El Grupo 400 la Quinta Columna pagada por la CIA

En estos diez años de proceso revolucionario, el estado ha sido demasiado blando con el enemigo, me refiero a la derecha pititiyanky, a la derechota facistoide, a la iglesia católica, a los ricachones, a los que han vivido del estado sin trabajar, a los que han robado las arcas publicas, y sobre todo a esos miserables políticos que se han hecho ricos a espalda del pueblo rapiñando lo que por derecho propio es de todos los venezolanos.

Todos esos delincuentes hoy están unidos por la amalgama más poderosa del mundo, el dinero, los billetes verdes que llegan a raudales a nuestro país desde el imperio, desde los organismos desestabilizadores de los Estados Unidos. De eso la admirada Eva Golinger sabe bastante.

Hay una organización en especial, extremadamente peligrosa, su directiva es judeó-sionista, recibe dinero de Estados Unidos, esta compuesta por ultraderechistas, hijos y nietos de extranjeros, ciudadanos con doble nacionalidad, venezolanos sin sentido de patria ni pertenencia, ricachos, adinerados, explotadores etc.

Este denominado grupo 400, no es más que la reunión de unos cuantos vende patria, de unos desarraigados sin lugar de nacimiento y sin razón de lugar y ser. Me explico; nacieron en un terruño al que no pertenecen, les inculcaron el amor por un país extranjero y extraño. Y, han llegado a preferir a su patria. Pero lo más grave es que saben que en su país de adopción ellos son unos extranjeros, unos ciudadanos de segunda clase.

Marx hablaba de la alienación, del proceso en el cual el individuo perdía su esencia de ser humano pensante y terminaba siendo un robot, una maquina gobernada por el modelo y el sistema. Un ser sin pensamiento, tal como lo mostró Charles Chaplin, en su excelente película Tiempos Modernos. Mejor muestra de cómo un individuo se convierte en un autómata no hay.

Eso quieren, adormecer a la gente, controlar sus pensamientos, hacer de los seres humanos unas maquinas que respondan a los intereses de los oligarcas, de los capitalistas que pagan una miseria a los trabajadores explotan.

Los oligarcas compran las conciencias de los sujetos que aceptan ser sus servidores, los que castigan y mandan a los explotados, los mujiquitas que se prestan a servir a los dominadores. Pobres miserables que venden a su patria por un plato de lentejas.

Hay que abrir los ojos, los enemigos de la patria, los pitiyankys, los pro derecha, los explotadores del pueblo, no se quedaran quietos. Harán todo lo que puedan por revertir los logros del proceso revolucionario. Hay que votar por el hospital cardiológico infantil, por las misiones, por las universidades gratuitas, por la salud pública, por la seguridad social, por el derecho a la vida, por el derecho a la educación, por la libertad de la patria, por poder vivir sin que el gringo nos diga por quien votar. No es mucho lo que pedimos; solo que no nos manden, no nos digan que debemos pensar y ser.

El grupo 400 es una avanzada yanky en nuestra patria y hay que detenerla ya mismo.

PATRIA SOCIALISMO O MUERTE

DEBEMOS VENCER


cmaglione@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2572 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Carlo Maglione


Visite el perfil de Carlo Maglione para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carlo Maglione

Carlo Maglione

Más artículos de este autor


US Y ab = '0' /actualidad/a106661.htmlC0http://NON-VEca = .