Titular tendencioso de "El Espectador" de Colombia tergiversa al CNE

Caracas, octubre 6 - En nota aparecida en la edición digital del diario colombiano El Espectador, y firmada por  L. Prados y Maye Primera (venezolana), quienes son asalariados del diario español El País, de donde al parecer el rotativo bogotano toma la información, se lee el siguiente titular: Presidenta del Consejo Nacional Electoral dice que haya fraude en las presidenciales de Venezuela. 

Dando por descontada la falta de vigilancia en la redacción, el título es definitivamente tendencioso, sobre todo en un diario que se ufana de ser correcto.

Las autoridades del CNE deberían tomar cartas en el asunto, porque la falta es evidente. Se falta a la verdad y a la ética periodística.Además, habiendo sigo colocada durante la noche de este viernes ¿Nadie en la redacción de ese "periódico" se dio cuenta del error? ¿fue puesto adrede?

Transcribimos la nota completa para que se aprecien las respuestas que dio Tibisay Lucena y en las que en ninguna parte aparece que haya dicho la frase del titular en cuestión.

Ojo pelao

La nota

El sistema electoral venezolano es automatizado en todas sus fases, desde las postulaciones de los candidatos hasta el escrutinio, y tanto quienes apoyan la reelección de Hugo Chávez como la alianza opositora de Henrique Capriles coindicen en que es confiable. Tibisay Lucena, presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), les ha garantizado que cada uno de sus votos será contado.

¿Hay forma de que el voto no sea secreto y se use para la coerción política?

Ese fue un mito que empezó en 2004. Pero se ha demostrado que el voto siempre ha sido secreto, que nunca estuvo vulnerado, y que sigue siendo secreto. Es un hecho verificable, garantizado por las auditorías que se han realizado.

En estas elecciones no hay observadores como en el pasado, sino un grupo de 'acompañamiento electoral'. ¿Por qué no hay misiones de la OEA, de la Unión Europea o del Centro Carter?

Sí hay observación electoral. Tenemos casi 4.000 observadores nacionales. Y en el programa de acompañamiento electoral tenemos a más de 250 [invitados extranjeros] y dentro de la misión de Unasur, más de 30, que han asistido a las auditorías del sistema. Observadores extranjeros no tenemos. Desde 2006 no tenemos esas misiones tradicionales y desde entonces construimos este gran prestigio que tiene hoy día el CNE. Venezuela es una democracia sólida que no necesita de tutelajes de organismos internacionales que vengan a decir si una elección es buena o mala.

¿Si el voto es automatizado por qué tardan más en dar los resultados que en países donde el voto es manual?

En otros países con sistemas manuales hacen aproximaciones, los votos los comienzan a contar después. Nosotros contamos voto por voto, millones de votos, en muy poco tiempo y tenemos dos premisas para dar el primer boletín informativo: que no tengamos electores en fila o votando, y que el resultado sea irreversible. Estimamos que tres horas después de que hayan cerrado las mesas de votación (18.00 hora local) tendremos los primeros resultados.

¿Cree que alguien puede invocar fraude?

Siempre pueden decirlo, pero es imposible que haya fraude.

En los mítines de Chávez suelen utilizarse vehículos públicos para trasladar seguidores y hay propaganda en instituciones del Estado. ¿Cómo controlan el uso de recursos públicos en la campaña?

Tenemos más de 120 fiscales que controlan publicidad en las instituciones públicas, los murales, las vallas. En los casos que ellos han reportado, hemos procedido, tanto en las instituciones públicas nacionales como en las estatales. (Con respecto al uso de vehículos) hasta el momento no hemos tenido ni un solo reporte, las organizaciones políticas utilizan los medios que ellos consideren para movilizar a la gente. Sobre ventajismo hemos tenido muchas denuncias y muy variadas. Por ejemplo, respecto a la campaña que llevó a cabo Capriles entre febrero y junio, pero las desechamos porque no teníamos una norma para regular la precampaña.
La oposición dice confiar en el sistema electoral pero no en los rectores como árbitros, porque dos de ellos son militantes del partido de Gobierno.

Esa expresión me causa sorpresa. ¿El sistema es confiable pero sus autoridades no?

El sistema no se maneja solo, existen unas autoridades que toman decisiones, que organizan. Un sistema es fiable porque sus autoridades lo han hecho fiable.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 7755 veces.