a 6,30 por dólar, 8 por el euro. Si se quisiera utilizar otro tipo de cambio, por ejemplo el dólar paralelo no cambiaría el porcentaje de afectación; cambiaría el valor absoluto de su sueldo anual y de su gasto en trasporte, pero la proporción seria la misma.

Hay que añadir todavía que el capitalismo salvaje en el transporte urbano de Caracas (y en general en Venezuela) conlleva también a precio diferenciado entre día y noche (a partir de las 8 pm los autobús cobran la tarifa nocturna, así como cobran una tarifa extra los días festivos). Y hay que añadir aún más que los proletarios más pobres que viven en los barrios más alejados de la ciudad, a lo mejor arriba de un monte, a menudo son chantajeados por los transportistas que cobran tarifa más alta que la publicada en gaceta.

La alternativa al transporte público es el carro y para esta modalidad añadimos que el capitalismo salvaje conlleva que una persona cuando utiliza un carro para ir a un centro comercial tiene que pagar para aparcar! Una persona no solo va a gastar su dinero en un centro comercial, mas bien tiene que gastar para aparcar! Muchas veces, en Italia, se va al centro comercial para aparcar el carro, sobre todo en aquellos centros comerciales que se encuentran en el centro de una ciudad, donde es más difícil encontrar un puesto libre, al contrario que en una calle del centro; los centros comerciales tienen siempre puestos de aparcamiento disponibles, por supuesto son gratis y el carro está más seguro que dejarlo en la calle publica (o debería estar más seguro).

Volviendo a nuestro trabajador de Caracas, por supuesto no tiene ningún tipo de descuento; el descuento existe para un estudiante, un anciano, que está exento y para niño hasta 4 años; para estas categorías también en nuestra ciudad europea existen descuentos para los estudiantes (y jóvenes menores); anciano y niños hasta los 10 años no pagan transporte.

El costo de transporte urbano para un proletario de Caracas en definitiva resulta enormemente más caro que para el equivalente proletario de una ciudad como Roma.

¿Y si el trabajador de Caracas tiene familia, mujer, hijos? Cada uno paga sus costos de transportes; único descuento por el hijo estudiante. En una ciudad como Roma existen facilitaciones también para familias.

En definitiva el trasporte es más caro para un proletario de Caracas porque no existe una empresa pública de transporte de autobús; de existir podría integrarse al transporte de metro y constituir una sola empresa, con la posibilidad de permitir abonos que por un lado determinarían fuertes descuento al usuario, al trabajador, por el otro generaría entradas millonarias (por adelantado) y hasta ganancia, aun el fin de una empresa pública es asegurar un servicio sin tener pérdidas.

(*) Todos los tipos de ticket y abonos de Roma, con los relativos costos, pueden consultarse en la página de la ATAC, la sociedad de la Alcaldía de Roma que gestiona el servicio de transporte público urbano, Url: http://www.atac.roma.it/page.asp?p=229&i=14

_________________


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4094 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter