Transcripción de la cadena

Juramentación Jesse Chacón, Ministro De Comunicaciones e Información

CADENA NACIONAL
Caracas, 4 de julio de 1097
Hugo Chávez Frías
Presidente de la República Bolivariana de Venezuela
Juramentación Jesse Chacón, Ministro De Comunicaciones E Información

Presidente Chávez:

Ciudadano Jesse Chacón Escamillo, Ministro de Comunicación e Información; ciudadana y amiga Nora Uribe Trujillo, ciudadano José Vicente Rangel, Vicepresidente Ejecutivo, minis-tros y ministras, ciudadana Marisol Plaza, Procuradora General, ciudadano General de Divi-sión Melvin López Hidalgo, secretario del Consejo de Defensa de la Nación, ciudadana Teresa Maniglia, Viceministra de Gestión Comunicacional, ciudadana Esther Macías, Viceministra de Medios Informativos; ciudadana Daise Parejo, Directora del Despacho del Ministerio de Comunicación e Información, ciudadano Jesús Romero Anselmi, presidente de Venezolana de Televisión; ciudadana Elena Salcedo, Directora de Radio Nacional de Venezuela, ciudadano Orlando Utrera, Director General de Venpres, ciudadano Juan Antonio Aldazoro, director de la Imprenta Nacional, ciudadano Emerio Matos, director Presidente de JYVE Mundial, dis-tinguidos invitados especiales, señora de Chacón, queridos viejos, familiares, hermanos de Chacón Escamillo. Jesse, nunca se me olvida Jesse y los años aquellos en que se desató la tormenta revolucionaria y una foto que quedó por allí para la historia, con una dignidad de soldado, que no se rinde, él echado al piso y un fusil apuntándole en la frente y él mirando con valentía y dignidad al agresor.
Bien, así van los caminos de la vida ¿verdad mi vieja? Así van los caminos de la vida.

Nos reunimos aquí para un acto que pareciera rutinario pero que tiene una serie de connota-ciones, en primer lugar, el Ministerio de Comunicación e Información. Apenas creado hace un año, poco menos quizás de un año, ocho meses me apunta Teresita por allá. Ocho meses. Y una batalla que nosotros quisiéramos cesara; me refiero a la batalla o guerra comunicacional, pero por lo visto, los grandes dueños o los dueños, no son grandes dueños, son dueños, algu-nos son dueños, otros son concesionarios, como muy bien los definía el Vicepresidente Rangel, concesionarios de las señales de televisión que son del Estado esas señales, y algunos dueños de periódicos, de los que tienen mayor peso en sectores de la opinión pública, ellos pareciera que no quieren que esa guerra termine. Los hemos derrotado a pesar del inmenso poder que tienen, a pesar de la desventaja en que siempre hemos estado en este terreno; desventaja no-table, a pesar del atropello.

¿No estamos transmitiendo en cadena esto? Pídame una cadena Ministro, primera cadena que usted, llame ahí, ordene una cadena nacional. Llame de una vez. Quédate tú ahí que Teresita lo está haciendo ya. Esto hay que transmitirlo en cadena nacional, esta es la buena hora para una cadena y el tema muy apropiado para que todo el país se entere de que estamos aquí en un acto de esta importancia.

Entonces, este pequeño grupo de personas con mucho poder económico y que vivieron en con-nivencia con el poder derrocado por el pueblo, con el poder instalado durante 40 años....

(Esta es una transmisión del Ministerio de Comunicación e Información de la República Bolivariana de Venezuela y la red nacional de radio y television)
Presidente Chávez:

Estamos en cadena nacional, saludamos a todo el país desde el Salón de Los Espejos, recien-temente bautizado de manera informal como Salón Joaquín Crespo, en honor al caballero aquel que preside esta sala. Acto de Transmisión del Ministerio de Comunicación e Informa-ción. Y he comenzado haciendo una reflexión sobre la batalla mediática y he dicho que noso-tros, desde el gobierno, desde aquí, aspiramos y siempre aspiraremos a que esta batalla con-cluya, y que los medios de comunicación retornen a cumplir el papel que deben cumplir en una sociedad democrática, libre, pero decía también que lamentablemente nos damos cuenta todos los días que este pequeño grupo de venezolanos, muy poderosos económicamente y con raíces profundamente conectadas con el régimen de la Cuarta República corrupto y perverso, parece que ese grupo de personas, dueños de periódicos de circulación nacional, dueños de te-levisoras, concesionarios de la señal de televisión del estado, que es del estado repito, la señal, ellos son dueños de sus equipos y sus instalaciones, pero la señal es del estado, sólo tienen au-torización por un tiempo determinado y bajo ciertas condiciones, para que usen esa señal, en cualquier momento, por razones de mucho peso el estado puede quitarles esa concesión. Aquí ha habido razones para quitárselas, hemos sido nosotros sumamente generosos con ellos, por-que todos sabemos, el mundo es testigo, de cómo los canales de televisión, el canal 2, el canal 4, el canal 10 y Globovisión estaban dirigiendo el golpe de estado del 11 de abril. No es que estaban cubriendo los hechos, estaban dirigiéndolo. Lo sabemos. El mundo entero lo sabe. Son golpistas.

Si aquí hubiese de verdad una rigurosa aplicación de la justicia como la habrá algún día, así aspiramos todos los venezolanos, los dueños de esos canales deberían estar, de los cuatro, en prisión. Y uno que otro periodista o trabajador de allí, de esos medios, que se prestó al juego golpista y terrorista contra el país. Sin embargo, parte del proceso de transición pues, ellos han seguido allí pero parece que no quieren reflexionar. Continúan inundando al país de mentiras, continúan lanzando campañas desestabilizadoras, sólo que han sido derrotados, lo veníamos diciendo desde 1998, por primera vez en la historia venezolana desde 1958 para acá, llega a Miraflores un candidato no querido por los medios de comunicación, por los gran-des medios o más bien por los dueños de los grandes medios, por esa oligarquía que se adueñó de ese gran poder, de ese gran poder mediático e instaló aquí un modelo perverso de manipu-lación.

Todos recordamos, aquí tuvimos un presidente... los venezolanos tuvimos un presidente bo-rracho. Subordinado a una amante. Y la amante vivía aquí en Palacio, y tenía.... ella maneja-ba el poder.

Ah, pero gracias a la campañas mediáticas, a la manipulación, aquel presidente llegó a ser ca-lificado por la opinión pública como el más bonachón, el de la sonrisa misteriosa como tipo monalisa, el mono liso, no la mona lisa, será el mono liso. Una sonrisa misteriosa. Y qué bo-nachón el hombre. Borraaacho lo sacaban de aquí de este patio, yo lo vi con estos ojos. Yo era un joven Mayor y trabajaba por aquí cerca y vi con estos ojos los últimos meses de aquel go-bierno. Ah, pero tenía toda una estructura y manejaban y manipulaban y engañaban. O el fu-lano aquel que fue presidente, robó y robó y se fue del país durante 15 o 20 años, yo no sé cuántos, y volvió con la cara lavada y entonces la campaña mediática lo presentó como la sal-vación, con el lema aquel de que “Con los adecos se vive mejor” y así mucha gente fue enga-ñada durante años y años, a votar por unos señores que al llegar aquí ya estaban comprome-tidos con esas cúpulas oligárquicas. Le entregaban los ministerios de Finanzas, los ministe-rios de la economía, Conatel. A mí nunca se me va a olvidar el planteamiento que me hizo uno de los grandes gurúes del golpe mediático y magnate internacional y dueño de medios, que se creía dueño de Venezuela, y el dirigente del golpe de estado de abril, uno de los capos de esa clase oligárquica, bastarda, apátrida y traidora, pretendía que yo nombrara en Conatel a uno de sus empleados. Ja. Siempre tuvieron el poder detrás del trono, eran presidentes manejados por esa oligarquía, eran congresos manejados por esa oligarquía. El poder económico: copado. El poder judicial: copado, era una dictadura de la oligarquía detrás de la careta democrática. Esa es la verdad. Con la verdad ni ofendo ni temo, dijo un gran hombre latinoamericano. Con la verdad ni ofendo ni temo, pero también la verdad duele, a ellos les duele que yo les diga la verdad.

Dice Eleazar Díaz Rangel, en un análisis de este libro:

“De Pérez Jiménez a Hugo Chávez. Censura y autocensura”. Creo que es un buen libro. Elea-zar Díaz Rangel no es chavista ni es gobiernero. Creo que es un buen periodista, crítico cuan-do tiene que hacerlo pero siempre honesto, así lo creo. Y Eleazar hace aquí un buen análisis de esta etapa, desde Pérez Jiménez, hasta el goiberno revolucionario. Y saca unas buenas conclusiones.

Por cierto que aquí estaba leyendo unas declaraciones o unas afirmaciones de algunos de los periodistas estrellas de estos canales golpistas que dice lo siguiente, sin pelos en la lengua, sin ningún tipo de recato. Leo: “Chávez se llevó a un gentío en los cachos y nosotros estamos llenando ese vacío de crítica, de gente que dirija un poco a la opinión o que inclusive sirva de alerta al gobierno. Este fenómeno debe ser temporal porque nuestro rol no es ser oposición. Quisiera que pasara rápido el momento en que uno vuelva a ser más periodista en lugar de estar llenando espacios que no nos tocan”. A confesión de parte relevo de pruebas. Entonces, en el fondo nosotros quisiéramos que esta guerra mediática terminara y que los medios se de-dicaran a lo suyo, así como los empresarios, parece que están cogiendo el camino ¿no? queda-rán algunos por ahí, todavía grupos aislados, pero la campaña mediática continúa, la guerra mediática es de todos los días.

Quinto Día, Semanario de los Nuevos Tiempos. (se ríe) creo que es el de los viejos tiempos, Semanrio de los Viejos tiempos, especulaciones de todo tipo, especulaciones todas las semanas y les encanta ahí en Quinto Día, el tema militar. Son militarólogos. Especuladores. Hoy publi-can, sí esto es de hoy, de esta semana pues. Vean ustedes: “Toda la verdad sobre los ascensos. Fuera el Jefe del Estado Mayor del Ejército”. En letras rojas, tratando de buscar a ver qué lo-gran allí. Lanzando pedradas al mundo militar. Había que preguntarle a Carlos Croes, él co-noce, el estuvo aquí trabajando en una época, creo que fue Jefe de Información de Jaime Lu-sinchi, por cierto, el del Monoliso, el de la sonrisa. ¡Cómo sabe Carlos Croes las intrigas de este palacio! ¡Cómo conoce Carlos Croes cuando la amante de Lusinchi, él estaba muy cerca, pedía las listas de ascensos militares e invitaban a los oficiales con esposas, además, para humillarlos, a reuniones con la amante todopoderosa. Quizás Carlos Croes era el que monta-ba esas reuniones. A lo mejor participaba en las invitaciones, en las políticas comunicaciona-les. Claro, él no es dueño de esto, los dueños son otros, él es un instrumento, como siempre lo ha sido.

Es la verdad. Que le duela. No importa. Dedíquenme todo este periódico a mí, que me impor-ta, o Televen, los Camero, no me importa nada Camero. Adelante, disparen, disparen, que hay un pueblo allí. Esa es una de mis tareas, que nos quitemos las máscaras pues. Yo no vine aquí a enmascararme. No. Me gusta quitar máscaras. Detrás de esas figuras de supuesto gran prestigio, lo que hay es mucha podredumbre, historias negras. Entonces, le colocan a su Quin-to Día, el Semanario de los Nuevos Tiempos. Y por aquí, en primera página, pero no citan. No. Casi siempre, Nora tu que eres buena periodista y profesora, ¿no se estila que cuando hay una información como esta, en amarillo por ejemplo, bueno, puede ser el color que sea, se le coloca la página para ver de dónde viene la información ¿cómo se llama eso? No sé, la fuente. A lo mejor no dicen la fuente pero sí un poco más. Esta es la primera plana, aquí yo estaba buscando la página a ver, dice aquí el Quinto Día de hoy, “Denuncia en Petare: Médico cuba-no casi mata a una paciente. El Médico, director de Materno Infantil de Petare denuncia que en un parto le dejaron la placenta y para colmo la recete fue inadecuada. Ocurrió en el Barrio El Winche, aplicó un tratamiento que era para un niño mayor y casi muere el recién nacido”. Me gustaría conocer esto, voy a mandar a investigar esto. Pero la verdad es que ha comenzado una campaña bestial contra el plan “Barrio Adentro” y es un plan maravilloso. Anoche tuve un informe del Plan y lo estuve analizando, médicos cubanos y médicos venezolanos y volun-tarios, para ir allá donde la pobreza ladra, como decimos. ¿Cuándo esos barrios pobres vieron un médico viviendo con ellos? Pues vamos a llegar pronto a mil médicos, y médicas, viviendo en los barrios pobres. Todo un plan integral y salvando vidas, atendiendo enfermos, aliviando dolores 24 horas al dia y cada médico, cada médica, está viviendo en una casa de familia, compartiendo la pobreza con el barrio, viviendo con ellos allí, pasando sus propias penurias. Es un ejemplo de la verdadera medicina: la ética del médico. Aquí durante muchos años el pobre no tuvo derecho al médico, lo que le quedaba era ir a aquel brujo a ver qué brebaje le mandaba el brujo, conviviendo con ellos, con la comunidad, y cada médico, cada médica tiene un lote de medicamentos, así que viene la revisión o el diagnóstico y el tratamiento y entonces no es que la gente pobre va a salir a ver dónde consigue ahora la medicina, que es el segundo drama. No. Tiene la medicina. Y si se trata de algún medicamento especial pues esta informa-ción es remitida a un centro de comando donde se atiende la necesidad mayor. Pero es un plan que lo vamos a extender a todo el país, estamos comenzando apenas. Estamos comen-zando apenas. Pronto llegaremos a mil, hasta ahora, en un mes y medio que tiene este pro-grama Barrio Adentro, este grupo de médicos y médicas ha atendido gratuitamente y con el medicamento correspondiente, han salvado más de 200 vidas de niños, de niñas, de ancianos. Y han atendido a casi 300 mil personas. Son colas. Tenemos los videos, tenemos la informa-ción, ah bueno, pero en fin, la falla comunicacional nuestra a pesar de que hemos hecho gran-des esfuerzos, a pesar de que hemos mejorado notablemente, porque estábamos como en el subsuelo, y venimos remontando poco a poco.

El estado había sido desmantelado en cuanto a su capacidad para generar información, para lanzar líneas informativas y mucho menos para contrarrestar el poder tremendo de estos ad-versarios del país que tomaron los medios de comunicación, como armas contra la propia pa-tria, como armas desestabilizadoras.

Pero tenemos que ser en eso honestos, como en todas las cosas, las fallas nuestras siguen siendo tectónicas. Es una falla tectónica. Yo creo que a veces una falla, incluso, natural, es una falla que a veces no se reconoce como falla. Porque esa no es tarea sólo del Ministerio de Comunicación e Información, es tarea de cada ministro, de cada ministra, de cada funciona-rio, de cada gobernador, de cada alcalde.

La gran tarea del Ministerio debe ser la articulación, la definición, el diseño y la articulación de una gran estrategia. Hemos mejorado mucho y yo debo reconocer aquí públicamente y ante todo e país, el papel, el esfuerzo, los logros de Nora Uribe, Ministra Fundadora del Ministerio de Comunicación e Información; su nobleza, su sensibilidad, (aplausos) es Nora una mujer in-tegral, noble, sensible, revolucionaria, honesta, inteligente y dinámica. Creo que hemos echa-do un piso Nora. No había piso. No había piso. Hemos articulado y estamos dando la batalla y la estamos ganando. Tu le entregas el testigo a Jesse Chacón con grandes logros, con grandes logros y con lineamientos establecidos. Ahora, habrá que repotenciarlo Jesse, habrá que afi-nar, habrá que ser un poco más proactivos, ir más a la ofensiva y no a la defensiva. El Plan Barrio Adentro es un ejemplo. El adversario ataca, difama, y nosotros luego respondemos.

El caso de CADIVI es otro caso. El adversario ataca inclemente, todos los días y busca los me-jores expertos, y busca los mejores espacios y los mejores recursos tecnológicos y páginas com-pletas en los periódicos y analistas, muy sesudos, en las mejores horas donde millones de per-sonas los oyen, por radio, y por televisión. Y nosotros nos quedamos por debajo.

Tendemos siempre estar a la defensiva. El caso del control de cambios igual, no hubo un dise-ño prospectivo, ofensivo, como decimos, de picar adelante para explicar bien al país las razo-nes, las metas, y luego el seguimiento, por ejemplo, no traje la hoja, la tenía, la tengo ahí en el despacho. Las reservas internacionales se ubicaron en el día de hoy sobre 18 mil millones de dólares. Esa es una de las consecuencias del control de cambios, sólo una: 18 mil millones de dólares, y van a seguir remontando. Ahora, al pueblo, a la sociedad hay que explicarle de ma-nera permanente, hacerle un seguimiento y que la gente, nuestra gente, nuestro pueblo en-tienda bien en qué lo beneficia tener unas reservas internacionales de 18 mil millones de dó-lares y la contrapartida, explicarle al país, a los sectores pobres, a las clases medias, sobre todo a las clases medias ¿por qué digo sobre todo a las clases medias? Porque nuestro pueblo, los sectores más empobrecidos, históricamente empobrecidos, fíjense qué fortaleza han demos-trado a pesar de toda esa campaña perversa y mediática, ahí está un pueblo firme y sólido que no le entra ni coquito con toda esa campaña perversa demostrando que Bolívar tenía ra-zón cuando dijo una vez: “confío más en los consejos del pueblo que en los consejos de los sa-bios. El pueblo me ha dado suficientes razones para confiar en su juicio”.

Hoy lo está demostrando el pueblo venezolano, los sectores más pobres. Hay mucho analfabe-ta que entiende mejor la realidad de lo que está ocurriendo hoy en Venezuela, que doctores con PhD en no sé qué universidades del mundo. Entonces, las clases medias, en cambio, han sido perforadas por esa campaña. A las clases medias las han atropellado a mentiras y hay personas de la clase media, sobre todo de la clase media alta que odia a Hugo Chávez, pero alguien le pregunta ¿por qué? No sabe decir por qué, sólo que han sido envenenados, por una guerra campal. Son víctimas pues de esas campañas perversas de televisión, todos los días, todas las noches, la prensa, la radio, entonces, sobre esa clase media, sobre todo sobre esa cla-se media hay que lanzar unas campañas comunicacionales, Yessie, que sean cada día más precisas, como toda campaña: objetivos, metas, programas, no podemos estar a la defensiva.

Tenemos que estar siempre a la ofensiva, picando adelante. Todos los programas que el go-bierno tiene en marcha, el Barrio Adentro es sólo uno de los más nuevos. Eso no ha tenido ca-si difusión. Ah, la difusión que hace el adversario, pero la nuestra, muy poca, dispersa. Dis-persa, a veces nos quedamos sólo con Aló Presidente o las cadenas; pero un concepto estratégico que vaya, Jesse, desde los murales, desde los volantes, desde los métodos más tradicionales, y cómo se llama, rudimentarios, las consignas en la calle, el papelito en la puer-ta del Metro. Un volantico que vuele por todas partes. Un empleo mucho más eficiente, una interconexión mucho más eficiente y productiva con los medios comunitarios. Yo me los consi-go por allí y me dicen uno que otro: Presidente, pero es que no nos llega información suficiente, diaria, continua, todos los días; medios comunitarios, una relación mucho más estrecha y dinámica y productiva con muchos medios de comunicación privados, de orden nacional o de rango nacional o alcance nacional y sobre todo regionales, contacto permanente con ellos, enviarles materiales, videos, testimonios, informaciones.

Les voy a contar un detalle por ejemplo de todos esos asuntos donde hay que ajustar, yo estu-ve en La Habana, como todo el país lo sabe, día y medio, después de Medellín y los medios privados, la mayoría de ellos especulando. A mí me llegó allá la información y yo disfruté mu-cho una tarde revisando: “qué no, que Chávez se quedó en Medellín descansando”, y otros que “se enfermó y le dio no sé qué cosa” o no, “tuvo un pleito con Uribe y entonces se quedó tratando de arreglar el pleito con Uribe”. O no “como sufrió una derrota internacional y se quedó solo -cosa que fue todo lo contrario- entonces está desmoralizado y se tiró en una playa por allá no sé dónde en la orilla del río -cómo se llama- El Magdalena” o “se fue no sé para dónde”. Después “no hubo Aló, Presidente. Te das cuenta. Está desmoralizado”.

Bueno, estando en La Habana la Agencia Prensa Latina sacó un comunicado: El presidente Chávez visitó La Habana y con el presidente Castro fueron a tal y a tal sitio. Por allí fue que se enteró por la vía de Prensa Latina, salió una información. Ya a destiempo. Son detalles pe-ro que son muy importantes que muchas veces nos ponen a la defensiva. Nosotros hemos di-cho más nunca estaremos a la defensiva; la ofensiva política, la ofensiva social, la ofensiva in-ternacional, la ofensiva comunicacional. Así que tenemos un piso gracias a Nora y a todo su equipo, al esfuerzo, a la dedicación, a la persistencia hay una mejoría notable, pero como ve-nimos de –0 venimos del sótano, tenemos un piso, ahora tenemos que continuar, hay que in-crementar. Yo le he dado instrucciones al Ministro Giordani para tomar los planes que Nora deja, todas las propuestas que Nora ha hecho, que ha hecho Romero Anselmi y que han hecho ustedes los que están al frente del aparato comunicacional, y ahora cuando estamos recupe-rando oxígeno y estamos respirando mucho mejor desde el punto de vista de los ingresos fi-nancieros: el petróleo se mantiene en 26 dólares y un poquito más el promedio del año. La producción está en pleno vigor, y el país poco a poco va entrando ya ahora en el segundo se-mestre en una mayor estabilidad económica. Ha entrado en vigencia el incremento del 10% a todos los trabajadores, el salario mínimo de los trabajadores del sector tanto público como pri-vado. El sector privado está obligado a cumplir con ese incremento de salario mínimo, y en oc-tubre vendrá un segundo incremento del 20% para llevar el salario mínimo a 247 mil bolíva-res para darle un mayor peso.

La inflación cayó en el mes de junio a 1.4, venía de 2.5. Las reservas internacionales por en-cima de 18 mil millones de dólares. Inversiones privadas, nacionales, internacionales. El Es-tado asumiendo el Plan Construye, reactivando la industria de la construcción. El Plan de Siembras funcionando a todo vapor, ya estamos por más de un millón de hectáreas sembradas en lo que va del período de lluvias.

Así que el país está entrando de nuevo en la dinámica y en el avance que fue alterado, que fue dañado, que fue frenado por la locura de esta “oligarquía golpista e irracional” que trató de apuñalearle el corazón a la patria. Qué rápida recuperación, nosotros mismos estamos sor-prendidos.

Pues bien, ahora que tenemos –no es que tenemos una holgura- pero si una mayor estabilidad y algunos recursos que están entrando, le he dicho al Ministro Giordani que revise todos estos planes. Romero Anselmi por ejemplo me estaba planteando hace varios meses, pero no tenía-mos un centavo, como te lo dije, la necesidad de la compra de unos equipos para ampliar la capacidad del Canal 8, lo mismo de Radio Nacional, lo mismo de Venpres, y articular todo es-to y apoyar con mayor firmeza, con mayor cantidad de recursos todo este esfuerzo.
Y entonces por allí tenemos detectado ya, y así lo anuncio, y es un anuncio que yo estoy segu-ro alegra mucho y nos alegra a todos, y Nora llévatelo como un éxito de tu gestión, porque gracias a tu esfuerzo, al trabajo, a la planificación y a la solicitud de los recursos necesarios hemos logrado articular estos ¿cuánto dijimos Giordani? 60 mil millones de bolívares que va-mos a inyectar en los próximos días, en las próximas semanas, a partir de ahora mismo del mes de julio, para ampliar, modernizar, y profundizar la estrategia comunicacional y la capa-cidad de gestión del Estado en esta materia tan importante.

Pues bien, Jesse Chacón ha cumplido una tarea, primero fue con Diosdado allá en Conatel. Luego se fue Diosdado, se vino para acá para la Secretaría, y Jesse asumió Conatel, durante ¿cuánto? Dos años, como dos años. Ha cumplido una tarea impresionante.

Cada vez que nosotros nos reuníamos Nora es testigo y José Vicente también, con los dueños o los concesionarios de las televisoras, una de las primeras exigencias que ellos planteaban, cuando uno les pregunta y ¿qué es lo que ustedes quieren?, vamos a dialogar a ver. Y dicen: bueno que nos saquen a Jesse de ahí. ¿Qué nos saquen a Jesse de ahí? ¡miqui! que sacamos a Jesse de ahí. Porque Jesse celoso en el cumplimiento de las leyes y los reglamentos: ins-pecciones, el cobro de los impuestos, las multas por violar el reglamentos, los reglamentos respectivos, etc. Ahora Jesse asume la tarea mucho más compleja, mucho más difícil del Mi-nisterio de Comunicación e Información. Pido para él señor Vicepresidente, señores ministros y ministras toda la colaboración, porque ustedes son grandes responsables en esto, somos grandes responsables en esto.

No puede haber ni un solo bolívar que se gaste en un Ministerio en propaganda, ni en ningu-na Corporación como Pdvsa ni la CVG nada, del Gobierno Central Revolucionario que no esté orientado en función de una estrategia. Yo soy uno que me la paso. Ustedes saben, algunos los llamo de vez en cuando, muy de cuando en cuando. Veo alguna propaganda. Tal cosa. Pero por ninguna parte aparece el Gobierno sino que entonces es el Ministerio tal, no es el orga-nismo tal, no aquí no hay ningún departamento estanco. En una ocasión incluso prohibí la publicidad, hasta que no hubiese una articulación, una consigna general para todo tipo de publicidad, bien sea por radio, televisión o prensa escrita.

Pero eso va mucho más allá, eso es apenas un ámbito o una parte del problema. Se trata del diseño de la estrategia: comunicación e información. Ayer por ejemplo me decía el Comandan-te General de la Armada, me llamó y me dijo:
“Presidente le informo que va saliendo la Fragata F21 ¿creo?, lista y desplegada completa pa-ra el Caribe a participar en una maniobra en un desfile en Curacao, y va un componente mili-tar a desfilar en Boavista, porque nos invitaron”.

El país no se entera. Yo andaría con una cámara filmando la fragata, entrevistando al capitán jefe de la fragata, algún marinero; esos muchachitos que se van a la Marina, y después con un buen mapa explicarle al país: salió la Fragata F21 hacia Curacao a hacer esto y a demostrar y después que regresen lo diría también con imágenes de lo que hicieron allá. ¿Ve? Esa es la guerra mediática.

En cambio por los periódicos lo que sale es “hay malestar en la Armada” “se alzará no se quién, etc”. Ahora la realidad real nosotros casi no la decimos, casi no la decimos.

Hace poco el Ejército hizo unas maniobras López Hidalgo en El Pao: Los paracaidistas, los tanques, la artillería, la ingeniería y tuve yo mismo que, mira García Carneiro mándame un vídeo chico mándame algo para Aló, Presidente. Ha debido estar allá en vivo, entrevistando un soldado, el que va manejando el tanque, el jefe de un batallón. Y un buen periodista transmitiendo desde allá en vivo al país en horario estelar, y si lo creemos conveniente en ca-dena nacional para que el país vea lo que está haciendo el Ejército. ¿Cuál es el pregón que tiene esta oposición irracional? No, que el Ejército ahora lo que hace es vender papas y que los soldados no entrenan, que los soldados no saben lo que están haciendo, que hay una desmora-lización, etc. Ejemplos nada más.

El seguimiento a los programas. El seguimiento al Plan PESA. Seguridad Alimentaria.

Hoy saca un periódico en primera plana “La FAO hay no sé cuántos millones de desnutridos en Venezuela” Ah, eso es cierto. Ahora ¿cuál es la causa de eso, y en cuánto ha disminuido la desnutrición infantil desde que llegó la revolución al gobierno? ¿en cuánto ha disminuido la mortalidad infantil? ¿cuántos programas en marcha para atender a los más pobres? El Plan PESA o el Plan de Salud eso tiene que ser todos los días, Jesse sin descanso. Así como el ad-versario lo hace todos lo días sin descanso, todos los días y cada día con mayor eficacia; seño-res ministros, señoras ministras. Ciencia y Tecnología cuántas cosas estamos haciendo el país casi no sabe.

En Pdvsa después de la gran batalla, todos los días hay batalla, el país casi no sabe. En la CVG todo lo que se está haciendo y se ha logrado en la CVG el país casi no sabe, de 0 a 100 el país sabrá 5. Las gobernaciones que están con este proceso revolucionario cuántas cosas no hacen. El Banco de la Mujer está toda la semana dando créditos, el país casi no sabe. El Ban-co del Pueblo no descansa y andan por allí entre los pobres y los impactos ¿cuáles son los im-pactos de los tres años del Banco del Pueblo? ¿cuántas familias han recibido microcréditos y cómo ha cambiado su tipo de vida? Que diga la mujer Petra Pérez, mire si yo he recibido tres créditos del Banco de la Mujer como a mí me lo han dicho, yo les pregunto por ahí cuando tengo tiempo, agarro a la mujer, agarro al hombre y le dijo: ¿mira, cuántos créditos te han da-do? Me dieron uno. ¿Y cuánto ganabas antes del crédito? Bueno cien mil bolívares y dime ¿cuánto ganas ahora? A veces no saben decirlo. Pero por supuesto que si se hace un estudio bien hecho sacaremos conclusiones extraordinarias.

Un señor me decía que él ganaba como 200 mil bolívares al mes antes del crédito, y una fami-lia pues su mujer y ocho muchachos y un poco de nietos ya, 200 mil bolos. Y después que lle-gó al Banco del Pueblo y le dio el primer crédito y él lo pagó, y después le dieron el segundo y lo pagó, iba por el tercero y saben, ese sí me supo decir, porque lleva un registro y los hijos trabajan con él, es un taller. Antes trabajaba era de empleado del dueño de un taller, y ahora montó su propio taller. Ahora se gana me dijo y lo tiene contabilizado al mes 600 mil bolíva-res más o menos, es decir, su ingreso, el ingreso de esas catorce personas que con el viven y que dependen de él, subió en 200%, de 200 mil a 600 mil bolívares mensuales; eso el país no lo sabe. O el éxito de las cooperativas, el impacto eso el país no lo sabe. O el plan de Tierras. El país se entera del Plan de Tierras cuando hacemos el gran esfuerzo de montar unos actos por allá, no sé dónde, en el Cajón de Arauca, y movemos allá un equipo y ¿cómo se llama?, la fly away, y movemos no sé cuántos helicópteros, y vamos y hacemos un acto y entonces ca-dena nacional, allí es cuando el país se entera: “Hemos entregado”... Pero después el segui-miento.

Una transmisión, por ejemplo, en vídeo, con más calma, sin el atropello ese de todos los días. Yo a veces, a veces he visto, a veces siento sí que esa dinámica arrolladora que yo le imprimo a la agenda cansa a alguna gente, cansa a alguna gente, entonces a veces freno.

Hace pocas semanas atrás se nos mató Llanos Morales por allá en una avioneta, iba para un fundo zamorano; y veníamos de Guanarito a los pocos día y se volteó un autobús de soldados y hubo siete soldados heridos, afortunadamente no hubo fallecidos. Y después venía Churio, uno de los Churio, de los que dicen que son cubanos éstos, pero son de Bobure, ascendieron, ascendieron los dos...
¡Ah! Aristóbulo, están ascendiendo los negros viste, ascendieron los dos, uno a comandante y el otro a mayor.

El que es capitán, bueno venían de no sé dónde, de una gira que yo iba a hacer, y se volteó la camioneta y se fracturó no sé cuántas costillas, quedó... Ayer me dijo que había quedado me-jor, repotenciado. Pero entonces ahí es cuando yo digo no, a veces freno un poco, a veces freno porque a veces es un acto en Cumaná y el otro en San Fernando, y al día siguiente allá en las montañas de no sé dónde, y después en la isla no sé cuál.

Pero ¿por qué lo hago? Pregúntense a veces porqué lo hago. A veces es una angustia comuni-cacional.

Ahora, el día en que yo vea que todos los días hay un programa en el canal 8, en horario este-lar, un fundo zamorano, y los campesinos, y después los éxitos de Ana Elisa y del Ministerio allá con las plantas de agua, y los caimanes del Orinoco, y el seguimiento a tantas cosas que están en marcha, de cómo ha impactado al país por ejemplo la entrega de tierra urbana. ¿Qué ha pasado? ¿Quién hace seguimiento a eso y le informa al país? Casi nada, casi nada.
Y las escuelas bolivarianas. ¡Ah! bueno, el país sabe de escuelas bolivarianas casi únicamente cuando vamos a inaugurarlas.

¿Verdad Arístóbulo?

Sí, pero después que pasó pues.

El año escolar está terminando, bien bueno para una buena campaña comunicacional para que... Esto no es para que Chávez lo vean más bonito, o Chávez tenga más puntaje. ¡Qué me importa a mí que me vean feo o bonito, bembón, o tenga más puntaje o no..! Eso no me impor-ta a mí nada. Es para que el país se entere de la verdad y para que se pueblo nuestro, esos sectores populares, esas clases medias no se dejen manipular, no se dejen engañar. Sería te-rrible, sería terrible para el país, y amenazante para el futuro de todos, que los adversarios de este proyecto de este país logren quebrar esa opinión pública. Eso es lo que ellos quieren para volver ellos a instalar su feudo aquí. Nosotros no podemos permitirlo.

Entonces qué bueno sería que ahora en julio, terminó el año escolar, bueno, vamos a ver te-nemos ya tres años con las escuelas bolivarianas. ¿Cuál es el impacto en el nivel de vida, en la calidad del proceso educativo que las escuelas bolivarianas tienen en comparación con las es-cuelas que aún no son bolivarianas? Será que ha servido para algo tanto esfuerzo, o será que los muchachitos sacan peores notas. O hay mayor deserción escolar. ¿Qué pensarán los niños? ¿Qué pensarán los maestros, los padres y representantes de cuyos niños están en las escuelas bolivarianas? ¿Cómo estará la capacidad oratoria de los niños? ¿Cómo estará la capacidad ar-tística? ¿Cuántos niños aprendieron a bailar el merecumbé o cómo se llama, el joropo?.

¿El merecumbé no es..? El merecumbé. Eso se baila todavía: el merecumbé.
Bueno ¿cuántos niños aprendieron a escribir poemas, a dibujar? ¿Cómo se incrementó la sa-lud de los niños, la nutrición? ¿Para qué tantos comedores y tanta cocina, tanto esfuerzo? ¡Só-lo por eso! No, eso es sólo un instrumento, el fin lo definía Bolívar, y lo sigue definiendo Bolí-var desde Angostura, 1819:
“Un sistema de Gobierno, el más perfecto, debe ser aquel que le proporcione a su pueblo la mayor suma -es matemático, Bolívar era matemático, chica, María Cristina. ¡Era matemático Bolívar!- la mayor suma de felicidad posible”.
Todo ese esfuerzo de no duermas, no descanses, tú eres un soldado acostumbrado a las gue-rras y a las batallas. De allí venimos. Esta batalla la hemos ganado, pero tenemos que pro-fundizar, tenemos que afinar.
Contribuye tú con tu esfuerzo, continuando el de Nora, eminente venezolana a la que aprendí a querer muchísimo en estos meses, a que el pueblo venezolano esté mucho mejor informado de lo que allí está. Y el mundo todo esté mucho mejor informado de lo que día a pasa de ver-dad-verdad en esta nuestra querida Venezuela.

Muchas gracias.

Moderadora:

Distinguidos invitados, ha concluido el acto, por su amable asistencia muchísimas gracias.

Protocolo:

Fueron las palabras del señor Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías, quien habló de la necesidad de una ofensiva para hacer conocer mejor la ges-tión gubernamental de la Presidencia de la República.
Habló con relación al nuestro ministro de Comunicación e Información de la República Boli-variana de Venezuela, el ciudadano ingeniero Jesse Chacón Escamillo, ingeniero de sistemas egresado de la Universidad Nacional Experimental la Unefa, y posee un postgrado en telemá-tica del Instituto Nacional de Telecomunicaciones de Francia y de la Universidad Simón Bolí-var de Venezuela.

El ciudadano ingeniero Jesse Chacón Escamillo, es licenciado en Ciencias y Artes Militares de la Academia Militar de Venezuela, ha desempeñado varios cargos en el sector de teleco-municaciones a lo largo de más de una década. Fue presidente del Encuentro de Reguladores y Operadores de las Américas, realizado en Venezuela en 1999, y jefe de la delegación de Ve-nezuela en diversas reuniones en el marco de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (IUT), y la Comisión Interamericana de Telecomunicaciones (Citel), fue presidente alterno del Comité Andino de Autoridades de Telecomunicaciones para el período 2000-20001; fue presi-dente del Grupo de Asuntos Económicos de la Citel, y actualmente es el presidente del Comité Consultivo Permanente II Radiocomunicaciones, incluyendo Radiodifusión de la Citel para el período 2002-2006.

Señoras y señores, por su gentil atención un millón de gracias y muy buenas tardes.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6665 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a3749.htmlCd0NV CAC = Y co = US