EEUU e Israel gastarán millones en una instalación subterránea en base militar de Tel Aviv

Campaña para detener financiamiento de inversion en armamento en iSRAEL

Campaña para detener financiamiento de inversion en armamento en iSRAEL

Credito: PIA

Diciembre 01 de 2012.- El cuerpo de ingenieros del ejército norteamericano supervisará en Israel la construcción de una instalación subterránea de cinco pisos que costará cerca de 100 millones de dólares. Esta instalación realizada bajo la colaboración conjunta de Estados Unidos e Israel, será conocida con el nombre “Emplazamiento 911” y estará localizada en una base aérea israelí en las cercanías de Tel Aviv.

Se cree que la construcción tomará cerca de dos años y se supone que tendrá salones de clases en el nivel 1, un auditorio en el nivel 3, un laboratorio, puertas resistentes, protección para la radiación no ionizante y una muy ajustada seguridad.

El “Emplazamiento 911” es el último de una larga cadena de proyectos que Estados Unidos ha asumido con Israel.

Todavía nadie sabe con exactitud el uso que se le dará a dicha instalación, ya que ni siquiera el Pentágono ha dado respuestas directas al respecto. “¿Cuál es el objetivo de “Emplazamiento 911”? Le pregunte el martes al Pentágono y las fuerzas armadas me dijeron el miércoles que solo un vocero del ministerio de Defensa israelí podría proveerme una respuesta”, afirmó el periodista Walter Pincus del Washington Post.

Un dato curioso

Los Estados Unidos e Israel firmaron un Acuerdo de Entendimiento en agosto de 2007 por el cual EE.UU. se compromete a entregarle a Israel 30 billones de dólares como ayuda militar durante la próxima década.

La única condición establecida es que el 74% sea utilizado por Tel Aviv para comprar bienes militares a los Estados Unidos. De esta manera, Israel recibe, de parte de los Estados Unidos 3 billones anuales.

Estados Unidos le ha proporcionado a Israel más dinero que a ningún otro país. Se estima que, desde 1949 le ha otorgado cerca de 100 mil millones de dólares.

En medio de una grave crisis financiera, con aumento del desempleo, es de esperar que ciertos sectores de la población norteamericana se opongan a esta ayuda financiera otorgada a Israel, tal es el caso de la organización stop$30billion.org, que se dedica a informar a la ciudadanía el uso que se da a sus impuestos, que lejos de utilizarse para el beneficio de la población se utiliza para violar los derechos humanos.

La realidad es que la mitad de los norteamericanos hoy reciben bajos ingresos, 40 millones dependen de los bonos de comida y estos números alarmantes no parecieran disminuir, sino todo lo contrario.

Es más, la clase trabajadora norteamericana enfrenta políticas de austeridad, es decir, se recorta la inversión pública en áreas como educación, salud, e incluso, los beneficios para jubilados. Los salarios se congelan en el mejor de los casos, cuando no se recurre a despidos masivos.

Sin embargo, mientras se empobrece al pobre, la administración de Obama “ayuda” a Israel a perpetrar un genocidio sobre el pueblo palestino. El premio Nobel de la paz, financia la guerra de Israel… su equipamiento militar. Es el plomo norteamericano el que aniquila niños, mujeres y hombres en la Franja de Gaza ocupada, es el plomo norteamericano que, con la excusa de matar a “los tipos malos”, perpetúa la violencia y el sojuzgamiento de un pueblo que lucha por su independencia.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 7944 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

US N /tiburon/n219145.htmlCUS