Desaparecerá TeleSur y el matacuras será la voz del Estado

Un mal sueño: Capriles aventaja por 7% a Chávez

Así es, compañeros, es un 7% el que hace la diferencia para las elecciones de este 7 de Octubre. Capriles Radonski será el nuevo presidente de Venezuela, ganando en más de doce (12) Estados y el Distrito Federal, mientras que Chávez solo ganará en once (11) Estados, además, perdiendo el voto femenino por 8% aproximadamente.

Lo más triste de esta situación, es la implementación de las nuevas políticas avaladas por la MUD y USA, “el paquetazo”, con la misión de “adelgazar” al Estado en su totalidad, la desaparición de las misiones, la distribución unilateral de recursos naturales y petroleros que realizará Venezuela al “monstruo del norte”, la obtención de nuevos créditos al FMI, quienes, con una voluntad “desinteresada”, darán algunas recomendaciones de cómo profundizar el modelo neoliberal.

Por favor, compañeros, ya es un hecho. No volveremos a ver VTV, solo la señal de Globovisión, con sus “Buenas noches” y el “Matacuras”. Ellos serán la voz válida del Estado y el “progreso”, aniquilando las ideas marxistas y socialistas, lo que ellos definen como “el vil cáncer que destruye a la Patria”.

También desaparecerá Telesur, el único medio de comunicación que nos muestra la verdad de Latinoamérica, en especial aquí en Chile, donde Fuerzas Especiales de Carabineros abusan con su violencia servil de los estudiantes que exigen una educación gratuita y de calidad. Sus imágenes y videos han sido portada en el mundo gracias a este medio de comunicación popular.

El “paquetazo” estará en marcha en menos de que termine de gobernar el Presidente Chávez, los ministros ya están elegidos para encaminar a Venezuela hacia “la plenitud capitalista”, como en los tiempos de la Cuarta República, con el barril de petróleo a nueve (9) dólares, y con descuentos especiales para los “nuevos viejos amigos”. La política internacional bolivariana perderá su eje multipolar, dejando a un lado acuerdos importantes en materias de cooperación y tecnología con el Alba, Rusia y China, por nombrar algunos.

Sinceramente, queridos compañeros, les pido resignación. Los pobres de América volverán a vivir una nueva derrota, los ricos, como siempre, escribirán la victoria, acrecentando su poder, tal vez hasta engorden un poco más. Lo más llamativo de este cambio democrático sea que mi país, Chile, volverá a ser amigo entrañable de Venezuela, se afianzarán los lazos que tienen por años adecos y copeyanos con la Alianza por Chile y la Concertación, partidos de centroderecha, herederos del modelo “Friedman” y los “Chicago Boys”.

¡Ah, qué bueno despertar esta mañana!, ¡qué pesadilla vale!, esto de querer saber como piensa el enemigo me cuesta el sueño, prometo no volver a leer el Mercurio antes de ir a dormir.

¡Qué viva la Revolución hacia la victoria perfecta!

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3097 veces.

Comparte en las redes sociales