Entre salsa y tumbadora Pérez Pirela no pasó

No fue una sorpresa el anuncio del presidente Maduro este sábado en la Plaza Diego Ibarra, al postular a Ernesto Villegas a la Alcaldía Mayor de Caracas. Ya eso permeado desde las más alta instancia política de la revolución, era vox populis por las calles y avenidas de barrios y urbanizaciones Caraqueñas. Lo que sí dejó frio a un pocotón de expertos y practicantes comunicacionales fue el nombramiento de la hija del ilustre revolucionario Jorge Rodríguez para sustituir a Ernesto. Como apremiante era el anuncio del ex ministro a la Alcaldía Mayor, un susurro con grandes cargas de probabilidad indicaba que el joven comunicador Miguel Pérez Pirela iría al ministerio de la Comunicación venezolana. Pero en el simpático baile presidencial y el toque a veces arrítmico de la tumbadora no dio paso a lo que parecía inminente. Y Pérez Pírela quedó guardado posiblemente para ser anunciado en alguna responsabilidad política de esas que están pronto por anunciarse. Uno no se atreve a opinar sobre el performance gerencial-comunicacional de Delsy Rodríguez, a pesar de que su trayectoria técnico-política ha sido difundida por los medios en las últimas horas. Sin embargo se desprende muy poca actividad relativa a la inmensa responsabilidad que Villegas llevaba con mucho tino. La revolución hoy por hoy necesita de sus mejores hombres y mujeres para construir la vanguardia de avance hacia procesos ulteriores y no es que la hija de Jorge Rodríguez no tenga esa cualidad, pero no es difícil proyectar que en los asientos de la revolución hay especialistas muy connotados en el tema comunicacional. Por lo demás fue muy original la actuación del presidente este sábado por la noche en la Plaza Diego Ibarra. Echó un pie salsero con su esposa y lució simpático y agradable a los caraqueños. Buena impresión para los que riegan por todas partes que en Maduro no hay originalidad. Y ya la Gran Caracas tiene pues su candidato que seguro desplazará a Ledezma. Su simpatía por los sectores medios del este caraqueño garantizan ese triunfo. Y Pérez Pirela que lucía invulnerable en el camino al gabinete de Maduro, tendrá que esperar otra oportunidad. Es posible que después de su discurso en el Teatro Baralt de Maracaibo su destino inmediato haya cambiado el rumbo para colocarlo de frente a la esposa de Manuel Rosales.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6916 veces.



Neri La Cruz


Visite el perfil de Neri La Cruz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: