Hijo de La Negra Hipólita y hermano de la Negra Matea

227 años del nacimiento de Simón Bolívar

“Hoy se cumplen 227 años del nacimiento del Libertador, Simón Bolívar. En nombre del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, los campesinos y campesinas rendimos honor al libertador y a los combatientes asesinados en la luchas de los pueblos por su libertad y por una patria liberada. Esta es una fecha bicentenaria, estratégicamente importante para nosotros nos enlaza con nuestra verdadera historia que en viva y obra del libertador de América. Nos recuerda la vida y obra del fundador y libertador de nuestra nación. Nos recuerda el símbolo fundamental de este proceso político que hoy vivimos en Venezuela. Por eso, nuevamente quiero agradecerles la identidad y conciencia y compromiso de lucha en esta fecha hasta vencer.

BOLÍVAR HURACÁN REVOLUCIONARIO DE ORIGEN VASCO

Simón Bolívar es una personalidad intensa, inmemorable, cambiante, apasionado, impuesto. Simón Bolívar fue un hombre de grandes pasiones. Es Un idealista y un revolucionario a carta cabal, de cuerpo entero. El fue hijo de una de las familias más ricas de Venezuela, y quizá de lo que se conocía para la época como la América española. ¿Por qué este hombre se hace revolucionario y se atreve a abandonar todas las comodidades que da la riqueza, para meterse en el huracán que significa una revolución?.

Quizá, al menos como pista, podría decir para explicar esta elección de vida, que Simón Bolívar recibe una educación liberal y revolucionaria. A pesar de que su padre, Juan Antonio Bolívar, era un millonario, era también un liberal enfrentado a la hegemonía del imperio español. También esto tiene que ver con su región de procedencia, y a que los blancos de la península, no trataban de igual manera a todos los demás. El padre de Bolívar era vasco, y quizá han oído sobre la lucha de este pueblo contra el imperio español. Se trata de un antiguo antagonismo que se prolonga en el tiempo. Este niño que seria luego el gran simón el libertador de América a los 2 años quedo huérfano de padre y a los 9 años se le muere su madre, será un hombre de extraordinario dotes de un gran sentimiento espiritual que no hay duda que le fue transmitido por nuestras hermanas afroascendientes la negra Hipólita y la negra matea.

Simón Bolívar recibe una educación formal, liberal y revolucionaria. Entre sus maestros se destaca Simón Rodríguez y Andrés Bello por la influencia que ejercieron en el joven Bolívar. Estos pedagogos aplican con nueva visión, los métodos de estudio vinculados a la mayéutica de la escuela de Sócrates. Método filosófico de preguntar, que consiste a enseñar preguntando. Además de esto, Simón Rodríguez es un hombre formado en las ideas liberales y revolucionarias de la llamada época de la Ilustración. Es un defensor de los derechos del hombre, de la filosofía que establece las bases del mundo moderno, de la nueva democracia, y que se conocerá posteriormente y de manera general, como el enciclopedismo, entre cuyas máximas figuras se encuentra Juan Jacobo Rousseau, el teórico de la democracia en occidente.

Esta educación es un primer detalle que marca de manera significativa la vida de Simón Bolívar. Otro que debemos mencionar, está relacionado a los eventos vinculados a la revolución francesa, proceso social de capital importancia que triunfa cuando Bolívar cuenta con tan solo seis años de edad, pues recuérdese que nació el 24 de julio de 1783. Es posible que desde muy niño haya oído comentarios sobre las fases del fenómeno que sacudió los cimientos de Europa, como la insurrección popular que se tradujo en la toma de la Bastilla, el 14 de julio de 1789. Posteriormente, su juventud y edad adulta, estarán impregnadas de las tres ideas básicas de esta revolución francesa y fundamental: libertad, igualdad y fraternidad.

BOLIVAR UN GENIO MILITAR

En 1810, cuando se produce la declaración de la independencia, Bolívar ingresa a su carrera política como diplomático. Encabeza una delegación integrada casualmente también por uno de sus notables maestros, Andrés Bello, que lo lleva a Londres para hablar de la independencia. Esa pasantía por la diplomacia le enseña elementos esenciales: la importancia de conversar, de negociar y de construir amistades duraderas. Del contacto diplomático con representantes de la potencia poderosa de su época, Inglaterra, le viene el convencimiento de que para llevar al triunfo una causa política revolucionaria, se necesita mucho más que un simple apoyo verbal: en una guerra hacen falta armas, suministros, pertrechos de todo tipo, e inclusive y muy importante, de la imprenta para difundir ideas y noticias.

Los viajes son importantes. Personalmente los asocio a un intento por huir de la muerte. Al viajar descubres el mundo, sus gentes, costumbres, e ideas. Quizás Bolívar se hace revolucionario por esa razón. Se dedicó a ver el mundo moderno, a aprender tres idiomas adicionales al español, a dominar diversas actividades como la oratoria, esgrima, equitación e inclusive la danza. Coincide que simultáneamente a este proceso de adquisición de conocimientos y viajes, se producen los primeros movimientos de independencia en Venezuela. Bolívar regresa a su país y se suma a las actividades independentistas.

Es importante recalcar el hecho de que en Bolívar se conjugan varias dotes que lo caracterizan. Es un excelente político y estratega militar. El saber bélico lo adquirió, no a través de estudios académicos, sino en el campo de batalla. Los elementos de teoría política los dominó gracias a la lectura minuciosa de los clásicos. Además, es un hombre con notable capacidad para pensar, escribir, exponer y defender sus ideas.

LA DIPLOMACIA; UNA ESTRATEGIA PARA AVANZAR EN CAMPO ENEMIGO.

Me voy a permitir citar unas palabras de Bolívar respecto a la diplomacia, plasmadas en una carta dirigida al coronel Heres desde el Perú, el 25 de abril de 1825.

(…) “calma, calma, calma. Retardo, retardo, retardo. Cumplimientos, palabras vagas, consultas y más consultas. Exámenes, retorsiones de argumentos y demandas. Divagaciones sobre la naturaleza de las cosas en los documentos y siempre, mucha cachaza. Mucho laconismo para no dar prendas al contrario….”.

El Libertador pudo ingeniárselas para establecer una diplomacia cuya base no eran las fuerzas militares ni el poderío económico, sino la justicia y la moral de la causa que encarnaba. Siempre negoció en condiciones de igualdad. No dobló la rodilla ante nadie.

Al hacer este recuento del Bolívar diplomático y militar destacado, recordemos que se inicia como teniente de milicias a la orden del general Francisco de Miranda, durante la Primera República. Al fracasar este primer movimiento revolucionario, Bolívar se convierte por la vía de los hechos, en el único jefe político de esta causa. Lo hace porque llega al convencimiento de que hay varios asuntos claves en esta lucha. Entre ellos y muy importante, sabe que no es posible librar la lucha contra el imperio español desde un solo país, Venezuela, hay que realizarla a nivel de continente.

BOLÍVAR INTERPRETA LAS CONTRADICCIONES SOCIALES.

Para ello, enfoca su atención hacia la gran comunidad formada por los pobres. Mulatos, negros e indios, excluidos de todo derecho. Descubre que para esa gran mayoría, las ideas revolucionarias de igualdad, libertad y fraternidad, suenan vagas. Era necesario incorporarlos, de manera real, a la lucha independentista, por medio de promesas específicas. Es decir, obtención de libertad, acceso a la educación, al trabajo y tierra.

BOLÍVAR ES UN ESTADISTA QUE HACE CONSTITUCIONES Y EJECUTA LAS LEYES

Bolívar estadista y hombre de leyes, se evidencian a través de las miles de cartas que forman su legado político escrito. Sabemos que era capaz de dictar, simultáneamente, textos diferentes hasta a cinco secretarios. Las ideas de esta asombrosa producción epistolar, fueron distribuidas a través de un gigantesco sistema de correos que alcanzó a desarrollar. Bolívar conocía la importancia de la comunicación y de la imprenta. No basta dictar una buena ley o establecer un decreto. Había que publicar y hacerlos llegar a los más remotos lugares de la colonia., en las tierras donde se operaban las luchas independentistas.

Quiero recalcar que los escritos de Bolívar permanecen en el tiempo porque en ellos está plasmado un pensamiento fértil y vivo. Por eso se explica la influencia que tuvo en las guerras independentistas de América del Sur, en sus distintas etapas. La primera, de 1810 a 1830, abarca veinte años, hasta la muerte del Libertador. Una segunda influencia del pensamiento de Bolívar es patente en la llamada “independencia tardía” de aquellas colonias que no obtuvieron la liberación en la primera ola revolucionaria. Nos referimos a Cuba y otros países de Centroamérica.

BOLÍVAR ES UN PENSAMIENTO VIVO

Así, José Martí, el gran héroe revolucionario cubano, es bolivariano. Todos los luchadores independentistas centroamericanos, son bolivarianos. La fuerza de este pensamiento se encuentra, de igual forma, en las guerras de liberación que se han operado en el continente latinoamericano el siglo pasado. Por ejemplo, el primer sandinismo, de Augusto César Sandino, en Nicaragua, es de corte bolivariano, como también lo es el sandinismo de Carlos Fonseca Amador y Daniel Ortega, en estos tiempos bicentenarios.

Quizá, por esa característica bolivariana, la guerra de liberación triunfa, porque se basa en un pensamiento que no es marxista, ni ateo. Su sello característico es el nacionalismo y el hecho de tomar en cuenta las costumbres de la gente, y esto, es sumamente importante en un proceso de esta índole.

Al respecto, cabe mencionar aquí al Movimiento Colombiano 19 de Abril, conocido como M-19. Las nuevas guerrillas colombianas tienen una base netamente bolivariana. Este interesante movimiento político moderno colombiano, que toma su nombre del 19 de abril de 1810, fecha de la aparición del primer movimiento independentista en el continente sudamericano contra el imperio español, que se realizó específicamente en Venezuela, surge de una idea bolivariana.

El fundador del M-19, Jaime Bateman, un brillante revolucionario, un hombre de considerable cultura y proveniente de la oligarquía colombiana, decía al respecto: “ciertas ideas revolucionarias europeas no compaginan, ni caen bien a las gentes de aquí. Por ejemplo, dicen que no creen en Dios… Son ideas proclamadas por hombres demasiado serios, como acartonados, que dicen cosas que nadie entiende en América Latina….”.

Bateman argumentaba que para que un pensamiento revolucionario sea fértil, debe convencer al hombre y a la mujer sencillos, del pueblo. A aquellos tales como un jugador, una cocinera, un bromista e inclusive al borracho. Debe sonar bien a los curas y caerles bien a los militares. Este M-19 fue un movimiento tan fuerte, que llegó a poner en jaque al sistema en Colombia. De tal manera, que el mismo sistema resolvió, como única medida para controlarlo, aniquilar a todos sus jefes. Y así lo hicieron.

En Venezuela, el pensamiento bolivariano cobra fuerza en estos tiempos bicentenarios y de lucha contra el imperialismo donde existe una alianza estratégica de los pueblos Suramericanos, el ALBA, UNASUR. El comandante Presidente Hugo Rafael Chávez Frías, en un acto solemne en el año 1983, fecha aniversaria de los 200 años del nacimiento de Simón Bolívar, asume para este proceso que actualmente vive Venezuela, Con esas ideas y la manera de enfocar el estado revolucionario con el liderazgo de los pueblos que esta llevando a la consecución de una sociedad pensante con avances ideológicos que ha establecido una política internacional, que persigue la paz y el amor frente al mundo de guerras y muerte que desarrolla el imperialismo norteamericano.

VALOR DE NUESTRA REVOLUCIÓN

La revolución bolivariana: tiene especial vocación por los pobres. Es un movimiento al servicio de los más débiles. Quisiera subrayar que el servicio hacia los débiles, no implica ir en contra de los más fuertes. Bien al contrario. El trabajar para que los débiles logren la obtención de sus derechos, como tener un techo, estar sanos o acceder a la educación, beneficia igualmente a los más fuertes. Al lograrse la igualdad de derechos entre la población, se agiganta el desarrollo endógeno y se garantiza la paz interna.

La revolución bolivariana es participación verdadera del pueblo en los asuntos de su especial interés. Es lo que calificamos como “democracia participativa” y se traduce en la toma de decisiones que son de importancia para el ciudadano y su familia, su comunidad e incluso, con proyección a toda la humanidad, ya que es otro elemento que caracteriza a este movimiento universal. Por ejemplo, participación política, como el referéndum, Leyes para el poder originario, consejos comunales, ley orgánica del consejo federal de gobierno, ley de las comunas, ley de tierras urbanas, ley de tierras y desarrollo agrario.

Somos la creación ideológica de un modelo socioproductivo donde el hecho ecológico social es lo estratégico. Queremos que haya más propietarios en Venezuela. No deseamos que se concentre en manos de unos pocos. Es importante aclarar que esto no implica expropiaciones, se habla de aplicar las leyes. Luchamos para que haya más propietarios, más industrias capas de generar empleo popular y productivo.

Hablamos de una geografía territorial donde la distribución y ubicación sirva para la defensa estratégica de nuestro territorio, sirva para lanzar todo el plan de producción para la soberanía y seguridad agroalimentaria, sirva para un desarrollo industrial y aprovechamiento racional de los recursos de nuestra pachamama, queremos vivir bien en armonía con nuestra naturaleza y acabar contra el latifundio y la conducta depredadora del FMI, BM, OMC, y con las empresas transgénicas Monsanto, Cargill, La Bayer, La Ducon, La Nestlé, Helman´S. Hablamos de una emancipación e independencia en el plan estratégico de liberación nacional.

El pueblo bolivariano no discute con potencia alguna la autodeterminación y el derecho que tenemos los pueblos de elegir nuestra propia forma de gobierno, entonces queremos decirle al mundo que el estado y sociedad soberano que lideriza el comandante presidente Hugo Chávez Frias, el estado y la sociedad que expresa la mayoría de hombres y mujeres, indígenas, afroascendientes, estudiantes, pescadores, campesinos, trabajadores, obreros, y que vamos a defender con nuestro esfuerzo de ciudadanos patriotas y con el fusil de presentarse el acto inmoral de la bota yanqui en el territorio libre de la patria grande de Simón Bolívar.

“Julio, mes de la Republica”

HONOR A LOS COMBATIENTES CAÍDOS POR LA REVOLUCIÓN

“LA LIBERTAD DEL NUEVO MUNDO, ES LA ESPERANZA DEL UNIVERSO

SIMÓN BOLIVAR”

EPOCA BICENTENARIA

TIEMPOS DE REVOLUCION

NO AL IMPERIALISMO

PATRIA SOCIALISTA O MUERTE; VENCEREMOS

brauliojo72@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6383 veces.



Braulio Álvarez

Diputado y dirigente campesino


Visite el perfil de Braulio Álvarez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: