Sobre esta dichosa mesa de paz

Un acuerdo sí, pero con quienes  y con quién es lo que nos debemos preguntar. Con los mismos que promueven y están sosteniendo este estado de cosas, las guarimbas, la inflación, la escaeces y la inseguridad. Con los que han puesto contra la pared al estado, para obligarlo a dialogar y aceptar sus condiciones.

Los inter locutores del diálogo deben ser otros: el pueblo mismo representado por los trabajadores, los profesionales, las comunas, el gobierno, y porqué no los partidos políticos de oposición. "pero allí en esa mesa de "paz" no está el pueblo. Sino gobierno y "oposición" que ha jugado y juega con doble cara, el grupo que dialoga y quiere la paz y el otro que prende las guarimbas en la calle. (Son los mismos) La única manera de salvar el proceso que no es "revolución" sino proceso es escuhando al pueblo, el que ya se expresó por cierto en elecciones, y respetar su decisión que fue el elegir al presidente Maduro Moros.

Oír las demandas de la oligarquía, y de los "empresarios" que han recibido millones para importar alimentos, y reciben todas las semanas más, pues estos comerciantes no son fabricantes ni productores, sino importadoras con dólares baratos dados por el gobierno "así cualquiera es comerciante"  En Colombia la Polar tiene fábricas y no falta la leche ni el alimento para animales, ni la harina pan "capaz de tumbar un gobierno como el nuestro" o el papel toilette por faltas de conciencia o de un bidé.

Aquí nunca ha faltado la cerveza ni la Coca-Cola. Ciertamente el gobierno ha cometido y comete muchos errores garrafales: la impunidad, ser alcahuete de la corrupción de los panas, las tremendas devaluaciones sucesivas de la moneda, que han desencadenado toda esta problemática.

El mantener a personas incompetentes en cargos de gobierno, y rotarlos, como pueden ser los más de los ministros. Usted no puede dejar que lo opere un ingeniero pues lo más seguro es que morirá. Para sentarse a dialogar y buscar la paz verdadera y la salud económica de la nación, hay que sentarse con verdaderos voceros que representen al pueblo: estudiantes de verdad, los mejores, verdaderos representantes de los intereses del pueblo (sindicatos, comunas)  y no como ahora que representan intereses personales de grupos del gobierno y del imperio,  "esto se vale para ambas partes".

Esta situación por ahora prácticamente es insalvable en estos momentos.  Lo que se trata aquí es que el imperio quiere ponerle la mano, directamente los gringos a todo el petróleo, agua y riquezas de Venezuela (que son incontables). Tenemos petróleo para doscientos años. Eso es de lo que se trata apropiarse de ellas a su antojo y bajo sus condiciones. Pues las necesita para sobrevivir los próximos cincuenta años, así pasó con Irak, Afganistán, Libia, y ahora nos toca a nosotros Venezuela.

Para eso tienen a Mendoza y sus cipayos sentados en la mesa de diálogo, la cual ya presentó 12 condiciones "las de ellos". ¿Las has leído? ¿Se puede dialogar con quienes incendian las calles? En el futuro no haremos colas, pero el país no será nuestro sino de ellos, precisamente los que han generado las colas a causa en gran parte de la incompetencia del gobierno mismo, y en muchas otras por la complicidad de los infiltrados en el mismo gobierno.

Un historiador diría son los mismos que mataron a Bolívar. A sucre a Che Guevara, al propio Chávez. También existió esa misma paz en el Chile de Pinochet, en la Argentina de Videla, y en la España de Franco. En los sepulcros existe la paz la de los muertos. Cuanta falta de ideología, de patriotismo y de dignidad nos hace falta para saber defender la patria.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1228 veces.



José Juan Requena


Visite el perfil de José Juan Requena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Juan Requena

José Juan Requena

Más artículos de este autor