Portaaviones nucleares extranjeros afectan ecosistema del Golfo Pérsico

El Contralmirante iraní, Habibolah Sayarí

El Contralmirante iraní, Habibolah Sayarí

10 sept. 2012 - La República Islámica de Irán por sí sola es capaz de proporcionar seguridad en el Golfo Pérsico y no necesita la presencia de portaaviones nucleares extranjeros que no sólo afectan la tranquilidad, sino que perjudican el ecosistema de la zona.

Así ha advertido el comandante de la Fuerza Naval del Ejército de la República Islámica de Irán, el almirante Habibola Sayari, quien ha denunciado el tráfico de portaaviones extranjeros con sistemas de propulsión nuclear en el enclave costero, debido a los daños incompensables que ocasionan en el medioambiente de la zona el vertido de basura y de combustibles nucleares al mar.

El alto militar persa ha asegurado que de mantenerse unidos los países litorales del Golfo Pérsico, podrían suministrar seguridad en la región y no requerirían de la presencia de las fuerzas foráneas en la zona.

EE.UU. mantiene desplegada su V Flota en las aguas de Baréin, uno de sus principales aliados entre los países del Golfo Pérsico, donde alega llevar a cabo operaciones de seguridad marítima.
Washington, bajo la excusa de aumentar la seguridad de las rutas, envió a finales de junio, cuatro buques cazaminas al Golfo Pérsico para reforzar la V Flota.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 3806 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

US N /tiburon/n213913.htmlCUS