Aventis

Oposición mediática en el exterior

Indudablemente, estas elecciones marcaran la nueva etapa del Estado Bolivariano de Venezuela y, ante el mundo solo habrá un foco de percepción y de replanteo democrático porque, solo se abrirá las vertientes lingüísticas para una sólida formación pragmática del pueblo. Los ojos del mundo a través del sistema globalizado tienden hacia una campaña deslastrando la imagen de nuestro presidente, utilizando expresiones difundidas por el dirigente político de Primero Justicia, Henrique Capriles Randoski que aspira ganar las elecciones venezolanas pactadas para el próximo siete(7) de octubre. Es una campaña negativa que tiene su trayectoria desde el año 2002 y que aspira una ruptura para darle paso a una organización pro capitalista y bancaria el control del Estado en todas sus fases institucionales.

Hay interés y entusiasmo por lo que ha de venir. Pero, me preocupan las duras críticas contra Chávez y el interés hacia Capriles. Las razones son conocidas por el pueblo, que, levanta sus brazos como banderas para no visualizar su pasado. Ve su porvenir, seguirá fluyendo hacia el destino de la patria, pero, exigimos una sola razón para el criterio del desarrollo, más disciplina y ajuste para lograr los proyectos ya emprendidos.

Hay mucha falsedad en la campaña de Capriles, quienes le conocimos en los años 80 vemos que no es él, realmente, hay muchos interés de por medio, sobretodo, con el eje político a que pertenece y los grandes empresarios del país, quienes están apostando a la salida de Chávez, desde que el presidente les negó ciertas providencias en épocas pasadas, desde ese momento se inició las ofensas hacia las instituciones del Estado y los gerentes corporativos no dinamizaron de una manera más rápida ciertos proyectos que, el mismo presidente ordeno que se cumpliese en fechas topes. Pero, América Latina junto a Venezuela marca su historia en la geopolítica mundial.

La agenda electoral es la clave de todo candidato presidencial. Es necesario tomar en cuenta su desempeño ante la realidad venezolana, no podemos olvidar nuestro dolor aquellos aciagos días cuando nuestra población pobre tenía que hacer largas colas en las pulperías y boticas para adquirir el diario en sus hogares. Ya está en la boca de altos funcionarios opositores que es necesario ir a una reforma constitucional para abordar las conquistas sociales expresadas con anterioridad por el presidente Hugo Chávez Frías y su gabinete.

La agenda electoral está trazada y con un solo destino y visión, no es el tiempo para las fabulas, debemos abrazarnos en una sola motivación y acertivez hacia el camino del triunfo y recordar que somos pueblo, un solo hermano. Sabemos que Capriles está en un anticampaña al estilo europeo, manejado por sus asesores y se creen ganadores. Enfocándose hacia el fraude electoral si pierden, pero sus filosas hojillas no arrastraran nuestros rostros al suelo, nuestros sueños se vienen cumpliendo a cabalidad forjando una nueva patria. Nunca esta campaña mediática nos apartara de una realidad cierta.

La oposición nunca nos ha representado en La Asamblea Nacional, mucho menos en los proyectos de tecnología y desarrollo del país, solo están pendientes en una campaña de despretigio y prometiendo falsedades, de ganar ellos, solo habrá recortes y demarcaciones radicales de un programa de gobierno que nunca nos representara ante la historia.

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 659 veces.