(VIDEO) ¿Cerrará Cuba la Sección de Intereses de EEUU en La Habana?

Credito: Aporrea.org

7 Nov. 2012 - Basado en un texto de Iroel Sánchez en el blog "La pupila insomne"

El "periodismo independiente" que Estados Unidos difunde en Cuba

En un cable enviado a Washington el 27 de abril de 2006, dado a conocer por Wikileaksel Jefe de la Sección de Intereses de Estados Unidos en Cuba,Michael Parmly, reportaba la reunión que sostuvo con dos "pro-democracy activists" que pidieron "reconsiderar su castigo" sobre diez ciudadanos cubanos "cuyos privilegios de Internet les fueron revocados por molestar repetidamente a otros usuarios, maltratar a personal de la SINA o cometer otros delitos". Pero, según aparece en el documento, los interlocutores de Parmly atribuyeron la aparición de estas personas en una "lista negra" a que no escribían sobre otros "disidentes" importantes para EE.UU., o hablaban mal de los mismos.

Raúl Antonio Capote, quien fuera reclutado para la CIA por la propia SINA, habla en un libro que publicó luego de darse a conocer su condición de agente doble al servicio de la Seguridad del Estado de "un espacio dentro de la SINA, creado para facilitar el acceso a Internet de la disidencia, contaba con un local dotado aproximadamente con 12 computadoras conectadas a Internet y una biblioteca bien surtida de libros y revistas de temas variados".  Dice Capote:

"Los representantes de la contrarrevolución disponían así de un espacio seguro para recibir materiales, información e instrucciones de sus jefes norteamericanos. A todos se les entregaba un pase permanente que les permitía acceder a la Sección de Intereses de los Estados Unidos sin problemas, no tenían que hacer cola para entrar y tenían prioridad absoluta sobre el resto de las personas que acudían a la SINA para gestiones diversas."

"El lugar era un verdadero antro, con diversos especímenes representativos de la peor fauna antinacional. Los funcionarios y empleados del local se quejaban de pequeños robos que ocurrían allí con frecuencia, de la mala educación de muchos de los asistentes y de la conducta impropia que provocó que algunos fueran expulsados."

( )

"Un grupo importante de los llamados periodistas independientes, activistas de derechos humanos y de la sociedad civil, etc. acudían diariamente a la SINA para recoger, de unas casillas especialmente diseñadas para ellos, impresos que contenían noticias de la prensa norteamericana, artículos de opinión y otros materiales sobre Cuba. Periódicos como El Nuevo Herald y el Diario de las Américas, extractos impresos de las principales páginas electrónicas de Miami, revistas editadas en esa ciudad, CDs, DVDs y memorias flash, con programas grabados de TV Martí y otros canales de televisión de la Florida, grabaciones de Radio Martí etc., materiales colmados de ponzoña que eran distribuidos luego por todo el país."

"Podía vérseles a los disidentes salir de la Oficina de Intereses cargados con unos grandes sobres amarillos, donde portaban decenas de esos materiales."

Desde 2009 hay un nuevo gobierno en Washington pero las cosas no han cambiado mucho, a juzgar por una reciente declaración de la cancillería cubana que plantea que la SINA:

"ha continuado realizando actividades ilegales, que nada tienen que ver con las funciones de una misión diplomática y que consisten en promover, asesorar, instruir, entrenar, financiar y abastecer con medios y tecnologías diversas a sus mercenarios en Cuba. Diplomáticos de esa oficina incitan permanentemente a estas personas, que responden a los intereses del Gobierno de los Estados Unidos contra Cuba a cambio de una buena retribución monetaria, a protagonizar acciones provocadoras, desplegar campañas de manipulación sobre la realidad del país y actuar contra el orden constitucional cubano."

Tampoco medios como El Nuevo Herald han modificado la calidad de sus contenidosPara ilustrar la respuesta de la vocera del Departamento de Estado a la declaración cubana, reconociendo el entrenamiento a quienes sus mismos funcionarios califican como delincuentes, el diario hispano de Miami utiliza una fotografía de un Centro cultural del gobierno cubano en un encuentro de blogueros y tuiteros el 1 de julio de 2011, haciendo aparecer a una sonriente profesora de la Facultad de Comunicación de ls Universidad de La Habana como visitante del "antro" descrito por Raúl Antonio Capote. Así es el modelo de "periodismo independiente" que Estados Unidos difunde entre sus cibersoldados en Cuba. (Publicado en CubAhora)


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3824 veces.

Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas