Stalin Pérez, dirigente sindical y de Marea Socialista

"Limpiar de burócratas la revolución, debe ser la prioridad de Chávez en el nuevo período de gobierno"

Stalin Pérez Borges, a la palabra, an un acto de campaña electoral de Marea Socialista

Stalin Pérez Borges, a la palabra, an un acto de campaña electoral de Marea Socialista

Credito: Prensa Marea Socialista

Valencia, 16 de octubre de 2012.- Stalin Pérez Borges, dirigente sindical y miembro de la Coordinación Nacional de Marea Socialista, corriente de militantes del PSUV y de activistas revolucionarios, declaró desde Valencia, Estado Carabobo, sobre la evaluación que tiene esa corriente del triunfo del comandante Chávez en las pasadas elecciones del 7 de octubre, que   ha llenado de alegría al pueblo bolivariano, pero también ha prendido alarmas respecto al futuro del proceso revolucionario. Para SPB, el pueblo respondió con gran energía en los últimos días de la campaña electoral, y muy especialmente, con la gran movilización nacional del 4 de octubre en Caracas, en respuesta al peligro de perder sus conquistas si la derecha conseguía ganar la presidencia e imponer su paquete neoliberal. Esta enorme movilización, renovó, para él, la estrecha vinculación entre el pueblo y el liderazgo del presidente Chávez como intérprete de sus aspiraciones y sentimientos.

Pero, advierte Stalin Pérez que, "pese al triunfo incuestionable que obtuvimos los revolucionarios, los resultados demostraron que la derecha ha venido acumulando fuerzas en el terreno electoral y representa en ese sentido una de las peores amenazas para la continuidad del proceso bolivariano". Esto lo relaciona con cierto descontento en los sectores populares y en la vanguardia revolucionaria, que el propio Chávez percibió, como dice que se pudo notar en las últimas semanas de campaña, cuando "el presidente reconoció autocríticamente, algunas de las deficiencias del gobierno y planteó la creación de un ministerio para el seguimiento de las políticas", que acaba de ser creado. Sin embargo, el dirigente sindical y político de MS considera que, aunque eso es muy importante, "no es suficiente, porque el problema del seguimiento y de la eficiencia tiene un trasfondo, ya que, en realidad el malestar del pueblo chavista, viene a ser resultado de un mal que aqueja a la revolución bolivariana y ocasiona buena parte de sus distorsiones y fallas,  que no es otro que la enfermedad de la burocracia".

Define a esta "burocracia" como "un sector de funcionarios que actúa de manera ineficiente, porque lo que quiere es conseguir privilegios particulares y a menudo se corrompen, van acumulando capital en combinación con negocios que hacen al manejar las transacciones y negocios del Estado con gente de la burguesía y de las transnacionales, y por eso terminan alejándose del pueblo y tratándolo con indolencia e incluso de manera despectiva, arbitraria, contraria a los principios socialistas y violadora de los derechos que deberían defender en nombre de la revolución". Eso los convierte -agrega SPB- en "agentes funcionales del capital dentro del aparato del Estado y en el gobierno, que finalmente se  erigen como obstáculos para el avance, para la radicalización democrática y anticapitalista del proceso revolucionario". Por lo tanto, remata: "no es sólo un problema de eficiencia y de seguimiento; es un problema estructural, que lleva la carga de maliciosos elementos degenerativos en la revolución bolivariana, que hay que atacar urgentemente antes de que perviertan y echen a perder por completo la posibilidad de construir el socialismo en la patria de Bolívar y por repercusión, en América Latina, cerrando esta etapa histórica que se abrió desde el 27 F de 1989".

Para que esta "nueva clase" no siga desarrollando su "esencia  antipopular y antiobrera que secuestra la participación democrática real del pueblo revolucionario", que "anda buscando una  derecha supuestamente racional con la cual dialogar, en vez de abrirse verdaderamente al diálogo con los sujetos sociales del proceso revolucionario, con la clase trabajadora y con los movimientos populares", Pérez Borges señala algunas tareas que Marea Socialista le propone al pueblo bolivariano y al presidente Chávez, desde ahora y en su próximo período de gobierno, tareas que se sintetizan alrededor de la consigna "limpiar de borócratas la revolución".

Esas tareas son señaladas en un reciente comunicado emitido por Marea Socialista (http://www.aporrea.org/ideologia/a152347.html) que incluyen: la movilización autónoma por las exigencias y reinvindicaciones populares postergadas o negadas por la burocracia; el ejercicio independiente de la contraloría social, la evaluación de los altos funcionarios, la denuncia y la lucha contra la corrupción e impunidad; la activación del Poder Constituyente del pueblo; la discusión democrática de los programas y planes con el pueblo en cada gobernación, alcaldía, ministerio, empresa o institución del Estado; el debate crítico en los medios públicos de comunicación; rediscutir el instrumento político del pueblo revolucionario (partido, movimiento...); hacer uso de  los mecanismos revocatorios para los cargos electos; que el presidente Chávez convoque a la conformación de un espacio orgánico de consulta a los grandes movimientos sociales sobre las políticas y medidas a adoptar por el gobierno. En este sentido, concluye Stalin Pérez, ya que no fueron consultadas las candidaturas a las elecciones regionales, que al menos se abra la discusión para que se construyan con el pueblo los programas de gobierno de las gobernaciones y que incorporen allí las propuestas surgidas desde las organizaciones y la base popular del proceso, porque, como lo está diciendo a gritos la gente:  “Esta es la última vez que nos calamos la elección a dedo de nuestros candidatos".


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6352 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US N /ideologia/n216313.htmlCUS