El chavismo doctrina del pueblo

Los ríos conceptuales que recorren el corpus político del pensamiento chavista, van desde el cristianismo "Jesús fue el primer socialista de la historia", afirmó en muchas ocasiones. Marx, "la historia de la humanidad es la historia de la lucha de clases", recordó en momentos precisos. "el pueblo es al ejército, como el agua al pez" señaló en referencia a Mao Tse Tung. “Chávez jamás se subordinará a esa vieja sociedad civil”, dijo citando a Gramsci.

Sin embargo la base principal del ideario político proviene del pensamiento emancipador de Bolívar, Miranda, Rodríguez, Zamora, y de las referencias de los gobiernos de Torrijos, Velázquez Alvarado, Salvador Allende, Fidel Castro.

Más allá de las categorías formales, subyacen como códigos sagrados, un conjunto de claves ocultas que como faros en el mar, alumbran a los viajeros que se internan por las grandes sabanas de la rebeldía y la dignidad, y que permitieron al pueblo identificar una continuidad de la lucha en el famoso discurso del 4 de febrero de 1992.

En la complejidad del momento político con Carlos Andrés, llamando a la rendición, se pudo pensar en una bravuconada o un simple aguaje político, sin embargo el pueblo se dejó seducir por el llamado de una manera muy singular: durante los meses siguientes el gobierno fue sometido a una fuerte presión popular que se expresó en cacerolazos, cohetazos, marchas, disturbios estudiantiles, y que termino con el enjuiciamiento y posterior salida del gobernante.

Un contraste con lo sucedido después de los sucesos del 27 de febrero de 1989, cuando el pueblo se replegó, y el movimiento popular retrocedió, a pesar de los intentos de algunos sectores de la izquierda y del movimiento estudiantil, por empujar al combate.

Las claves secretas de comunicación con el pueblo, debemos buscarlas en la lucha del hombre latinoamericano, en su lenguaje, sus tradiciones, sus canciones, sus poemas, sus ritos y sus costumbres.

Eso ayudó a convertir el pensamiento chavista en una gran fuente de sabiduría y enseñanza para el pueblo que por intuición propia aprendió a descifrar el metalenguaje que a través de anécdotas, gestos picaros y complicidades cotidianas, se expresaba en una especie de anagrama que el hombre y la mujer común podían descifrar.

El pensamiento de Chávez es como una hoja echada al viento que después de nutrirse de la sabia sagrada de nuestros antepasados, se manifiesta en la expresión directa con el pueblo. Los programas semanales de Aló Presidente, eran una especie de ceremonia conversacional entre el Chávez, Tribilin, y el pueblo que sintonizaba en búsqueda de la claridad política.

Al respecto Juan Eduardo Romero, en su ensayo: Discurso político, Comunicación Política e Historia en Hugo Chávez, ha afirmado: "Esta forma personal de expresarse discursivamente, se aleja de las formas verbales tradicionalmente empleadas por el discurso del poder en la historia de Venezuela, que había mantenido una distancia declarativa con el agente histórico objeto de su atención: el pueblo…Hay otro rasgo resaltante en los discursos de Hugo Chávez, y es, precisamente la expresión personal que asume en su relación con ese pueblo. Encontramos una familiaridad, que se concreta en formas de locución afectivas, que hacen uso del tratamiento personal, en confianza, que contribuye a la transmutación de un vínculo eminentemente impersonal la relación entre el líder- gobierno, en un nexo íntimo con el ciudadano- pueblo".

El chavismo, se ha convertido por la vía práctica en una gran escuela de enseñanza política. En una especie de Pedagogía de la libertad humana; donde se aprende los valores fundamentales para la sobrevivencia, y la lucha diaria por un futuro más digno en las barriadas. La disciplina, el trabajo creador, la humildad, el esfuerzo, la solidaridad, el compañerismo, la abnegación, la fraternidad y la comprensión son las primeras letras que enseña ese magisterio.

Chávez más que un buen comunicador, fue un excelente pedagogo que penetró en lo más recóndito del alma popular, y la comprendía a plenitud.

Más allá de las instrucciones cotidianas, están algunos aportes interesantes que se hicieron a la doctrina del Nuevo Socialismo, expresión directa de la tentativa por construir una sociedad en los albores del siglo XXI, lo cual requiere desconstruir el metabolismo social del capital, y articular una nueva manera de entender y representar el mundo en su complejidad multifacética.

Chávez intentó romper el inflexible ciclo del intercambio de Capital, formulando propuestas orientadas al intercambio de actividades productivas entre los pueblos hermanos agrupados en el ALBA.

Dentro del cuerpo de postulados político se encuentran contribuciones significativas que pueden enriquecer la teoría del nuevo Socialismo, entre las que destacan: La Unidad Cívico-Militar.

El pensamiento de Hugo Chávez, une las vertientes históricas de los grandes filósofos de la guerra como Clausewiltz, Mao Tse Tung, Vo Nguyen Giap, Ernesto Guevara, Fidel Castro, con las corrientes originarias venezolanas representadas por Bolívar, Miranda, Sucre y Zamora, buscando la configuración de una doctrina que incorpore al pueblo a la defensa de la soberanía, y que se sintetiza en la Defensa Integral de la nación cuyos antecedentes y características militares, pueden encontrarse en los escritos militares de Marx y Engels, la guerra popular de Mao, y la guerra de todo el pueblo de Fidel Castro.

Pero sin lugar a dudas el gran aporte militar del pensamiento chavista a la construcción del nuevo socialismo, es la unidad Cívico militar, y el papel asignado a los militares en esa unidad. Antes de la llegada de Chávez al poder el papel de las fuerzas militares de los gobiernos socialistas, era el resguardo territorial de la patria, y en algunos casos se practicaba la cooperación militar.

Chávez introduce un aspecto novedoso que es la incorporación de los militares a las labores Sociales en las comunidades e incluso crea una guía llamado el Plan Bolívar 2000, con lo cual el ejercito pasa a convertirse en un agente social importante, abriendo incluso las posibilidades de fundar una nueva sensibilidad política en un cuerpo estructurado bajo la concepción burguesa de un estado represor “…ustedes los militares, los oficiales venezolanos tienen que participar en el frente económico, en lo social, continuar con las misiones sociales, en lo territorial, la conciencia patriótica, la ideología bolivariana”.

Otro aspecto sumamente importante es el papel asignado a la mujer en las luchas de construcción de una nueva sociedad, creando incluso una nueva institucionalidad que represente los esfuerzos por la igualdad de género, lo cual lo convirtió en un político vanguardista.

Estos elementos garantizan la continuidad histórica del legado político-humanista de Hugo Chávez, y lo convierten en uno de los estadistas más importantes del presente siglo, y aseguran la sobrevivencia del chavismo más allá del tiempo finito del hombre.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1455 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US Y /actualidad/a160655.htmlCUS