Que pasará con la justicia? Art 46 CRBV

Delito: El Nacional divulga que Chávez está muerto y Poleo asegura que el cadáver está secuestrado

El diario El Nacional publicó en su portal web el siguiente mensaje: “Chávez está muerto, díganlo”.
El mensaje fue divulgado a través de una fotografía que acompañaba la nota en la que Argenis Chávez, presidente de Corpoelec y hermano del Comandante Chávez, le decía a la agencia AP que en los próximos días retornaría a Venezuela el Presidente Chávez. A través de las redes sociales se divulgó la noticia propagada por El Nacional, pero minutos más tardes la foto fue sustituída por una del Presidente Chávez con su hija.

En el título de la nota se leyó: “Argenis Chávez: El Presidente regresará en los próximos días”. No obstante, en la fotografía se podía ver el otro mensaje que sentenciaba la muerte del presidente venezolano.

Hay que especificar que las declaraciones de Argenis Chávez también fueron inventadas. El presidente de Corpoelec en un comunicado desmintió a la agencia AP. La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela establece que la información debe ser oportuna y veraz. El Nacional, cumpliendo su rol de plataforma política desestabilizadora, viola la Constitución y atenta contra la salud mental de los venezolanos y venezolanas.

Es un delito anunciar mensajes de zozobra a través de matrices implícitas o explícitas. El artículo 46 de la Constitución dice lo siguiente: “Toda persona tiene DERECHO a que se respete su integridad física, psíquica y moral”. Mientras que el artículo 60 dice: “Toda persona tiene derecho a la protección de su honor, vida privada, intimidad, propia imagen, confidencialidad y reputación”.

El Nacional es la plataforma del Movimiento 3D, compuesto por factores políticos de la élite burguesa partícipe en el golpe de estado de abril de 2002.

Paralelamente a esta información, en la edición más reciente de la Revista Zeta una nota de Rafael Poleo se titula de la siguiente manera: El Caso del Cadáver secuestrado. Estos reportajes deben ser investigados por las autoridades competentes y rechazados de manera rotunda por el pueblo venezolano.

Ambos medios se cuidan de lanzar mensajes de manera explícita, pero bajo ningún concepto esto se debe permitir. El mensaje implícito es lo que más daño hace porque es el que se queda en la mente. Perturbar la mente es un delito y el Estado está en la obligación de proteger la salud mental de los venezolanos.

@arleninaguillon


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6702 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

Medios de Comunicación

Actualidad

Poder Popular

US Y /medios/a157970.htmlCUS