¡Autocrítica, ineludible para salvar la Revolución!

Inicio estas notas felicitando orgullosamente como venezolana al CNE, al Plan República, a los integrantes de las mesas electorales, a los testigos de los partidos, así como a los venezolanos y venezolanas, independientemente de su ideología política, por su ejemplarizante y transparente actuación a lo largo de la jornada del día domingo 7 de octubre pasado, desempeño de país modelo altamente civilizado, independiente y por ende, digno de seguir.

Estoy feliz que nuestro Comandante haya ganado de nuevo la elección presidencial, ya que esta es OTRA OPORTUNIDAD que nos da Dios y la vida mediante nuestro esfuerzo, para continuar en la Construcción de este Socialismo a la Venezolana, para los venezolanos y para el mundo entero, solo posible en este momento y por mucho tiempo aun, de la mano de Hugo Chávez.

Este domingo pasado también sentí “tristeza por una victoria con una diferencia pobre, sobre la opción de la ultraderecha, para un hombre que ha dado, y estoy segura que continuará dando, su vida a Venezuela”. Esto solo debe tener la siguiente lectura: “hay 6,5 millones de venezolanos sobre la mayoría de los cuales ha sido muy efectiva la feroz campaña mediática del capitalismo mundial contra el Proceso Revolucionario. Ellos carecen de ideología política que les permita reconocer la alta preponderancia de los logros de la Revolución sobre los tan cacareados viejos y quizás más acentuados males: inseguridad y corrupción en la administración pública. Efectividad de la nefasta campaña a tal grado que estos ciudadanos han sido BLINDADOS SICOLÓGICAMENTE para NO VER los medios del Sistema Público Nacional de Medios, y más aún BLINDADOS PARA NEGARSE a hacer un análisis bien argumentado (objetivo) de los logros en estos 10 años de Revolución y a no acudir a verificar las pruebas”.

Por lo señalado en el párrafo anterior, hoy miércoles 10 de octubre es imprescindible para mí como creyente y firme defensora de esta Revolución Bolivariana y Socialista, bajo el liderazgo indiscutible de Hugo Chávez, hacer un análisis de algunos puntos críticos, desde luego en primera instancia muy generales, de este proceso político que CONSTITUCIONALMENTE tiene casi 14 años, pero que efectivamente tiene 10 años, por dos grandes eventos que llevaron el país casi de nuevo a la neocolonización, por el golpe de estado en el 2002, y a la quiebra definitiva, por el sabotaje petrolero de diciembre 2002 a enero 2003.

Aquí no se trata de empañar “nuestra” tan merecida y necesaria victoria, sino de un URGENTE análisis frío y profundo en estos primeros días, para con los pies sobre la tierra, continuar el camino al Socialismo pero con conciencia de los errores y una planificación efectiva, señalando esto sin temor a ser tildada de contrarrevolucionaria. Estos errores atribuibles, en mi opinión, a muchos factores, algunos señalados de manera dispersa por otros autores, entre ellos por el Comandante, son:

a. Parte del tren ejecutivo y de la dirigencia regional de nuestro Presidente está años luz, en su pensar y en el actuar, detrás de las ideas y de la planificación de Hugo Chávez, ya que no patea las calles como él constantemente lo hace y exige, dejando por ello de cumplir con los preceptos revolucionarios para los cuales son colocados, sea directamente por el Presidente, por sus Ministros o por el pueblo, en los cargos públicos, sea en el alto Ejecutivo, a la cabeza de las instituciones públicas o sus mandos medios, y como parte del poder constituido regional. Ante esto nuestro Presidente tiene que darle “poder efectivo al pueblo”.

b. Los Servidores Públicos en cargos de Libre Nombramiento y Remoción, designados por el Ejecutivo Nacional, que son comprobadamente ineficientes en la gestión pública, tienen que ser totalmente apartados y no colocados o “premiados” en otros cargos. Estos falsos revolucionarios son propuestos y de buena fe son considerados y aceptados, pero probablemente forman parte de la estructura individualista de algunos partidos políticos. Esto ocasiona terrible daño a la Revolución! La nefasta labor de esta quinta columna muchísimas veces es evidente con tan solo ir a las comunidades de ciudadanos, campesinos y pescadores, sin necesidad de mostrar documentos de soporte.

En función de esto, muy respetuosamente le pido al Presidente vuelva su mirada hacia las profundidades del pueblo, pasando por alto los partidos políticos y sus nefastas macollas. Para la designación de Servidores que lleven las riendas de las instituciones de la Administración Pública, debe abrirse un canal para la comunicación directa entre el pueblo de cada región, los trabajadores de las instituciones públicas respectivas y la Presidencia de la República.

En muchas ocasiones son designadas personas que no son especialistas en una dada área ¿por qué, cuando el país tiene estos técnicos altamente capacitados y de comprobada ética revolucionaria? Estos funcionarios, estoy segura, si sabrían formar equipos dentro de cada institución, que agrupen a todos los venezolanos sin distingo de ideología política pero que si, con amor patrio y seguimiento intrainstitucional, cumplirían con los Proyectos para satisfacer las necesidades de los pobladores. Esta invisibilización de nuestros profesionales por no pertenecer a las macollas de amigos, también está ocasionando gran frustración!

c. El pueblo no hace valer su constitucional derecho a participar directamente en la toma de decisiones referentes a la vida pública de la nación, refiriéndome como “pueblo” no solo a los Consejos Comunales, sino también a los y las Servidoras Públicas, quienes no utilizan los canales que nos da la Revolución para denunciar hechos de corrupción. Hay incumplimiento de objetivos de los Proyectos aprobados por el Presidente, producto de decisiones desacertadas que irrespetan el planteamiento de los Proyectos, ocasionando el despilfarro de recursos que SON de las comunidades.

Las leyes necesarias para la construcción del Socialismo han venido siendo aprobadas por nuestra Asamblea Nacional, solo faltando que nosotros, de manera organizada, participemos efectivamente para lograr su cumplimiento, pero algunos solo critican sentados para disfrutar cual “masoquistas” el sufrimiento de nuestra inconformidad.

d. Combatir la ineficiencia de los gobiernos regionales (estadales y municipales), asegurando la PARTICIPACIÓN OBLIGADA DE LAS COMUNIDADES (Polo Patriótico y oposición democrática), para la escogencia de los candidatos y el seguimiento de su labor. Muchos mandatarios regionales vienen actuando como reyezuelos, prepotentes e inalcanzables, actitud contraria a la altamente humana y terrenal de Chávez, quienes no trabajan en función de los Planes de Desarrollo de la Nación sino de planes estrictamente personales y de su grupo.

e. La necesidad de seguimiento de todos los Proyectos aprobados por el Ejecutivo, muchos de los cuales ni siquiera se inician o cuyos recursos son desviados de los objetivos inicialmente planteados. Aquí para combatir la burocracia con medidas efectivas, debe haber un seguimiento conjunto de los Proyectos por el Ejecutivo, los profesionales responsables técnicos y las comunidades aledañas a cada uno.

f. La baja difusión nacional e internacional de los logros del gobierno revolucionario, muchos de los cuales solo son dados a conocer por el propio mandatario nacional. Por ello recalco que la mayoría de los 6,5 millones de votantes a favor de la ultraderecha no ve ninguno de los medios de la Revolución. Propongo que las comunidades revolucionarias vayan a esas comunidades que votaron en contra de la opción al Socialismo, a escucharlos y darles a conocer los avances que favorecen a todos los estratos socioeconómicos del país.

Finalmente recordemos la frase bíblica: “ayúdate que yo te ayudaré”, somos 29 millones de venezolanos altamente capacitados, de los cuales al menos 8 millones 63 mil tienen claridad política evidente y un Líder altamente humanista, TODOS dispuestos a profundizar la Revolución Socialista, mediante la RADICALIZACIÓN en la corrección de errores, pero como equipo: Presidente y comunidades.

*Investigadora con 26 años como Servidora Pública

del Instituto Nacional de Investigaciones Agrícolas (INIA), Maracay.



[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1209 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

US Y /ideologia/a151938.htmlCUS