Nos referimos a la inquisidora de Rajoy de Capriles Radonski

Cállate España fascista

¿Es que no te bastó invadir nuestro territorio desde 1492, humillarlo, violarlo abrirles heridas, someterlos a la bula, al desprecio, robarle sus riquezas, destrozarlo someterlos a tus perros, a tu Boves, a tus criminales que acabaron con pueblos enteros, a tus sádicos que colocaron sus genes malditos en el alma de nuestras mujeres?

Cállate España fascista que sembraste de HOMBRES traídos de África esta geografía para poner en práctica el esclavismo que todavía perdura en las mansiones de LOS CAPRILES RADONSKI, de los Borges, de los Ravell, de los Granier, de los Ledezma, de los Allup, a los cuales dejaste aquí de testaferros para que siguieran jodiendo al pueblo.

Al igual que en el pasado los hijos de esta nación están dispuestos a velar por ella, no se permitirá que tu aliento de España fascista envenene la atmósfera de los sueños nacionales que decidieron volcar la historia, del esclavismo al humanismo. Se habla de la España fascista y no de la España de García Lorca, que no tuvo tiempo para ambicionar otra cosa que no fuera la Libertad.

Da asco que desde un medio la Razón se intente penetrar la intimidad de Venezuela, porque eso lo que hace es contribuir a la xenofobia, al odio, al comentario adverso contra hombres y mujeres de esa nación que habitan en nuestro suelo, sembrando su trabajo, su honestidad y su amor por quien le abrió la puerta sin prejuicios, sin pedirle otra cosa, ni siquiera fidelidad…

Da rabia e invita a la reflexión histórica que en vez de estar pendiente del hambre de los problemas de su pueblo, de ser una nación gobernada por un inepto como Aznar y ahora por Rajoy , en lugar de pensar en esos millones de personas que en este momento hurgan en los container de la basura en busca de sobras para comer, se lance allende los mares a meter su trompa de mediocre EUROPEA contra la joven e inédita revolución venezolana, porque siente miedo, siente temor, siente angustia pues al final de la jornada la revolución venezolana ha marcado una pauta en el concierto de la búsqueda a otros parámetros sociales que han sido nefastos para esas sociedades de la VIEJA EUROPA.

¡Cállate España fascista! De asquerosa historia, de colonialista criminal, de invento del diablo, que llegaste con tus pobres e infelices proyectos de ser otra Italia en el mundo, pero que tuviste que huir ante la furia de un hombre llamado Simón que se volcó sobre los satánicos españoles de aquella época haciéndolos sucumbir, pues en verdad el hombre mediocre que intenta sobrepasar al verdadero HOMBRE termina siendo un eunuco de sus propios derroteros.

¡Cállate España colista de la historia, traidora de los sueños libertarios, opositora a la vida, que llegaste a Latinoamérica a asaltar pueblos, a quemar inocencia, a devastar consciencia!, no te metas en nuestro quehacer; no estamos en el siglo de la Inquisición, del fanatismo religioso, de la creencia estúpida que trajiste para adoctrinarle la mente a los nacidos en esta rica esperanza.

¡Cállate ABC cretino, tus páginas huelen a mierda, deja que seamos los venezolanos los que tomemos las decisiones históricas que nos toca escribir para precisamente salirnos de ese espanto social que los fascistas españoles, los franquistas NAZI, los sirvientes de Estados Unidos creen posible sobre una gente que en este instante voló la fuente envenenada que nos mataba inclemente, para darle claridad a su sed-

¡Cállate ABC!, Cállate monarquía inverosímil, ridícula, fuera de época, parasita del dinero de los que aun tienen trabajo en esa España maltratada por los genes que les sembró Francisco Franco al óvulo donde se crearon para malestar de la IDEA SOCIAL, Aznar y Rajoy. ¡Cállate España fascista! deja a Venezuela tranquila que esta no es una criminal corrida de toro; esta es una REVOLUCIÓN hecha por humanos que si saben de amor sin discriminación…¡Cállate España fascista y piensa en ese pueblo que se acuesta sin comer, que bebe agua de sal, que llora angustiado ante los criminales proyectos del NEOLIBERALISMOS SALVAJE. Cállate España temblorosa que siente miedo ante el empuje de la REVOLUCIÓN BOLIVARIANA, donde nadie se acuesta sin defenderse de los mediocres epítetos de la España fascista. VENEZUELA HOY TE QUEDA GRANDE.

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 825 veces.

Ángel V. Rivas


Visite el perfil de Angel V Rivas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.