La oposición abdico por su torpeza

La oposición sigue en desbandada, fragmentada y cada vez más débil. No hay oposición política al gobierno de Chávez que pueda construir una alternativa de gobierno sobre las bases de las contradicciones sociales, políticas, económicas, porque no hay líderes con esos mensajes contundentes capaces de persuadir más allá de que Chávez se vaya.

La oposición a pesar de su votación esta reducida a los medios que desinforman. Los 6 y más millones de votos que obtuvieron no tienen sentido más que en un contexto determinado y dentro de los límites electorales; ese número no es un contexto privilegiado para la oposición y menos para Capriles.

En esos 6 y más millones de votos obtenidos hay un importante porcentaje de votos castigo para el gobierno, por el don que posee el pueblo de una mente investigadora que lo capacita para redirigir sus impulsos en momentos claves pero sabiendo que el resultado no se afectara.

La mesa de la unidad es solo un nombre dado para a esa campaña explica su fracaso otra vez por no ser una oposición orgánica, no incorpora los diferentes movimientos o partidos con la ciudadanía sosteniendo así una perversa actitud oportunista dirigida solo a terminar con Chávez, no a una mejor gestión del país.

Se los ve en un perenne estado de insatisfacción, luchan por liberarse pero como no tienen certeza de nada no lo logran. Actúan de acuerdo a la ocasión que se les presente, la burguesía y sus intelectuales hace rato se refugiaron en sus monopolios y mansiones para especular llenos de ego creyéndose dueños de la verdad.

Esa torpeza en sus tareas los hace abdicar como oposición. El amor a la patria se les termino cuando perdieron el poder político, son ejemplares comprometidos con su caducidad arengando a grupos de presión para desestabilizar el país, proyectan de esa forma un éxito inmediato por una felicidad envasada al vacío. Están dispuestos a todo, hay dinero para eso porque saben que son gente sin futuro político en Venezuela.

Sus convicciones y preferencias morales de la oposición son cualesquiera y falsas. Si el corazón de esas mujeres y hombres no quieren integrarse a un mundo de realidades morales su pensamiento no les permitirá creer en ningún otro principio. Solo los instintos teatrales en sus mentes los sostienen afirmando que son oposición.

Fríos de corazón por no haber tenido jamás ningún acicate social y ante su altanera presencia, los jóvenes y experimentados burgueses están llenos de incomodidad porque su juicio práctico es engañoso, erróneo y peligroso considerando que todo juicio por su misma naturaleza es teórico, por lo tanto, hay el peligro constante de llevarlos a considerar como juicio algo que en realidad no es conocimiento en absoluto como ocurrió con Capriles, quien solo acepto su derrota el mismo día de la elección, en rueda de prensa admitió aceptar la decisión del pueblo y felicitar a Chávez, “será lo primero que haga” manifestó.

No es de ningún provecho político para la oposición seguir así como estúpidos por caminos completamente trillados por la rutina del negocio de la politiquería. ¿Que hechos pueden analizar si de 3 gobernaciones y otras tantas alcaldías no pasan?

¿Que se puede esperar de la oposición si sus voceros oficiales son Nelson Bocaranda y Rafael Marquina? Ofrecieron que Chávez moría en 2-6-12 meses máximo, pronosticaban que no soportaría la campaña, con ese cuento se la pasaron todo este tiempo y continúan. Capriles se frotaba las manos, ahora saben que de brujos no pasan

Al mediatizar la mayor parte de sus acciones perdieron el rumbo. Hace años que las tesis de sus ganadores de las primarias se archivan o se las bota a la basura después de las elecciones, así, sus metas políticas y económicas con el país son cálculos de prebendas y privilegios para afianzarse en su pequeño mundo burgués en donde la especulación, la mentira, son su fuerte para mantenerse vigentes con ayuda de El Nacional, Universal, Globovisión como portavoces de si mismos.

Raúl Crespo
[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 2647 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /oposicion/a152784.htmlCUS