Conferencia de "paz" de Trump en Varsovia, una parodia Orwelliana

EDITORIAL

Fue anunciada como conferencia de "paz y seguridad" en el Medio Oriente a celebrarse en Varsovia, capital de Polonia esta semana. La muy elogiada cumbre encabezada por Estados Unidos no tuvo nada que ver con la paz y seguridad en esa región destrozada por el conflicto. Se trató en cambio de una cumbre guerrerista contra Irán.

Incluso el lugar, Varsovia, tuvo un inconsciente toque Orwelliano en relación a su nombre, como quien dice: Varsovia a la Vista - ¿Guerra Prevista?

Durante varios meses el gobierno de Trump estuvo organizando a "nivel ministerial" la cumbre de dos días de duración realizada esta semana. Tal como resultó, las grandes potencias le brindaron a la conferencia una rotunda ausencia al saber claramente que el evento era un intento apenas encubierto por Washington de organizar una cumbre para "golpear a Irán". ¿Cuán estúpido creen los norteamericanos que es el resto del mundo? En medio de su arrogancia carecen de toda vergüenza.

Rusia, Turquía, Catar, el Líbano como también la mayoría de los líderes europeos decidieron permanecer lejos de la conferencia. Esto se produjo a pesar que la Casa Blanca envió una delegación de alto nivel encabezada por el vicepresidente, Mike Pence y el secretario de estado, Mike Pompeo. También estuvo presente el yerno de Trump, Jared Kushner, el mejor amigo del príncipe de la corona saudí, Mohammed. Se trató de una espectacularmente descalificada tribuna para la paz en el Medio Oriente.

El de facto boicot de otras potencias puede considerarse como un signo del disminuido papel de Washington o sino de su fraudulenta pretensión de ser un árbitro diplomático.

La razón para la ausencia de Rusia y otros países se debió a que sabían que la agenda norteamericana apuntaba hacia conseguir apoyo internacional para agredir a Irán con nuevas sanciones económicas. A pesar de la pretensión de tratarse de una conferencia sobre la "paz y seguridad", unas cuantas naciones se dieron cuenta que no era otra cosa que una cumbre bélica para galvanizar apoyo o consentir internacionalmente la obsesiva agresión de Washington contra Irán.

El hecho que la conferencia de Varsovia, encabezada por Estados Unidos fuera evitada por tantas potencias internacionales –notoriamente por la Unión Europea—indica que los días de liderazgo global autoproclamado por Washington están contados. La credibilidad de Washington se agotó. En realidad está groseramente atrasada.

Semejante farsa es casi indescriptible. Luego de décadas de instigar la guerra y conspirar para provocar cambios de régimen en el Medio Oriente, ¿cómo podría Washington pretender que alguien tome en serio la conferencia de esta semana sobre "paz y seguridad" con la cara bien seria?

Arrogancia inapropiada, alucinación o autoengaño son las únicas explicaciones para la pretensión de Washington de organizar semejante conferencia y esperar que alguien importante asistiera.

Durante años Washington ha estado esgrimiendo el mazo en la región destruyendo naciones enteras desde Afganistán hasta Irak, desde Libia hasta Siria asesinando a millones de civiles con sus criminales guerras imperialistas. ¿Paz y seguridad invocadas por Estados Unidos? Por favor… denos un descanso.

La derogación unilateral del presidente Donald Trump del acuerdo nuclear internacional con Irán el año pasado es un testimonio del carácter de estado fallido de Estados Unidos. Sin embargo, Washington en su arrogancia pretendió que otros países asistieran a la conferencia esa semana además de su peyorativa alusión a Irán como estado fallido.

Debemos tomar nota que mientras Estados Unidos trataba de convocar a una conferencia en Varsovia –que evidentemente fue un fracaso—la dirección política de Rusia, Turquía e Irán se reunió en la localidad de Sochi para continuar con los esfuerzos para solucionar la guerra en Siria. Nada pudo destacar mejor la irrelevancia y bancarrota moral de Washington. Su conferencia de Varsovia dirigida hacia el aumento de las tensiones con Irán fue ampliamente ignorada mientras Rusia y otros países continuaban haciendo serios esfuerzos para realmente producir un acuerdo pacífico en Siria –país destrozado por ocho años de guerra en gran medida patrocinada de manera encubierta por Estados Unidos.

¿Por qué Varsovia a la vista o más bien guerra prevista? Polonia ha estado de manera obsequiosa adulando a Washington estos últimos años adquiriendo misiles norteamericanos para destruir el Acuerdo INF e incluso solicitar una nueva base militar norteamericana en su territorio, proponiendo zalameramente el nombre de "Fuerte Trump".

Las contradicciones resultan asfixiantes. Trump está actualmente acusado por sus opositores políticos

de ser un "títere ruso" y sin embargo el gobierno polaco anti Rusia extiende una alfombra roja para el militarismo norteamericano de Trump con el objeto de antagonizar a Rusia.

La ridícula conferencia sobre el Medio Oriente encabezada por Estados Unidos no pudo contar con ningún país europeo que se respete debido a la deslumbrante contradicción entre la hostilidad de Trump hacia Irán que contradice el compromiso de la Unión Europea de sostener el acuerdo nuclear internacional con Teherán.

La supuesta conferencia de "paz y seguridad" de Trump de esta semana fue una mascarada Orwelliana para fomentar la guerra contra Irán. Alemania, Francia y otras naciones comprometidas en el acuerdo nuclear, sabían que no podían estar de acuerdo con semejante y absurdo evento.

La verdadera beligerancia subyacente en la conferencia de Varsovia fue revelada por el premier israelí, Benjamín Netanyahu cuando se trasladaba al lugar del evento fanfarroneó que todo se trataba de organizar un frente de guerra contra Irán.

La cumbre de Varsovia, así propuesta, era una conferencia de guerra contra Irán.

Afortunadamente, el evento cayó en la irrelevancia debido a la ausencia de Rusia y de las principales potencias europeas.

No obstante, de todas maneras, demuestra que Washington está tratando de iniciar otra guerra en el Medio Oriente –esta vez contra Irán. Su esfuerzo propagandístico pudo fracasar esta semana pero el fiasco por lo menos demostró el intento guerrerista que Estados Unidos alberga contra Irán.

También –afortunadamente—se puede aseverar que las criminales décadas de Washington, su duplicidad y engaños lo han finalmente alcanzado.

Nadie en su sano juicio puede dar crédito a cualquier cosa que sostengan los gobernantes de Estados Unidos –especialmente respecto de paz y estabilidad para el Medio Oriente.

Cada palabra emitida por Washington sobre el tema es una parodia Orwelliana.

Traducción desde el inglés por

Strategic Culture Foundation Sergio R. Anacona

Nota.- Sus comentarios y opiniones acerca de este artículo serán bienvenidos en

www.strategic-culture.org



Esta nota ha sido leída aproximadamente 469 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a276191.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO