Señaló Marco Hernández, Presidente de “Periodistas por la Verdad”

Zuloaga miente: Globovisión duplicó sus ingresos en dos años

Marco Hernández representante de la Organización No Gubernamental (ONG) Periodistas por la Verdad

Marco Hernández representante de la Organización No Gubernamental (ONG) Periodistas por la Verdad

Credito: Periódico El Socialista

14 de marzo de 2013.- “El presidente de Globovisión Guillermo Zuloaga miente al dar como razón para la próxima venta de ese canal el supuesto hecho de que es inviable económicamente cuando lo único cierto es que duplicó sus ingresos totales en los últimos dos años”, informó el presidente de la ONG “Periodistas por la Verdad” Marco Hernández.

“En efecto, Globovisión obtuvo en 2010 ingresos brutos por 127 millones de bolívares fuertes exclusivamente por el uso del espectro radioeléctrico, es decir, por la venta de espacios televisivos para cuñas publicitarias, lo cual no incluye otros ingresos obtenidos por alquiler de equipos, producción de mensajes de terceros, impulsos de productos comerciales en campañas de relaciones públicas a través de los anclas del canal, cobros por mensajerìa de textos y venta de banners en su página web” aseveró.

“En contraste, un año después, en 2011, Globovisión aumentó un tercio sus ingresos respecto al año anterior, subiéndolos hasta 161 millones de bolívares fuertes, aumentándolos aún más en 2012 hasta ascender a los 222 millones de bolívares fuertes, lo cual echa por tierra el argumento falaz de Zuloaga de que el canal es inviable económicamente.

El accionista mayoritario de Globovisión ha entrado en una fase de victimización que pretende achacar al gobierno revolucionario la “obligación” de vender ese medio de comunicación, cuando la verdad es que fue Zuloaga, desequilibrado por su obsesión antichavista, quien llevó a Globovisión a violar todos los preceptos éticos y rechazar el equilibrio informativo que exigía su responsabilidad al frente del canal”.

“La operación de venta de Globovisión que Zuloaga concretará después de la anunciada derrota de su candidato Henrique Capriles el 14 de abril –y con la cual cuenta con absoluta seguridad, pues de ser otro el panorama no habría dado el paso que ahora da-, significa una sola cosa: Globovisión es para él un simple artículo de venta, con empleados incluidos, a los que por cierto utilizó como tontos útiles en sus desesperadas campañas contra la revolución bolivariana. Ahora los vende al mejor postor para desentenderse de su suerte”.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 4334 veces.