Maduro: La derecha alimenta el odio para promover la confrontación e intervención

El presidente de la República, Nicolás Maduro

El presidente de la República, Nicolás Maduro

Credito: Archivo VTV

07 de Enero.- El presidente venezolano, Nicolás Maduro, denunció este jueves que el agravio perpetrado recientemente por el parlamentario de Acción Democrática (AD), Henry Ramos Allup, en contra de la imagen del Libertador Simón Bolívar y del Comandante Hugo Chávez en la Asamblea Nacional (AN) pretende alimentar "el odio para promover una confrontación y buscar intervenir a Venezuela con una coalición de derecha encabezada por Estados Unidos".

Durante un acto de desagravio al Libertador y al líder de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez, en el cuartel de la Montaña, el mandatario consideró que el diputado adeco —cuya reputación ha sido severamente cuestionada incluso por el gobierno norteamericano, de acuerdo a los cables desclasificados del Departamento de Estado— calculó ese acto de odio en el parlamento como parte de un plan.

El Jefe de Estado estimó que la derecha está engolosinada con el poder, después de haber obtenido la mayoría parlamentaria tras los pasados comicios del 6 de diciembre, por lo que advirtió que "son peligrosos y buscan una situación de confrontación, y desde atrás están moviendo los hilos".

En alusión a cables de la embajada norteamericana en Caracas, fechados entre 2004 y 2006 y desclasificados por Eva Golinger, Maduro recordó que el jefe de misión de Washington en Venezuela, William Brownfield, daba "detalles de cómo Ramos Allup y otros diputados iban a la embajada de EEUU a pedir dinero, a vender su alma al diablo y dice expresiones tremendas sobre la personalidad de este personaje que hoy preside este parlamento pequeño burgués".

"No seamos ingenuos", recalcó el Mandatario, tras recordar que durante los 50 años de trayectoria política del diputado se dedicó a la persecución de los movimientos sociales que emergieron en la IV República, especialmente en contra de la juventud, lo que causó la muerte de dirigentes como Jorge Rodríguez padre y el estudiante Noel Rodríguez.

Antes de tomar posesión como presidente de la AN, Ramos Allup ordenó quitar del Parlamento la imagen del Comandante Hugo Chávez, del Padre de la Patria y hasta del presidente legítimo Nicolás Maduro: "Él quería demostrar que tenía poder (...) Quieren patear el retrato de Bolívar y la dignidad de un pueblo, como patearon el derecho a la vida de centenares de estudiantes, de hombres y mujeres de los barrios (durante la IV República)".

Maduro destacó que ese tipo de actos reflejan, además, el odio de la derecha contra el chavismo y su deseo de que los venezolanos olviden: "Quieren borrar la memoria histórica, que el pueblo olvide de dónde viene y pierda la perspectiva de dónde debemos ir".

Por esa razón, frente al lugar donde está sembrado el Comandante Chávez, el presidente exigió respeto a la memoria de Bolívar y Chávez, así como de las millones de personas que se sienten identificadas con la causa Bolivariana.

"Nunca hubiésemos pensado que pudieran llegar con desespero a patear y a mandar a la basura un retrato de Simón Bolívar, nadie lo hubiera pensado e imaginado (...) Si tenían una diferencia, la podían haber procesado por las vías que estaban disponibles, pero el fascismo no tiene equilibrio", aseveró Maduro, quien recalcó que los cuadros podían haber sido retirados por el Instituto de Patrimonio Cultural, el bloque patriótico en el Parlamento o el mismo poder popular que, espontáneamente, los recibió a las afueras de la AN.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 2645 veces.

La fuente original de este documento es:
Agencia Venezolana de Noticias (AVN) (http://www.avn.info.ve)



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



US Y ab = '0' /oposicion/n283779.htmlC0http://NON-VEca = .