Revolución desde la televisión

A lo largo de la vida vamos aprendiendo cosas; alguien o algo nos dan herramientas para solucionar problemas. Por ejemplo: “cuando te encuentres ante problemas complejos, haz preguntas sencillas”.

Ante el dilema entre la televisión pública o privada, surgen preguntas que nos gustaría que usted resolviera: ¿por qué la televisión debe ser privada? ¿Por qué los ricos, millonarios, banqueros, empresarios quieren tener –cada uno– cadenas de radios, periódicos, televisión?

Qué intereses defienden los banqueros cuando son dueños de un canal de televisión: ¿los de los ahorristas estafados o el de los banqueros estafadores?

Si la televisión privada vive de la publicidad de las corporaciones privadas, ¿la visión del mundo que presentarán a los “televidentes” será la del consumismo depredador, del capitalismo o la del socialismo?

La sociedad venezolana ha sido “construida” con los valores del capitalismo: cada espacio –social y físico– ha sido diseñado consciente o inconscientemente para perpetuar las ideas –la hegemonía– capitalistas.

En otras oportunidades hemos dicho que, en esta lucha asimétrica por la construcción del socialismo, la Revolución debe acompañar la transformación del sistema educativo, sociocultural y económico, con el reimpulso de la estructura comunicacional y de entretenimiento; produciendo y desarrollando nuevos y atractivos empaques y contenidos.

En esta etapa de la lucha contra hegemónica, debemos hacer la Revolución desde la televisión, eso significa, por ejemplo: que el Estado regule, controle, produzca (series, telenovelas, radionovelas, documentales, historietas, unitarios, concursos, cine, etcétera), adquiera y provea todos los contenidos de la TV en Venezuela (abierta, satélite, cable, digital, etcétera) en el horario de 6:00 pm a 10:00 pm


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 992 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /medios/a171717.htmlCUS