La guarimba sindical

Atención: Camarada Eduardo Piñate, Ministro para el Proceso Social del Trabajo.

Mosca con esta guarimba sindical que se está montando desde Caracas y parte del sector salud, precisamente "el plato fuerte de la invasión yanqui" que pretende cabalgar sobre "la crisis humanitaria" y la implementación del "canal humanitario", "canal" este hartamente conocido desde la ex-Yugoslavia, en la década de los 90 del siglo pasado y revivido luego en la Iraq de Saddam Hussein, Afganistán en plena invasión-bombardeo después de los hechos del 11-09-2001 y también se vio en Libia en el año 2011 y recientemente, y aun, en la siria del valiente Bashar El Assad, para ubicarnos en el contexto histórico y socio-político de la guarimba sindical tenemos que trasladarnos a una discusión de la izquierda de principios del siglo XX que nunca se ha saldado o agotado, por el triunfo, aparente y circunstancia del marxismo-leninismo en la URSS. Veamos.

EL SINDICALISMO SOCIALDEMOCRATA O REFORMISTA O "SINDICALISMO CORPORATIVO" O "SINDICALISMO DE DERECHA":

El papel de la clase obrera dentro del socialismo era el de ser un núcleo importante en la lucha por la instauración del socialismo; de allí saldría el "cuartel general" de los luchadores por la revolución social pero el reformismo (Encabezado por el marxismo, el propio Marx y más que todo Engels quien funda la socialdemocracia Alemana en Erfurt, en 1891, y luego Lenin cuando funda la III Internacional y avala un sindicalismo reformista, economicista o lochero y no luchador por el socialismo cual ha debido ser la misión de los trabajadores), el reformismo, repito, claudicó frente a la derecha y convalido un sindicalismo "académico" y "legal" legalidad sustentada en el derecho burgués. Este sindicalismo reformista o corporativo, renuncia a la acción directa en la lucha por el socialismo, renuncia a las tomas de fabricas, tierras y fincas, a la creación de nuevas fabricas, fincas y barrios y la instauración de los consejos de fabricas ("El poder obrero" propiamente tal) y su ligazón con las comunidades para instaurar la comuna o verdadero poder popular o socialismo. Este sindicalismo de derecha, hizo que el proletariado, como máxima actividad política-social (o casi única) se limitara exclusivamente a pedirle (Mendigarles) reivindicaciones económicas a los capitalistas, que son verdaderas lochas y renunció a la lucha por el poder político, a disputarle a la burguesía el poder político y convirtió a los trabajadores, en general, en un ente totalmente inútil y dependientes de la burguesía hasta para comer, vestirse y vivir, a solo interesarse por lo que ocurre en las cuatro paredes de sus fabricas y renunciar a la lucha por el poder, renuncio a la consigna de la I Internacional Obrera del siglo XIX, "La liberación de los trabajadores es obra de los trabajadores mismos".

Ahora, volviendo al aquí y ahora de esta "guarimba sindical" en análisis; cualquier sueldo con esta hiperinflación es insuficiente, porque precisamente de eso se trata la hiperinflación que es inducida, "ningún sueldo alcanzará a la inflación", es una vil trampa a que están llevando a nuestros trabajadores, con el apoyo incondicional de un sector "desubicado" de la izquierda (Algunos, otros, quinta columnas y/o dobles agentes), pero quienes comandan estas operaciones de verdad, las cuales forman parte de la guerra no convencional (GNC) a que está siendo sometida Venezuela por el Pentágono gringo, si saben y están bien claro, que pedir aumento de sueldos, en hiperinflación, es una "venta de humo", es una mera pantalla o pantomima; no se trata de pedir aumento de sueldos; los trabajadores y los movimientos críticos , alternativos, de izquierda revolucionaria o libertarias, ahora, lo procedente es hacer propuestas desde la óptica de transformación social, de transformación revolucionaria, para solucionar la actual crisis integralmente; que es ocasionada por el imperialismo anglosajón–francés-alemán y la burguesía misma, con miras a que los trabajadores tomen el poder y asuman la dirección de los centros de trabajo, para desde allí liberar a la sociedad entera. Estas propuestas y su ejecución deben ser para solucionar el problema de toda la sociedad venezolana, y más allá; liberar a Nuestramérica y a todo el mundo; y aunque pareciera contradictorio ni sea maniobra de distracción o evasión; el actual Ministerio del Trabajo, en la persona del camarada Eduardo Piñate, tiene la capacidad para vanguardizar (Sin sustituir a los trabajadores), este movimiento de contra-ofensiva revolucionaria y de verdadero poder obrero y hacia el socialismo.

CON LA CONCEPCION SOCIALDEMOCRATA DEL SINDICALISMO Y DE LA SOCIEDAD TENEMOS ESTA GUERRA PERDIDA.

Esta guarimba sindical, que parte del sector salud, allá en Caracas, comenzando por el Hospital de los Niños J. M. De los Ríos, en la Avenida Andrés Bello, en Lídice, la Maternidad Concepción Palacios, en los Magallanes de Catia, en concreto del Colegio de Enfermeras de la zona metropolitana de Caracas; que se fundamenta en la trampa de pedir aumento de sueldos en plena hiperinflación inducida que está muy bien teledirigida por el imperialismo yanqui desde su embajada o de cualquier sitio, ya sea dentro de la nación o afuera, y que forma parte de la Guerra No Convencional (GNC), sustentada en el instructivo 10-18 (18-01-2010) del Pentágono gringo, dicha guerra es bastante heterodoxa y "flexible" y no se puede combatir con los cánones ortodoxos que hasta ahora manejamos; en concreto, me estoy refiriendo a la formula de la socialdemocracia (Socialdemocracia tardía), ya sean la vía conciliatoria (Sentarse a discutir con ellos un nuevo contrato colectivo, aunque debe sentarse, pero como una actividad más a la principal) o con represión (Aunque tampoco debe descartarse y hacerse, porque es un acto subversivo), sino que debe enfrentarse con el estilo revolucionaria dentro de la onda de la profundización de la revolución bolivariana, de la contraofensiva y de los principios de "poder obrero" y "comuna" sin desconocer la calidad de vida de los trabajadores.

La guarimba sindical, sustentada en las supuestas "conquistas obreras" del siglo XX, resumidas en el estado de bienestar, en donde se engloba la "Libertad sindical" y la "Libertad a la contratación colectiva", que consistió en una gran traición de la socialdemocracia y el marxismo leninismo a la renuncia de la lucha por el socialismo y el sometimiento a las reglas de juego de la democracia burguesa, renuncia a la acción directa por el socialismo; en nuestro caso venezolano, al principio constitucional de la escala de salario móvil que pauta que el salario debe ser acorde al costo de la canasta básica (91); pero esa conquista es válida y legitima, desde la óptica burguesa (Revolucionariamente hablando solo es válido la lucha directa por el socialismo), en condiciones normales, no bajo un estado de guerra y asedio por parte de la única superpotencia existente hoy, el imperialismo yanqui que implica un estado de emergencia económica.

Lo dicho anteriormente, es la descalificación de la lucha del colegio de enfermeras y otros gremios, jurídicamente, el estado de emergencia, mata al aumento, aunque debe hacerse, pero estando consciente que es una trampa, pero el aumento por la hiperinflación hace sal y agua a tal aumento, y ya dentro de una semana estallara otra huelga porque se volvieron a divorciar el sueldo con el costo de la canasta básica. Es decir la propuesta es una trampa y solo es un mero justificativo para conspirar para subvertir el orden, amparado en algo que en apariencia es legítimo y legal, pero que es una trampa, es una acción subversiva desde su principio hasta su fin; aunque vuelvo y repito, se debe "sentar", "aumentar", "reprimir" y dirigir la lucha al verdadero poder obrero, la democracia directa, participativa y protagónica y al estado comunal, ambos de la naturaleza del bolivarianismo revolucionario, en otras palabras, la respuesta es heterodoxa y novedosa tambien.

¿QUE HACER?

La verdad es que no existe una receta o tan solo una guía para combatir a la "guarimba sindical", aquí analizada, y es que no puede haber tal recomendación puesto que son hechos nuevos, corresponde a la fase del neoliberalismo o capitalismo salvaje o al decir de Rosa Luxemburgo, la era de la barbarie del capitalismo, al fracasar el socialismo, por culpa de la prevaricación marxista y sus derivados (Socialdemocracia y marxismo-leninismo, en lo político, sindicalismo reformista y "revolucionario", en lo laboral), se refuerza y predomina el capitalismo quien para mantenerse invoca a la barbarie, esta fase de la barbarie, aunque formalmente comienza con la caída del muro de Berlín en 1989, su instrumentación practica es a partir del 11-09-2001, cuando el capitalismo se quita la máscara ante el mundo y muestra su verdadera faz de ente anti-histórico y del oscurantismo y el crimen; estas resoluciones como la que da origen a la GNC (La teoría de la guerra de guerrilla del Che Guevara, al revés), que es del 2010, aunque ya la han implementado en el medio oriente, todavía la tienen en "periodo de prueba" para perfeccionarla y volverla más letal, Venezuela tiene la desdicha que ya existen 3 países en donde ha sido exitosa su aplicación (Iraq, Libia y Ucrania), pero no dejan de estar "innovando" sus aplicadores, el Pentágono gringo; por eso repito, es muy difícil dar algunas recomendaciones confiables, pero si existen algunos lineamientos generales para su contrarrestación. Veamos.

La primera recomendación, para contrarrestar a la guarimba sindical, es que no se puede recurrir a los métodos formales para combatir cualquier conspiración o movimiento sindical, sea o no de carácter reivindicativo; el gobierno con sentarse en la mesa de negociación no ganaría nada puesto que aun acordándose un salario cualquiera que haga "concluir" la huelga o la guarimba, que en este caso es una mezcolanza entre paros propiamente dicho, paros escalonados, acciones de calle, huelga, todo esto bien combinado con el factor mediático de muy buena propaganda. Tampoco resuelve nada el gobierno al implementar la represión, aunque sea justificable porque a todas luces se ve que es un movimiento subversivo con un barniz laboral, y no hace nada el gobierno porque al existir un ambiente de hiperinflación, la disidencia en cualquier momento vuelve a salir porque en apariencia es "justo el movimiento", y en este caso la represión hasta pudiera ser contraproducente.

La solución al problema de los bajos salario de las enfermeras, eléctricos, maestros, del transporte, de todos los trabajadores en general no se resuelve con aumentarles el sueldo a la cantidad que ellos pidan por mas estrambóticas y excesiva que esa cantidad sea, la solución del bajo salario se resuelve solucionando el problema de la hiperinflación inducida y eso es un problema social, nacional y no gremial o local y que tiene que ver con la guerra no convencional que está desarrollando el imperialismo yanqui y sus aliados externos (Los países de gobiernos de derecha en el continente y de Europa) e internos (La derecha venezolana en donde están incluidos los sindicatos amarillos y algunas izquierdas de dudosa conducta), en contra de Venezuela.

Esta GNC también denominada "Hibrida" o de "Cuarta Generación", expresada en la guerra económica y su expresión de hiperinflación inducida, se resuelve, en líneas generales, saliéndose del sistema dólar, que es el puntal de la guerra económica en contra de nuestro país y nos salimos del sistema dólar, o aplicando otra moneda distinta (Pudiera ser el Yuan Chino; antes del golpe de estado en Brasil pudo haber sido el Real) o revalorando el bolívar o anclarlo al oro, como lo está haciendo Rusia, quien también está siendo afectada por la dolarización, o estableciendo distinto tipos de monedas locales o intermunicipales; o estableciendo un heterodoxo y novedoso sistema de valores, sustentado en el valor de uso, cuya expresión sea el trueque, se cambian producto por producto, a los cuales se le dan una escala de valor.

EL TRABAJO VOLUNTARIO Y LA DONACION (EL GRATIS, EL REGALADO) ARMAS EN CONTRA DE LA HIPERINFLACION Y LA GUERRA ECONOMICA SALVAJE.

La guerra económica que impulsa el imperialismo en contra de Venezuela, es de la naturaleza de la barbarie, se fundamenta en lo más oscuro que tiene todo ser humano dentro de sí, como la usura, la avidez de riqueza y dominio, el egoísmo, el individualismo, la insolidaridad, el desarrollo de la animalidad dentro del ser hombre, los bajos instintos y las bajas pasiones, el hedonismo; como forma de contrarrestarlos se requiere promover e impulsar los más nobles valores humanos, sustentados en el amor a la humanidad, que es el menos animal de todos los instintos o valores existentes en las personas y este amor en lo económico tiene su expresión, en el trabajo voluntario (Trabajar sin ninguna contraprestación dineraria o material, solo por razones morales o espirituales) y el regalar (Dar, entregar, sin ninguna contraprestación inmediata a cambio, aunque se espere un reconocimiento y pago espiritual y social), ahora tanto el trabajo voluntario como la donación no lo pueden hacer los hombres (Y las mujeres) individual y aisladamente, estas conductas altruistas y loables, deben ser administradas y reguladas por la sociedad, por el colectivo.

Se debe impulsar las virtudes del altruismo, que es el sacrificarse por los demás y la virtud del dador alegre, consistente en regalar hasta lo que se tiene y se necesita al hermano, al otro; ambas son actitudes de sacrificio por los demás; ambas figuras han sido mixtificadas por las religiones, sobre todo el cristianismo en sus distintas acepciones que han hecho de estas facultades, que son netamente humanas, en algo divino, solo realizable por Dios y con ello lo han censurado, lo ha coartado, porque hacer algo que sea del don de un Dios, es algo que está vedado a los mortales, y esto es un error que debe criticarse y corregirse, a un movimiento revolucionario y libertario le corresponde esta tarea, que es de los hombres.

El trabajo voluntario y don de regalar, lo debe administrar la sociedad reconociendo estos valores, aun recompensándolo no solo con estímulos morales que es lo procedente, sino también materiales, mas no monetarios, pudieran ser en especie, a fin de de proteger al voluntario para que no muera (Y viva) en la indigencia y tenga una vida digna y aceptable igual debe pasar con el dador espontaneo o alegre, en donde la sociedad debe reponer los bienes que el dador regala para que existan siempre esos bienes y el dador no se empobrezca y luego sea un mal ejemplo que los de instinto salvaje (Los capitalistas) pretendan sacarle provecho o hacerles mala propaganda, para que nadie siga su ejemplo, al igual que los voluntarios.

Se deben ampliar las fincas y las fabricas para que haya más producción y así el voluntario y el dador espontaneo, aun si recibir contraprestación monetaria no permanezca en la pobreza o en las limitaciones y que mejor inversión que la utilización del presupuesto para aumentar la producción local, regional y nacional.

EL PAGO EN ESPECIE Y EL TRUEQUE OTRA FORMA DE COMBATIR LA GUERRA ECONOMICA IMPERIALISTA.

La hiperinflación tiene su origen en valores formales establecidos por el sistema, en nuestro caso quien dirige al sistema no está dentro del país sino en Wall Street; para combatir esos valores hay que romper con ese sistema, con esos patrones que en nuestro caso es el sistema dólar y que mejor forma de cambiar o alterar las reglas de juego que utilizar el trueque fundamentado en el principio del valor de uso y no en el valor de cambio capitalista.

Indiscutiblemente que el trueque seria una de las mejores expresiones de esa ruptura de las reglas de juego pautadas desde Wall Street, ya que altera la escala de valor (Valor de cambio) establecido por el capitalismo formalmente, priorizando el valor de uso, el intercambio de un bien por otro, pero esto también debe administrarse socialmente y Piñate tiene la capacidad para inducirlo.

CONCLUSION: Para resumir, le dedico estas letras al camarada Eduardo Piñate, actual Ministro para el Proceso Social Trabajo; que la solución a la actual guarimba sindical, que se está dando desde los gremios de salud y educación (Media y universitaria), así como de otros sectores como los electricistas, cementeros, telefonistas, etc.; con miras a fabricar una "rebelión obrera" para tumbar a Maduro y así el imperialismo yanqui apoderarse del país por intermedio de la derecha cipaya venezolana, no se soluciona "dejando hacer, dejando pasar" porque después cuando se actúe la reacción puede ser tardía; la solución es heterodoxa pero bolivariana revolucionaria, sentarse hablar (Y aumentar también) con los gremios, reprimir también, porque por detrás está el imperialismo, pero no debe ser "el plato fuerte", se debe utilizar (O impulsar), el pago en especie, sustentado o no en el trueque, en donde se sustituye al dinero por bienes, se debe instar a los trabajadores a tomar la dirección de los centros de trabajo, pero no para "subvertir más y mejor" sino para solucionar de fondo el problema principal, la hiperinflación, que es el capitalismo mismo; se deben renovar y ampliar las nominas, en este caso, como en otros, de salud y educación, en donde se puede incluir el trabajo voluntario y la donación y se debe convocar al pueblo a ocupar los centros de salud y escuelas, liceos y universidades, dándoles cursos exprés para que vayan atendiendo a los pacientes en los casos de primeros auxilios y de las primeras letras; se debe impulsar la fabricación o confección de insumos y productos médicos (Laboratorios propios para quebrar a las transnacionales; atención con la medicina alternativa, la hierbateria ancestral es válida) y de educación (Lápices, papel, libros, laminas, pupitres, pizarrones, etc., etc.), así como en otros sectores industriales y de servicio. La solución no debe ser puntual sino buscando la solución de fondo, desarrollar el socialismo bolivariano o participativo y protagónico y sobre todo la comuna, que es impulsar la asamblea de ciudadanos y la autogestión. La solución, no está en aplicar los mismo métodos de la socialdemocracia tardía, porque el movimiento de la guarimba sindical es "heterodoxo", "novedoso" pero busca el mismo fin de la guerra no convencional imperialista tumbar al gobierno bolivariano, esta vez por la vía de la rebelión obrera, a cuenta de aumento de sueldos, en una hiperinflación inducida.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 718 veces.



Francisco Sierra Corrales


Visite el perfil de Francisco Sierra Corrales para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Francisco Sierra Corrales

Francisco Sierra Corrales

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a266113.htmlCd0NV CAC = Y co = US