De triunfos y laureles

Primero que nada quiero felicitarnos nuevamente a todos por haber expresado nuestra opinión en las urnas una vez mas. Debo confesar que desde aquel fatídico Julio de 2007 en el cual debido a la abstención la opción opositora ganó por primera (y única por suerte) vez, cada vez que llegan las elecciones siento cierta ansiedad mientras espero los resultados. Hoy no queda mas que algrarse de que una alta participación demostró que Chávez sigue contando con una importante mayoría.

Ahora, de esa mayoría quisiera hablar. A pesar de ser notable (el Sr. Ramos Allup dijo que si Capriles ganaba por un voto, uno solito, todo el mundo le creería, no así a Chávez; habría que preguntarle al Sr. Ramos Allup si un milloncito, uno solito, son suficientes), tenemos que ser conscientes de algo, y es que la oposición ha ido creciendo. Viendo las últimas cuatro elecciones mas importantes (obviando las regionales), los resultados han sido asi (rendondeando ciertos numeros):

- Diciembre 2006 (presidenciales Chávez - Rosales, 11.8MM de electores, 75% de participación)
Chávez: 7.3MM (63%), Rosales 4.3MM (37%)

- Diciembre 2007 (referendum constitucional, 9MM de electores, 56% de participación)
Chávez 4.2MM (49%), Oposición 4.5MM (51%)

- Febrero 2009 (referendum constitucional, 11.7MM de electores, 70% de participación)
Chávez 6.3MM (55%), Oposición 5.2MM (45%)

- Octubre 2012 (presidenciales Chávez - Capriles, 13.7MM de electores, 81% de participación)
Chávez 7.4MM (54%), Oposición 6.1MM (45%)

Si dejamos de lado el resultado del primer referendum constitucional, lo cual tiene sentido dada la baja participación, es fácil ver que el apoyo en porcentaje y en número de votantes de la oposición ha ido creciendo, mientras que el apoyo de Chávez en porcentaje ha ido decreciendo, aunque en número se ha mantenido igual. Con esto en mente se presentan dos posibles situaciones: uno, la mayoría de los nuevos inscritos en el registro electoral (gente jóven) tienden a votar por la oposición o dos, la cantidad de nuevos inscritos en el registro electoral que votan por Chávez se ven neutralizados por gente que cambia de opinión y deja de votar por Chávez para votar por la oposición.

Cualquiera de las dos opciones debería ser analizada y abordada por el equipo de gobierno del presidente Chávez. Si estos puntos son ignorados y nos dormimos en los laureles, el engaño de la propaganda política, que hoy en día sigue teniendo a los medios tradicionales como principal arma pero que silenciosamente ha abierto nuevos frentes como las redes sociales, seguirá surtiendo efecto, y mas venezolanos seguirán votando contra su propio bienestar, hasta que en algún momento podrían arrebatarle sus logros al pueblo, logros que tanto han costado y logros que de ganar unas elecciones la oposición difícilmente volverán.

Como contrarrestar este efecto es una acción que dista de ser fácil. Hay mucho poder económico detrás de toda esa propaganda y, también es cierto, mucha gente en la calle que debido a esas diferencias y luchas de clases que, como bien dijo Marx son el motor que genera los cambios sociales, sencillamente no está contenta con un proceso como el que se vive en Venezuela. El gobierno bolivariano eligió el camino de la paz y la democracia para impulsar cambios profundos en la estructura social. Aplaudo esta decisión, pero es obvio que este camino es el mas largo y el mas difícil, por lo cual con mas razón debemos estar atentos y saber entender esos números que el CNE ha ido anunciando a lo largo de estos últimos años. 

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 776 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




US Y /actualidad/a151731.htmlCUS