Contra la Violencia Extrema. Democracia y Movilización

 

Las movilizaciones y protestas que comenzaron el 12 de febrero de 2014, han estado muy permeadas por la violencia extrema, que ha cobrado lamentablemente ya 39 vidas, de las cuales la gran mayoría ha sido producto de las guarimbas. Los problemas políticos de fondo, la crisis económica, el debate sobre las medidas necesarias para solventar la situación, la legitimidad o no de las protestas estudiantiles, comunitarias y de trabajadores, y demás temas trascendentales para los debates de hoy, se han visto aplacados en la mayoría de las circunstancias por la violencia desmedida  de grupos de ultra-derecha y grupos gobierneros. Y el pasado 3 de abril la UCV fue testigo, nuevamente, de este tipo de actos, que arrojaron varios heridos de gravedad.

 

            Rechazamos la Violencia sin Sentido y el Para-militarismo

 

            Debemos rechazar estos actos de violencia extrema y exigir que se haga justicia, con el debido proceso y lo establecido en la constitución. Tan criminal es la golpiza que le proporcionaron a William Muñoz, de la facultad de derecho, así como la respuesta contra varios estudiantes de oposición. Pero estos hechos puntuales no están aislados de la realidad nacional, en los que la violencia extrema, además de cobrar decenas de vidas de la manera más cobarde, se ha traducido en linchamientos, vejación, agresiones desmedidas, desnudo de personas en público, quema de preescolares, excesos particulares cometidos por miembros de cuerpos seguridad del estado (como la GNB), entre otras acciones que cercenan directamente los derechos de las mayorías, al libre tránsito, al trabajo, a la vida y a la libre expresión.

 

            Con esto no se pretende banalizar el hecho de la violencia, ni mucho menos rechazarla como  los grupos pacifistas. Eso sería una burla a los pueblos que hoy luchan en el mundo entero. En la disputa por un sistema distinto (donde prevalezca la justicia social e igualdad política), en la disputa entre los excluidos y los que se encuentran en el poder, siempre hay violencia de por medio. Esto es  evidente en la lucha actual de los trabajadores y estudiantes a nivel mundial por sus derechos. E incluso la revolución bolivariana, catalogada de pacífica, es un ejemplo vivo de ello a lo largo de estos años. Por ello es importante aclarar, que con violencia extrema, no nos referimos a confrontaciones contra cuerpos de seguridad del estado (policía, guardia) o entre grupos con distintos puntos políticos, sino que hablamos del paramilitarismo de estos pequeños grupos que niegan el debate político y, por tanto, los espacios democráticos para tomar decisiones. No hay nada que construir con ellos.

 

            No nos entrampemos en el debate sobre la violencia

 

            Sin embargo, los estudiantes, y demás sectores de la sociedad, no nos podemos quedar entrampados en el debate de la violencia. Este escenario de suspensión de clases y de violencia, como está explicado en el último comunicado de marea socialista “¿Quien gana y quien pierde con la suspensión de clases?”, beneficia: a las autoridades corruptas y su política ineficiente de seguridad; al gobierno y empresarios, que a través de la mesa de paz están aprobando medidas económicas que devalúan nuestro salario y no solucionan los problemas de inflación, escasez, corrupción y acaparamiento; y a los grupos violentos, que ahora pareciera que los espacios universitarios fueran de ellos y no de la comunidad universitaria.

 

            Democracia, Propuestas y Movilización: son las tareas del movimiento estudiantil

 

            Ante la ausencia de direcciones consecuentes y reivindicadas por la base, los sectores oportunistas de la FCU, intentan capitalizar el descontento y malestar generalizado. Ante una supuesta   “autonomía” de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), y con propuestas muy superficiales y demagógicas, como: “libertad para TODOS los detenidos”, “Renovación de los Poderes Públicos” y “Fondo de Estabilización Macroeconómica”, han venido movilizando a sectores estudiantiles universitarios. Pero se les cae la careta, al no tener un programa claro para defender nuestros derechos y al convocar asambleas antidemocráticas en las que no se vota nada y se atropella al que esté en contra de “la línea” de Requesens. La mayoría de los dirigentes de centros de estudiantes y de la FCU, son militantes o tienen fuertes vinculaciones con los partidos de la extinta MUD, y siempre van a responder a los dirigentes de esos partidos.

 

            El reto que hoy tenemos los estudiantes es la construcción de una alternativa política seria, autónoma, luchadora, democrática, anti-capitalista, anti-burocrática y consecuente, que salga a la calle con propuestas claras para defender los derechos y conquistas que las mayorías han adquirido a lo largo de los años. Una alternativa que se oponga a los viejos vicios, y para lo cual es indispensable: 1) El debate político, para abordar los problemas de fondo, respetando la diversidad de pensamiento; 2) Espacios profundamente democráticos para discutir, elegir y decidir. Sin esto, no se podrá construir una nueva alternativa estudiantil

 

          El debate político abierto y democrático es la mejor respuesta ante la violencia desmedida de estos sectores, que no ofrecen ninguna salida a las graves problemáticas que estamos sufriendo los venezolanos. Hoy es indispensable, la movilización con propuestas dirigidas a exigirle al gobierno que tome medidas que favorezcan a  los más afectados por la actual situación económica, y también para exigirle a  los empresarios, los primeros responsables del actual desastre económico a que respondan por la especulación y el acaparamiento. 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1782 veces.



Cesar Romero

Director Ejecutivo de CERLAS (Centro para la Reflexión y Acción Social). Activista de la Plataforma contra el Arco Minero del Orinoco. Ingeniero Metalúrgico. Investigador enfocado en la minería en Venezuela y sus impactos multivariables en los modos de vida.

 elcesar4789@gmail.com      @cesar_JMarea

Visite el perfil de César Romero para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Movimiento Estudiantil, Educación


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad