Aumento del 21.693,21 % en la importación de carne, caída del consumo y escasez de la misma

Si, la cifra es correcta, el aumento en la importación de carnes (CIF) para el período: 1998-2013, fue de 21.693,21 %, es decir, aumentó en 216 veces lo que se pagó por concepto de importaciones, fletes e impuestos asociados directamente con la compra de este rubro. Esta cifra estrafalaria sorprende debido a que parece imposible que se haya aumentado el consumo nacional de carne importada en más de 21 mil por ciento. Pero lejos de una pandemia de alto colesterol, podemos notar que el consumo de carne promedio por habitante en Venezuela ha disminuido en 23% (según el INE) para el período: 2003-2013. ¿Y qué ha pasado con la exportación de carne? Ha disminuido para el período de 1998 a 2012, en un alucinante 99, 36 %[i]. ¿Qué ha pasado con toda esa carne que ni siquiera se encuentra en los anaqueles?

Tabla 1: El incremento en la importación (CIF) de carnes

I. Apuntes sobre la producción de carne en Venezuela y su sensible disminución

Para la producción de carnes[ii] hemos usamos la data de la inefable FEDENAGA, asociación burguesa que agremia a la mayoría de ganaderos de la nación. Según esta patronal la producción de carne para el año de 1998 fue de 407 mil toneladas, para el año 2012 fue de 360 mil toneladas[iii]. Ello quiere decir que hubo una sensible disminución en la producción de 12 %. Por ende, podemos deducir que a ésta producción nacional se le ha agregado la importación, lo cual implica que los anaqueles destinados a la venta de cárnicos deberían estar rebosantes. Ello implicaría una superabundancia lo cual derivaría en una fuerte disminución del precio de la misma y un aumento de su consumo. Sin embargo, ha sucedido exactamente lo contrario.

II. La estrepitosa caída en la exportación de carnes de Venezuela

Cuando el mercado nacional está “cubierto”, queda un excedente que tradicionalmente se exporta. Venezuela ha cubierto prácticamente en su totalidad la demanda interna de carnes con producción nacional, hasta el año 2003 donde la diferencia entre el valor FOB de lo exportado y lo importado en carnes ha pasado a ser alarmante. Los ideólogos de la CEPAL, suelen llamar a esta diferencia: Grado de Soberanía Alimentaria, o un sucedáneo. En el caso de nuestra carne, podemos notar la muy negativa evolución de la exportación y el preocupante ritmo importador de la misma. Veamos:

Gráfico 1: Diferencia entre los egresos por importación y los ingresos por importación en dólares

Como bien se aprecia en el gráfico anterior, la diferencia entre el valor en dólares (siempre de EEUU) de las importaciones y exportaciones de carnes era extremadamente pequeña. Sin embargo, esa relación se ha invertido completamente a partir del año 2007, alcanzando su pico en el 2008. En el último dato disponible (2013), vemos lo terriblemente negativo que es el indicador que comentamos, y que alcanza la cifra de – 1.708 millones de dólares. Dicho resultado anual, equivale a 17 aviones Air Bus con capacidad para 180 pasajeros, que bien pudieran solucionar los graves percances que atraviesa nuestra aviación comercial. Más allá de ese déficit, podemos notar que para el período 1998-2012, las exportaciones totales de cárnicos disminuyeron en un 99,36 %[iv]. En ese año las exportaciones totales alcanzaron la escuálida suma de 17.220,12 dólares[v].

III. La enigmática caída del consumo aparente de carnes en Venezuela

En cientos de panfletos de opinadores de oficio se machaca la cursi y reaccionaria idea del: Consumismo. Impulsados por millonarios burócratas, hippies e izquierdistas que no investigan la realidad, una caterva de escritorzuelos insisten en que el consumismo es un problema gravísimo. Según ellos, el pueblo obrero (no la burguesía) consume “demasiado. Para ellos, la clase obrera debería tener sólo lo “justo”, lo mínimo de subsistencia. Esta “gente” asevera que el consumo de carne se ha disparado por la escasez de carne que ven en los supermercados. Ese hiperconsumo es el supuesto culpable de la importación recrecida. Craso error. Veamos que dicen las estadísticas oficiales de la tabla 2.

Tabla 2: Productos de la canasta alimentaria con mayor consumo diario por persona

Según el INE, el consumo per cápita estimado de carne de res ha disminuido en 23 %[vi]. Aunque el consumo de pollo se ha incrementado en 16 %, ello no parece ser suficiente para explicar un incremento de 21 mil % en la importación de carnes.

IV. La importación de animales vivos también subió de forma monumental

Aparte de la onerosa importación de carne, la importación de animales vivos, fundamentalmente ganado bovino, se ha disparado. De 1998 a 2013, el incremento en la importación FOB de animales vivos fue de: 2280 %. Para ese mismo período el valor FOB de la exportación de animales vivos descendió en un 99,78 %[vii], hasta llegar a la microscópica cifra de 4.300 dólares. De nuevo, en el gráfico a continuación se denota que la diferencia entre uno y otro agregado era relativamente baja, sin embargo, a partir de 2007 empieza a ser una diferencia realmente determinante.

Gráfico 2:

De nuevo, si aumentó de forma tan considerable la importación de animales, principalmente ganado bovino en pie, si la producción y consumo se mantienen ligeramente a la baja, y si la exportación se desploma, es incomprensible que con un aumento neto de 21 mil % en la importación de carne y 2200 % en la importación de animales vivos, exista escasez[viii] en ese rubro. Según el BCV, el aumento neto en el índice de escasez general de productos para el período de marzo 2012 a marzo 2014 fue de 144%. En ese indicador la carne y la lecha se destacan.

V. Importación de carnes y el empeoramiento de las relaciones de intercambio

No sólo es el depravado incremento en la importación de carnes, que se correlaciona con su agudizada escasez y carestía, decimos que ahora también se paga mucho más por las mismas cantidades de carne. Veamos la tabla 3 para ilustrar este planteamiento:

Tabla 3: Importación de Carnes y algunas relaciones

En los años de 1998 y especialmente en el año 2003, se estableció una relación cuantitativa bastante natural: un kilo de carne equivale a más o menos un dólar. Actualmente vemos como el incremento en kilogramos en la importación de carnes no se corresponde con el espectacular aumento en los costos de la carne que ingresa al país. 

En el año 2013, siguiendo la relación estimada de 1 kg / 1 $ en la importación, faltaría alrededor del 70 % de la carne que “supuestamente” se importó, es decir, faltaría alrededor de 1.200 millones de kilos de carne. Todo ello, sin tomar en cuenta la importación de carne en mal estado (comprado con jugosos descuentos), las piedras o los simples despojos incomibles que ingresan al país como supuesta “carne”. Esta misma realidad se denota con distinta gradación en todos los demás rubros importados. Parece claro que alrededor del 70% de lo “supuestamente” importado no ingresa al país, y si ingresa sale por contrabando.

Gráfico 3: La importación anual de carnes

VI. El fraude en la asignación y empleo de las divisas en la importación

“Lo clave es el fraude que realiza la burguesía parasitaria a través de CADIVI, más de 150 mil millones de dólares, para llevárselos al exterior, para convertirlos en dólar negro,(…)”

Vladimir Acosta

Viendo las estadísticas correlativas al trabajo presentado, se hace difícil no comprender que la importación es eminentemente fraudulenta. Por ejemplo, un empresario pide 100 dólares para importar 100 kilos de carne, y en aduana sólo llegan 30 kilos. De esos 30 kilos probablemente una parte esté en mal estado (comprado con descuento) y la otra tenga un sobreprecio bestial (se pidió lomito y se importó carne de tercera calidad). De lo poco que efectivamente ingresó, un buen porcentaje emigra por contrabando a Colombia o a Brasil. Ese importador pidió dólares a 6, 3 Bs./$, digamos unos 100 dólares para traer 100 kilos. Por esa cantidad pagó 630 bolívares. Ahora, vendiendo apenas 20 kilos de carne por contrabando, con un tipo de cambio de un dólar por 70 Bs, este empresario puede recibir 1400 Bs. Con ello puede sobornar a los funcionarios públicos de aduana, tributos y a los militares que “custodian” las fronteras. Los 70 kilos que no llegaron al país se convierten en algo menos de 70 dólares que el proveedor depositó en una cuenta en el extranjero del empresario. Dichos dólares, si decide venderlos, equivalen a 4900 Bs. En total, los 630 bs que invirtió, se convirtieron en 6300 bs, devengando un fantástico margen de beneficios de alrededor de 900 %, libres de impuestos.

El resultado de este negocio es un brutal desabastecimiento, una trepidante escasez de todos los otros rubros importados que son víctimas de este modus operandi. Dicha escasez tiende a elevar los precios de las mercancías de manera feroz. Por ende, por más esfuerzos estadísticos que realizan el INE y el BCV para subestimar la inflación, ésta llegó a ser en 2013 la más alta del planeta. Este 2014 la inflación tiene un ritmo aún más vertiginoso, por la acentuación del fraude importador. De esta forma los funcionarios son convertidos en delincuentes al servicio de la burguesía local. De servidores públicos mutan a una cohorte lacayuna que arrastra sus miserias en camionetas que todos saben que JAMÁS pudieron comprar con sus salarios.

VII ¿Cómo emigran del país nuestras divisas?

Con esta dinámica es normal que la burguesía criolla haya visto bajo la égida del gobierno bolivariano, hacer crecer sus capitales a fuerza del fraude más importante de la historia republicana de nuestro zaherido país. Si nos concentramos en nuestros empresarios criollos, y sólo vemos sus cuentas oficiales (no las que tienen en paraísos fiscales) y sin tomar en cuenta sus diversas inversiones e inmuebles, podemos notar que bajo el estrictísimo (para los obreros) control cambiario, las fortunas en el extranjero de los empresarios criollos se ha TRIPLICADO en el período 2003-2013. Para el segundo trimestre de 2013, la fortuna de nuestra burguesía en el extranjero alcanzó la cifra de 164 mil millones de dólares, en estos 10 años de “control de cambio” la burguesía ha incrementado sus ahorros en más de 111 mil millones de dólares[ix].

 A pesar de que este cálculo súper subestima la riqueza petrolera que estos empresarios han venido privatizando de manera olímpica, muestran una realidad ineluctable: si el 97% de las divisas son generadas por empresas del Estado, el 95 % por PDVSA, ¿por qué el gobierno bolivariano no ha movido un solo dedo para evitar este brutal descalabro? Salvo algunas declaraciones sueltas del ministro Rafael Ramírez, ningún alto personero del gobierno presta la más mínima atención a esta realidad. Los golpes de pecho por el “CADIVISMO” devinieron en drásticas reducciones de los cupos en divisas para personas naturales, que representan al 99% de los usuarios, pero que gastan menos del 9 % del total estafado.

Lamentablemente el gobierno insisten en políticas estériles correlativas a la importación, que han fallado una y mil veces, por ejemplo: aumentar el control aduanal, obligar a firmar un (cursi e inocuo) acta de fiel cumplimiento, devaluar, generar un plan anual de importación, aumentar la fiscalización etc. Medidas anodinas que llevan años en supuesta ejecución, pero que jamás ha dado resultado alguno.

Peor aún es que sectores del gobierno prestan atención a ex ministros liberales como Felipe Pérez, que dice mentiras tan gruesas como esta: “Si hablas con el sector productivo y estableces reglas claras de juego, se lograría un milagro porque los 160 mil millones de dólares que se han fugado, si generas las condiciones, regresarían inmediatamente para aprovechar las nuevas oportunidades. (…)”[x] Felipe está muy ligado a grupos derechistas vinculados con Bank of America (Francisco Rodríguez) e impulsa reuniones con el FMI en pro de realizar ajustes neoliberales en la economía. Propone: Maxidevaluación, flexibilización laboral, suavizar la ley del trabajo,  quitar el control de cambio, privatizaciones y devoluciones de propiedades a empresarios “expropiados”. Esas son las medidas más anticomunistas que desde la “izquierda” he oído. Una vergüenza que éste personaje y quienes lo apoyan (Roland Denis) se vendan como socialistas al movimiento obrero.

Central Estatal Única de Importaciones (CEUI) una propuesta socialista que crece…

“Ahora me estoy refiriendo a la creación de una corporación de importación y exportación estatal, para quitarle a la burguesía la hegemonía importadora, nosotros parecemos pendejos dándole los dólares a la burguesía, a la pequeñoburguesía. Ellos importan, sobrefacturan, compran en el exterior cualquier cosa que valga un dólar (1 US$) y piden más dólares de lo que cuesta”[xi]

Presidente Hugo Chávez

 “Proponemos al gobierno Nacional para la discusión y aprobación en la ley habilitante la creación de una Empresa única Estatal de Importaciones, que proteja las divisas obtenidas con el petróleo”[xii]

Marea Socialista

“Oscar Figuera, propuso al Ejecutivo Nacional crear una Comisión para impulsar la Central de Importaciones para realizar compras de productos en dólares y venderlos en bolívares.”[xiii]

Oscar Figuera: Sec. Gral. Del Partido Comunista de Venezuela

Desde hace cuatro (4) años venimos explicando que la única forma de detener la hemorragia de divisas que nos arruina, devalúa nuestra moneda y genera escasez e inflación, es crear una Central Estatal Única de Importaciones (CEUI)[xiv] que arrebate de la esfera especulativa y fraudulenta, las divisas que la clase capitalista usa para “exportar” y “privatizar” nuestra renta petrolera en sus cuentas en el extranjero. De ahí deviene la centralidad de los graves problemas económicos que nos aquejan (no de la fementida y absurda teoría de la guerra económica), es decir, el lecho de Procusto donde la clase capitalista tortura al proletariado.

La CEUI debe acompañarse con otras medidas de índole revolucionario: Estatización de la banca, auditoría profunda de la deuda externa e interna (con ayuda de CADTM) y un plan de industrialización estatal con tecnología de punta y a gran escala. Esto no se puede llevar a cabo sin una revolución que barra del Estado a las hordas corruptas que ahogan en la desgracia, el anhelo de millones de bolivarianos honestos que buscan soluciones a problemas que llegan a poner en peligro su propia existencia.

Centro de Investigación y Formación Obrera (CIFO_ALEM)

twitter@alemcifo                      Ccs. 19/08/2014

alemcifo@gmail.com                 www.alemcifo.org         


[i] Este dato proviene del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), de la cuenta “Exportaciones por capítulo, 1998-2012”. Se tomó el capítulo número 2, carnes y otros despojos comestibles.

[ii] La extrema dificultad, los retrasos en la publicación y las enormes diferencias entre la data de organismos oficiales, dificulta al extremo cualquier investigación. Sin embargo, en este trabajo sólo se ha usado data oficial, mayoritariamente del INE, con excepción de la data en la producción de carnes.

[iii] Fuente: FEDENAGA, Fecha de consulta: 25 de mayo de 2014, Artículo disponible en: https://infogr.am/produccion-de-carne-1990---2012?src=web

[iv] Óp. Cit. I.

[v] Según FEDEAGRO, en promedio, la carne de res aumentó en 109% en estos 10 años. Ello no explica el aumento en la importación. Acá está el link donde aparecen esos precios: http://www.fedeagro.org/preciointer/precioanual.asp

[vi] Es muy “normal” dada la escasa calidad de la estadística del BCV, INE y en grado superlativo el MAT, que FEDENAGA tenga un guarismo que indique que el consumo de carne aumento de 17 kilos a 23 kilos por habitante. Ante la disyuntiva de cual número emplear en el análisis, se optó por la cifra oficial que en teoría tiene mayor formalidad. Aunque las deficiencias técnicas de la estadística en Venezuela, sean extremadamente graves.

[vii] Óp. Cit. I.

[viii] El aumento en el desabastecimiento de carne es de difícil medición. El BCV suele publicar ese índice en su página Web, en él destaca la escasez de la carne y la leche como ejes principales.  

[ix] Dicha cifra aparece reflejada en el BCV en la cuenta “Posición de la inversión internacional”

[x] Pérez, Felipe. Noticia: Felipe Pérez Martí sobre la situación económica y las medidas que vienen. Sitio Web: PRODAVINCI. Fecha: 6 de Agosto, 2014. Artículo disponible en: http://prodavinci.com/2014/08/06/actualidad/felipe-perez-marti-sobre-la-situacion-economica-y-las-medidas-que-vienen/

[xi] Chávez, Hugo. Audio (Duración: 1 minuto con 47 segundos). Intitulado: "Nosotros parecemos pendejos dándole los dólares a la burguesía" Versión: Mp3 disponible en:http://www.revolucionomuerte.org/index.php/82-que-hable-el-comandante/1603-audio-chavez-nosotros-parecemos-pendejos-dandole-los-dolares-a-la-burguesia

[xii] Artículo de la dirección política de Marea Socialista: De Chávez a Maduro: Habilitar al Pueblo Bolivariano antes de que sea demasiado tarde. Fecha: 22/10/2013. Artículo disponible en:http://www.aporrea.org/ideologia/a175616.html

[xiii] Noticia: PCV propone crear comisión de importación. Fecha de consulta: 11/11/2013. Artículo disponible en: http://www.ciudadccs.info.ve/?p=482401

[xiv] Para una explicación más amplia de esta propuesta, puede consultar: Sutherland, Manuel, Fuga de capitales (Venezuela y A.L.), fraudes, devaluación y la Estatización del comercio exterior,  Fecha de publicación en el portal de Aporrea.org: 21/12/2013. Artículo disponible en:http://www.aporrea.org/tiburon/a178809.html


Esta nota ha sido leída aproximadamente 11058 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Manuel Sutherland

Marxista. Investigador del Centro de Investigación y Formación Obrera de Venezuela (CIFO) y de la Asociación Latinoamericana de Economía Marxista (ALEM).

 manuel1871@gmail.com      @Marxiando

Visite el perfil de Manuel Sutherland para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Manuel Sutherland

Manuel Sutherland

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Por los Derechos Humanos contra la Impunidad


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social


US Y ab = '0' /ddhh/a193540.htmlC0http://NON-VEca = .