Todos esperan festejar el triunfo chavista en la votación del domingo

La oposición a Chávez contra las cuerdas




Exasperado y molesto por ciertas preguntas que le hicieron observadores internacionales que asistían a la reunión con la denominada Coordinadora Democrática, el arrepentido ex dirigente guerrillero Pompeyo Marquez (ahora devenido en punta de lanza del mensaje de la oligarquía venezolana) no dudó en acusar a sus interlocutores de ser "manipulados por el chavismo". El encuentro con los escuálidos de la Coordinadora se celebró el viernes en los salones del Hotel Caracas Hilton, donde se alojan gran parte de los numerosos observadores internacionales que han llegado a Venezuela invitados por el Consejo Nacional Electoral (CNE).

Las preguntas de algunos observadores molestaron a los dirigentes opositores a Chávez. Sobre todo cuando se les inquirió sobre su participación en el golpe fascista de abril del 2002, o directamente se les abucheó por afirmar que la Coordinadora se reservaba el derecho de dar resultados del referendum del domingo a partir de las 14 horas, violando de esta manera la propia Constitución venezolana.

Tanto Pompeyo Márquez (quien en los años 60 lideró uno de los movimientos insurgentes de izquierda y ahora es parte del entramado fascista que abreva en la Coordinadora antichavista) como su colega Felipe Mujica protestaron contra las preguntas "insidiosas" de los observadores internacionales (pertenecientes a numerosas organizaciones de prestigio en el tema de compulsas electorales, de derechos humanos, etc) y dejaron traslucir que a los únicos "observadores" que ellos respetan es a los injerencistas del Centro Carter y de la OEA.

Tanto la diputada argentina Alicia Castro como otros observadores contestaron enfáticamente a los arrebatos autoritarios de los miembros de la Coordinadora y dejaron claro que la observación internacional tiene todo el derecho de preguntar y aclarar dudas con los actores del referendum del domingo.

Mucho más calma fue la reunión posterior con los miembros del Comando Maisanta (que representa al oficialismo) y que estuvo representado por el historiador Samuel Moncada y el dirigente William Lara. Los mayores aplausos de ese encuentro se los llevó un observador italiano quien hizo votos para que en el futuro Venezuela Bolivariana "logre sacudirse a tanto observador internacional y sobre todo a los del Centro Carter, que poco pueden hablar de comportamiento democrático cuando vienen de un país que viola los derechos humanos en todo el mundo, bombardeando, asesinando o hambreando a los pueblos".

Fuera de estos cruces de opiniones, el clima en las calles de Caracas está altamente politizado. Por donde se vaya, y sobre todo, en los barrios más humildes se puede observar como el "NO" en apoyo a Hugo Chávez, ha ganado la batalla callejera. No hay ventana, columna del alumbrado o pared que no luzca un NO garabateado a mano o estampado en carteles artesanales hechos por los vecinos. Lo mismo ocurre con los autos y omnibus cuyas ventanillas también poseen leyendas invitando a votar NO para derrotar a los fascistas del SI.

El gran bastión del voto oligárquico siguen siendo los medios de comunicación privados, cuyas portadas y suplementos especiales vienen atiborrados de consignas antichavistas, algunas de ellas rayanas en el insulto abierto a la figura presidencial.

Hoy sábado es dia de veda electoral y de tensa vigilia popular. En cada barrio, miles de seguidores del NO se preparan para que mañana la elección se realice con rápidez, teniendo en cuenta que hay que eludir el inconveniente que podría traer el voto a través de máquinas computarizadas. Sin embargo, ya se han realizado innumerables simulacros de votación para que la gente titubee lo menos posible y asegure que las largas colas que seguramente se formarán desde las 6 de la mañana, no se conviertan en un pandemonium.

Al país, han llegado mensajes de apoyo a uno y otro sector desde todas partes del mundo. El chavismo,además de recibir la solidaridad de todos los pueblos y organizaciones de izquierda y revolucionaria del mundo, informaron ayer del mensaje del pastor norteamericano Jesse Jackson. Mientras que los escuálidos, computan, como siempre en estos casos, con la bendición papal. Cada vez más torcido (o retorcido, mejor dicho), el Papa invitó a orar por Venezuela y explicitó de manera abierta su apoyo a los del SI. O sea, a su base de sustentación en Venezuela, ultra católicos, ultra fascistas y adinerados contribuyentes con sus obolos caritativos a mantener a la reaccionaria iglesia venezolana.

Todo está dicho en Venezuela Bolivariana. Ahora lo que falta es esperar la jornada de mañana, estratégica para el futuro de América Latina, en la que la Revolución seguirá avanzando y a traves de una avalancha de votos por el NO le dirá enfáticamente al presidente yanqui Bush que Venezuela no se vende y sobre todo, se respeta.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1798 veces.



Carlos Aznárez / Resumen

Director de Resumen Latinoamericano

 @carlosaznarez

Visite el perfil de Carlos Aznárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas