"Politólogo" Nixon Moreno envía curriculo al Alcalde Lester Rodríguez

En un archivo de Power Point (porque en la Nunciatura no han instalado software libre), con imágenes animadas y cantos gregorianos como música de fondo (cortésmente cedidos por Su Santidad, pero cuyos derechos de autor serán debidamente cobrados cuando reciba su primer sueldo), el héroe-mártir de la godarria merideña, valenciana y caraqueña, el flamante científico político Nixon Moreno, exiliado de oro en la Embajada del Vaticano en Caracas y graciosamente (ja-ja-ja) graduado por su Otra Santidad correlona y recientemente juramentado Alcalde de Santiago de Los Caballeros Encapuchados de Mérida, Léster Rodríguez, le ha enviado por valija diplomática a este último su Hoja de Vida (y qué vida!), o como se dice en apropiado latín su Currículo, a fin de que sea tomado en cuenta para formar parte del tren ejecutivo (todos se suben al tren de la victoria!) de las nuevas autoridades municipales de la capital turística y estudiantil de Venezuela.

Asesorado por su Club de Fans conformado por Monjas, Seminaristas, Monaguillos, Sacristanes y Pepasomados (los que nunca faltan en ninguna capilla de pueblo), Nixon pasó horas y horas sentado en la vieja Pentium III de Baltazar Porras (qué tipo más pichirre!) tratando de adornar lo más posible sus dotes personales y académicas, abultando lo que se pudo abultar y escondiendo lo que se pudo esconder, esperando así, previo el rezo de siete rosarios y quince padrenuestros, que el complaciente ex-rector de la ULA recordara todo lo que este hizo por él en su campaña por la Gobernación del Estado Mérida, en primera instancia, y luego por la Alcaldía capitalina, luego que las podridas cúpulas (otra vez las alusiones eclesiásticas) de Caracas lo bajaran de la mula en que iba la Virgen María cuando estaba pariendo al Mesías para poner al ateo (o adeco, es lo mismo) de William Dávila como candidato, una jugada magistral que ya ha quedado registrada en los anales (ejem!) de la estrategia politológica universal, junto al incendio de carros, el disparar a las fuerzas del orden con armas de guerra, impedir el libre tránsito, y la favorita de todas las damas finas y cultas que aun sueñan con recibir el mismo tratamiento de su querido paladín: insertar objetos contundentes en los traseros de sus enemigos, especialmente si son mujeres indefensas. Semejantes tácticas electorales no las habían pensado ni llevado a la práxis ni los más sesudos estrategas políticos contratados en pasadas campañas electorales (bien por ti, Nixon!, diría Léster desde su hacienda con rebaños de chigüires en Barinas, alzando su copa de vino de consagrar, porque los copeyanos no beben cerveza ni toman whisky), ni mucho menos los miles de politólogos debidamente graduados en el Aula Magna de la ULA, después de 5 ó 6 años de arduos estudios, y que al fin y al cabo terminan como buhoneros, taxistas o vendedores de CD piratas en las embotelladas calles del país.

Como buen social-cristiano (o cristiano socialista?... serán lo mismo?) Léster debe reconocer que el humilde aporte de este sufrido ex-estudiante y ahora desempleado (pero con muchas ganas de trabajar para todos nosotros) le ayudó mucho en su llegada al trono emeritense, y seguramente ya estará barajando los posibles cargos con los que honrará y recompensará a tan eximio líder político de la oposición, pues no sólo Nixon está a la expectativa sino también toda la colectividad merideña, mayoritariamente conservadora, con inclinaciones fascistoides y sobre todo, que nunca perdona, de manera que mosca Léster!, porque la godarria no perdona a un malagradecido, y mucho menos si el Clero ya ha dado la orden de desalojar al pobre muchacho porque ya no se lo calan más, así que ahora te toca mantenerlo a ti! Fuentes de la Alcaldía de Mérida informan que los puestos en los que muy probablemente mejor de desempeñe este personaje podrían ser Director de la Policía Vial (para así poder desviar el tránsito a su gusto hacia donde estén manifestando sus subalternos del Movimiento 13 y así poder apedrear más carros e incendiar más camiones, de manera que estos zagaletones no se tengan que esforzar tanto), Director de Aseo Urbano (para que los camiones en vez de recoger basura y echarla en el relleno sanitario en San Juan de Lagunillas, la boten directamente en las lagunas, ríos y quebradas y así sabotear la gestión del nuevo gobernador del PSUV y espantar a los turistas), Director de Espectáculos Públicos (para que monte otra opereta como su graduación en la Nunciatura en el marco de las Ferias del Sol, para que todos los que no pudieron ir puedan ver cómo fue la cosa y se recreen con una obra de teatro en la Plaza de Toros, contratando actores para representar a todos los asistentes y transmitirlo por Sábado Sensacional…. “Mérida, allá vamos!!!”), Director de Urbanismo (para que en vez de organizar cuadrillas para tapar los huecos de las calles las ponga a abrirlos y rompan las aceras para que hayan más piedras disponibles para los guarimberos y saqueadores del Movimiento 13 cada vez que quieran celebrar la graduación y el nombramiento de su máximo jefe con una manifestación “pacífica” con el tradicional quiebre de vidrieras y enfrentamientos con la policía del estado), Director de Educación (para que organice charlas en las escuelitas municipales para enseñar a los niños cómo improvisar una capucha con los trapos que se tengan a mano, cómo hacer bombas molotov con un poquito de cocuy, talleres educativos para usar armas de fuego y cómo esconderlas, y sobre todo, educación sexual y respeto a las mujeres).

En caso que todos estos cargos ya tengan fuertes candidatos a ocuparlos, ya que Léster tiene muchos clientes qué complacer, pues no llegó solo, podría crear nuevos cargos para Nixon, después de todo, el pensum de la Escuela de Ciencias Políticas de la ULA es bastante flexible y se encarga de dotar a los futuros politólogos de todas las herramientas prácticas y pragmáticas para que puedan defenderse en la vida (como quien dice un politólogo es un “utility”, un todero de la política), como la Dirección para Cambiarle los Bombillitos a los Semáforos Cada Quince Días (DCBSCQD), el Instituto Municipal para la Formación de Bandas Fascistas para el Resguardo de la Democracia Puntofijista (IMUFOBAFAREDEPUN), o como representante de la Alcaldía ante el Palacio Arzobispal (y así Baltazar Porras no se sienta tan solito y pueda ver a Nixon cada vez que le entre la nostalgia).

De buena fuente hemos podido conocer algunos detalles de lo que contiene ese interesante Currículo, el cual resume la corta pero apasionante vida de este luchador por la libertad (no sólo de culto sino también de violar, saquear y robar), y que revela datos nunca antes conocidos y que son los que pueden convencer a Léster y todo su equipo de gobierno de la necesidad de contratarlo antes que Ledezma se lo lleve en otra de sus jugadas maestras, como por ejemplo que Nixon fue expulsado de tres pre-escolares por usar la plastilina para tirárselas a sus amiguitas; o que en la escuela primaria se la pasaba más en la oficina de la directora que en clase por saquear la cantina; o que en el Liceo sus compañeritos de clase nunca llegaban a tiempo porque secuestraba los buses escolares y los atravesaba en la entrada y les robaba las faldas a sus amiguitas para hacer capuchas y les lanzaba los balones de basket a los profesores en los salones de clase; todo lo cual nos demuestra que ya desde niño este pilar de los derechos humanos mostraba sus dotes de líder y se perfilaba como un seguro gobernante, pues ya reunía todos los requisitos indispensables para ello.

Así pues, ya Léster debe estar abriendo su correo electrónico y revisando lo que Nixon le envió adjunto, lo debe estar imprimiendo y compartiéndolo con sus listas de amigos y tal vez hasta lo publique en Facebook para así consultar opiniones y ver de qué manera se puede insertar a este prócer del capitalismo del siglo XXI en el proceso de cambios (para atrás) que vivirá la ya martirizada ciudad de los caballeros en estos tres años de gobierno municipal adeco-copeyano-movimiento13 que nos espera a sus desesperados habitantes, que ya se aprestan a realizar las tradicionales compras navideñas de los productos que nunca deben faltar en ningún hogar emeritense en este nuevo año 2009: vinagre, pañuelos, cascos protectores y sobre todo, mucha paciencia. Agárrense duro y que Dios nos coja (?) confesados y bien lejos de las bandas armadas del Movimiento 13.




Esta nota ha sido leída aproximadamente 3023 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter