Carros Orinoco y Aragua: Buenos, Bonitos y Baratos

Las alianzas internacionales de Venezuela con su grupo de países afines siguen fortaleciendo la Revolución Bolivariana y dando beneficios al pueblo. En esta oportunidad, el Presidente Hugo Chávez inauguró en Las Tejerías, estado Aragua, la ensambladora de autos ZGT, de capital 100% nacional, y que fabricará los modelos Arauca y Orinoco con tecnología de la automotriz china Chery.

El reto de la empresa venezolana es la producción anual de 18.800 unidades de las referidas líneas con personal, infraestructura y capital totalmente nacional, a lo que se suma la transferencia de tecnología de la empresa asiática, que ya cuenta con una importante presencia en nuestro mercado. De acuerdo con Ricardo Menéndez, ministro del Poder Popular para la Ciencia y Tecnología, la ensambladora ZGT tendrá a su cargo la producción de los autos Orinoco y Arauca, que serán comercializados hasta con 50% por ciento de descuento respecto al valor de sus similares comerciales capitalistas.

En tal sentido, el propio Presidente Chávez ha informado que el precio del Arauca será de Bs. 84.357 en la propia fábrica y a Bs. 93.678 en los concesionarios Chery en todo el país; en tanto que su hermano Orinoco saldrá a la calle cotizándose en Bs.119.973 en la fábrica y Bs. 133.251 en los concesionarios. Respecto al primer auto, el Gobierno calcula que su similar en el mercado capitalista tiene un costo de Bs. 170.000 (similar a un Fiat Palio) mientras que el segundo, parecido a un Mazda 3, podría valer Bs. 220.000. En ambos casos, según cifras gubernamentales, el público que adquiera estas unidades estaría ahorrándose entre 40% y 50% respecto al mercado especulativo.


El Jefe del Estado ha recalcado que la naciente empresa estatal estará en pleno funcionamiento en un plazo de 90 días con 36 estaciones de capacidad instalada para un turno, teniendo un tope de producción 80 carros diarios, 400 semanales y 18.800 anuales. Es importante recalcar que este esfuerzo comprende capital estatal y de la empresa privada venezolana, que ha atendido el llamado gubernamental para trabajar en alianza estratégica a favor del desarrollo, bienestar y formación de mano de obra nacional, amén de la transferencia tecnológica que suministrará la compañía china Chery.

La ensambladora ZGT se enmarca en el plan del Presidente Chávez de convertir a Venezuela en un país que diversifique su economía y no sólo dependa de la importación o de la renta petrolera. ZGT viene a sumarse a empresas como Vetelca, fabricante de teléfonos celulares, de la también naciente Empresa Nacional de Obras Públicas, que se avocará a la construcción de grandes infraestructuras como hospitales y conjuntos residenciales.

El Gobierno venezolano, en aras de fomentar el empleo criollo y la mano de obra calificada, sumará nuevos proyectos como la inauguración de plantas procesadoras de leche en Lara, Falcón, Portuguesa, Bolívar, Táchira, Yaracuy y Guárico; además de una recuperadora de tubos petroleros en los estados Anzoátegui, Monagas y Zulia.

Igualmente se pondrán en funcionamiento plantas procesadoras de maíz en Guárico, Bolívar, Portuguesa y Barinas; y plantas de cereales, oleaginosas y vegetales en Lara, Zulia y Táchira. Entre las pequeñas y medianas empresas socialistas, la administración Chávez también prevé poner en funcionamiento la fábrica de estructuras para edificaciones, en Cojedes; las de equipos de refrigeración industrial en Monagas y Yaracuy, y las fábricas de equipos para procesamiento de alimentos en los estados Anzoátegui y Portuguesa; aparte de que en Miranda se construirá un complejo procesador de plástico; y en Trujillo, Falcón y Lara las fábricas de beneficio y procesamiento de especies no tradicionales.

Como puede verse, y aquí aplica el refrán de que “el que tenga ojos que vea”, el Gobierno Nacional está empleando sus ingresos para mejorar la calidad de vida de la población y por eso es vital para el proceso revolucionario asegurarse la victoria en diciembre de 2012 para que estas empresas se consoliden y avancemos en nuestra real independencia económica y tecnológica. El pueblo es sabio y paciente, cantaba Alí Primera, y así será por siempre. La realidad es palpable: celulares, viviendas, equipos electrodomésticos, salud, educación, vialidad, transporte, alimentación y ahora carros buenos, bonitos y baratos para la población con el respaldo del fabricante chino Chery. Seguimos avanzando, sin duda alguna, y no nos detendremos en la construcción de un nuevo modelo de vida enmarcado en el Socialismo del Siglo XXI.


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 8222 veces.

Comparte en las redes sociales