La oposición oportunista de no confrontar ideológicamente con Chávez

La visita del Comandante Chávez, a Guayana, ha traído mucha roncha en el Estado Bolívar, primero, porque ya ha quedado al descubierto el apoyo irrestricto, que le da al máximo representante de la derecha endógena en el Estado Bolívar, como es el actual Gobernador y su compañero de armas, el General del Ejercito Francisco Rangel Gómez, y es un apoyo irrestricto en donde Chávez no escucha a nadie sino que él ya tienen una decisión tomada por el General y a troche y moche nos los impone.
Pero quizás, una de las cuestiones que ha contribuido mas a la consolidación del General (Y con él se consolida la derecha endógena en el Estado Bolívar), ha sido una tendencia oportunista en el campo de la izquierda, a la cual Rangel Gómez y el rangelismo patea y la considera más enemiga que a la derecha misma, con quien vive reuniéndose y en saraos y cafés con ella, y le vive haciendo llamados para que se “incorporen” al chavismo y llamándola “oposición necesaria”, no obstante patea, ningunea, excluye e invisibiliza a la izquierda chavista, en su mayoría integrada por ex militantes de la causa R que se pasaron al chavismo y ex-pepetistas, ex-podemos y ex-pecevistas y de otros sectores de la vieja izquierda, y no solo de las izquierdas sino algunos líderes populares, sindicales y estudiantiles que nacieron con el chavismo, pero que ni se quieren corromper ni se quieren aburguesar o burocratizar, y aunque están dentro de la acera del chavismo, se colocan en el sitio contrario a la derecha endógena o pumalacas, como se les dice por acá.

Esta tendencia dentro de la izquierda, arriba identificados, sostiene que el “malo” es Rangel Gómez, y que Chávez es el “bueno”, que Rangel hace cualquier clase de tropelías por Guayana, porque el Comandante Chávez no está enterado, que el problema se resolvería si fuéramos y hablásemos con el Comandante Chávez y le explicásemos todo lo que hace Rangel y el rangelismo por este otro lado del Orinoco. Nada mas falaz ni pueril que este cuento; les confieso que hasta hace Dos (2) años, quien les escribe participaba de esta fabula porque tenía fe ciega en el Comandante, pero los hechos que son bastante tercos lo conllevan a uno a darse cuenta de las cosas, y aquí estoy pagando mi karma, asumiendo mi barranco, pagando mi deuda de mi error ante la providencia divina, explicándole a los Guayaneses que eso no es así, que el Comandante tiene la mayor culpa de lo que pasa en el Estado Bolívar y el es culpable de la fortaleza de la derecha endógena en Bolívar, y el atraso, o mejor dicho el “no arranque” de la revolución en la Orinoquia, ya que es su mentor y principal punto de apoyo, y en la reciente visita que nos hizo quedo palpablemente demostrado, aunque en el último acto, en la represa Francisco de Miranda de Caruachi, la cosmogonía hizo un poco de justicia y el “tiro le salió por la culata”; el país se dio cuenta de las fallas existentes en el Estado Bolívar que demuestran que nuestras críticas en contra la burocracia pumalaca son razonables y objetivas y para nada algo “personalista” (A veces cada ladrón juzga por su condición) o porque nos anima el revanchismo o porque le tenemos “envidia” a Rangel Gómez y sus acólitos porque ellos dizque son “triunfadores”: Nada de eso, el rangelismo conjuntamente con su aliado sindical la FBT, hoy Central “Socialista”, ante el país quedaron al desnudo en su ignorancia e incompetencia en el manejo de las empresas básicas y en su anti-obrerismo, y Chávez prefirió irse y suspender súbitamente la cadena, ante que quedase en mayor evidencia los “huecos oscuros” de la burocracia que maneja la CVG, con lo que demuestra de qué lado está su “corazoncito”.

A esta tendencia dentro de la izquierda chavista en Guayana, que ha hecho quebrar bastante luchas, puesto que por no confrontar ideológicamente con el Comandante, es inconsecuente e incoherente en la lucha con la expresión de la infiltración de derecha en el Estado Bolívar que es el “Rangelismo”, inconsecuencia e incoherencia que estos aprovechan para pasar factura y golpear fuertemente a lo que va quedando de izquierda revolucionaria en Guayana, esta tendencia, sigo, es producto del oportunismo y podrían denominarse “tírame algo” o “agarrando aunque sea fallo” puesto que en el fondo lo que buscan son o contratos o cargos. Es de naturaleza pequeño burguesa, sueña, con que Chávez va a venir a Guayana y les va a levantar la mano a ellos y va a mandar a Rangel para el cipote; nada mas ilusorio e infantil que estos sueños, por ello, en Guayana, los revolucionarios debemos desechar las ilusiones y asumir la lucha plena, frenteando al toro por los cachos, de los contrario, el rangelismo, que cuenta con el total respaldo de Chávez, y tiene el poder regional, que no es cualquier cosa, nos hará añicos y se perderá la revolución en el Estado Bolívar.
 

A QUE DEBIO HABER VENIDO Chávez A GUAYANA

Primero que todo, el diseño del plan de la Guayana Socialista o de la industrialización de Guayana (Hierro, acero, aluminio, madera, oro y otros minerales preciosos, no preciosos y estratégicos, así como de una rica fauna y flora única en el mundo), esta contenido, sus lineamientos generales y algunos específicos, porque no es un plan acabado sino en permanente construcción, en el “Plan Guayana Socialista 2009-2019”, el cual queda bastante disminuido, casi desechado, en el plan simón bolívar 2013-2019, pero esa discusión por ahora, está vedada, ya que, hoy, impera la lucha en contra del plan neoliberal de la ultra-derecha, representado en Capriles Radonsky, que es peor que cualquier desatino de Chávez. Repito, el programa para Guayana, hasta el año 2019, ya está diseñado, ordenado por el mismo Comandante, muy mal hace él cuando viene a San Félix, y saca de la manga otro plan que ya está contenido (Y hasta presupuestado desde marzo, como lo explico el Ministro Menéndez en Caruachi), en el plan Guayana, ya mencionado.

En la alianza con PDVSA o con el petróleo, le corresponde a Guayana, en su desarrollo ferroalumínico aguas abajo, la elaboración de la infraestructura petrolera (Tuberías, taladros, partes de las maquinarias) y la comunicación terrestre, vía ferrocarril, aparte que existe complementariedad ya que las empresas básicas de Guayana, requieren gas, coque, que son derivados del petróleo y otros insumos; y todo esto está diseñado en el Plan Guayana Socialista, ya mencionado, aparte que este plan contempla un modo de producción de carácter constitucional como seria el control obrero, que no es otra cosa sino la autogestión y la cogestión. Es decir que “Petro San Félix” y el traslado de recursos de PDVSA para la industria de Guayana, no es “nada nuevo bajo el sol”, ya eso está diseñado y escrito, es mas Petro San Félix, existiendo la fábrica de tubos de Matanzas, mas otra activa en la zona industrial de Los Potocos en Barcelona, es innecesaria, a menos que se quiera mudar la fábrica de tubos de SIDOR (Era un departamento de SIDOR, la privatización lo troceó, lo maquiló), al otro lado del rio Caroni, en San Félix, pero aun así, sería un gasto innecesario.

Por ello Chávez debió venir a Guayana, a jalarle las orejas, comenzando por el Presidente de la CVG, que no supo explicar que un departamento adscrito a su despacho, como Presidente de SIDOR, es de transformación directa de hierro, y en qué consiste el proceso de reducción y transformación directa del hierro, el proceso básico de cualquier siderúrgica, cosa que cualquier Guayanés de a pie, está familiarizado con esos procesos y pude dar una amplia y acertada explicación: debió venir a destituir a los Presidentes de las Empresas y en especial a FERROMINERA, en donde a pesar de haberse utilizado todas las maniobras para ganar unas elecciones, estas se perdieron, al igual con todas las empresas del aluminio y proceder a abrirles proceso administrativo y criminal por la mala administración; debió haber venido a reforzar y reimpulsar el Control Obrero y no a entregarle más poder a la burocracia que está desmantelando, lo poco de control obrero que queda y saboteando al plan Guayana Socialista, porque soterradamente está jugando a la privatización para que vuelvan la Ternium y la Glencore; debió haber venido con los reales para pagar los insumos, repuestos y materias primas que hacen falta en las empresas del hierro, acero y aluminio, debió haber venido con la noticia de iniciar las mesas de contratación colectiva y el pago de un bono compensatorio por indemnización en el retardo de la discusión contractual, a eso debió haber venido.
 
EN GUAYANA PARA HACER REVOLUCION HAY QUE DESECHAR LAS ILUSIONES Y AFRONTAR AL TORO POR LOS CUERNOS

En realidad, que en Guayana, si no queremos que este estratégico estado se pierda para la revolución (Aun ganando la derecha endógena chavista queda perdido), ya sea porque caiga en manos de la ultraderecha (Grandes posibilidades que así sea) o de los pumalacas; los revolucionarios, tenemos que desechar las ilusiones y prepararnos para la lucha cuerpo a cuerpo, “agarrar el toro por los cachos”, esto implica confrontar ideológicamente con el Comandante Hugo Chávez, que ya no queda ninguna duda (No debe quedar ninguna duda al respecto) que él es quien apoya y sostiene a Francisco Rangel Gómez y su tendencia derechista y de advenedizos provenientes del enemigo, en la gobernación del Estado Bolívar y a la FBT (Central Obrera “Socialista”), principales detractores y enemigos soterrados, pero bastante eficaces, del Plan Guayana Socialista, del Control Obrero y de cualquier desarrollo de una clase obrera revolucionaria, cual es el espíritu de Guayana.

Ahora bien, confrontar ideológicamente con Chávez, no significa negarle su liderazgo, nadie le está negando su liderazgo nacional, simplemente que en el Estado Bolívar, está equivocado, así de sencillo, y la confrontación es ideológica, de ideas, no política ni política-militar, son dentro la clasificación Maoísta de “contradicciones en el seno del pueblo”, puesto que existe un mal peor, que es la anti-patria, y esa si es la contradicción principal, es la contradicción Imperio-País, Burguesía-Proletariado, esa confrontación si es antagónica y política y política-militar, es la confrontación con la ultraderecha expresada en Capriles Radonsky; pero no nos engañemos, porque sería contraproducente; por ello se debe desechar las ilusiones y prepararse para la lucha cuerpo a cuerpo. No queda de otra.
 
 
[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 944 veces.

Francisco Sierra Corrales


Visite el perfil de Francisco Sierra Corrales para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.