Rusia: Exigir dimisión de presidente sirio resulta una demanda imposible

Bashar Al Assad

Bashar Al Assad

Moscú, enero 14 - La dimisión del presidente Bashar Al Assad, como exigen potencias occidentales para negociar el fin del conflicto en Siria, resulta hoy una demanda inalcanzable e imposible, aseguró el Canciller ruso Sergei Lavrov.

Nuestros socios exigen que Al-Assad sea excluido del proceso político, como condición previa, pero esta premisa no está incluida en los puntos de la declaración de Ginebra del 30 de junio, recordó el responsable de la diplomacia rusa en una declaración divulgada en esta capital.

En aquella ocasión, el Grupo de Acción sobre Siria acordó un cese de las hostilidades, la redacción de una nueva Constitución y nuevas elecciones para formar un nuevo gobierno, sin exigir de antemano la salida del mandatario sirio.

Por tanto, tal precondición es inalcanzable de implementar e incluso imposible, ya que no depende de nadie, aseveró el anciller ruso en Moascú citado este lunes por la televisión estatal siria.

Lavrov llamó a la oposición siria a seguir el ejemplo del mandatario y presentar sus ideas sobre la concreción de un diálogo político que ponga fin a 22 meses de hostilidades con el gobierno.

Al Assad planteó hace una semana varias iniciativas que invitan a todos los opositores al diálogo; dichas propuestas parecen realizables por algunos y poco serias, por otros, consideró.

Sin embargo son pasos reales, y si yo estuviese en el lugar de la oposición siria, presentaría mis ideas acerca del lanzamiento del diálogo, puntualizó Lavrov.

La hoja de ruta expuesta por el mandatario y puesta en marcha por el Gobierno, se encuentra en sintonía con lo pactado en la ciudad suiza el año pasado, con el fin de concretar la paz.

De igual modo, Lavrov enfatizó en la necesidad de que el Gobierno y la oposición alcancen consenso acerca de las dimensiones y plazos de la fase de transición, durante la cual se prepararán nuevas elecciones generales en esta nación del Levante.

El Canciller aseguró que en el encuentro del 11 de enero en Ginebra, Suiza, entre el vicecanciller ruso, Mikhail Bogdanov, el subsecretario de Estado estadounidense, William Burns, y el enviado de la ONU para Siria Lakhdar Brahimi, se consensuó la necesidad de concretar una solución política a la crisis.

Lo que nos une acerca sobre esta situación es el convencimiento de que la única parte que saldrá beneficiada si se mantiene la violencia, son los extremistas y fanáticos vinculados a grupos terroristas vinculados a al-Qaeda, aseveró Lavrov.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 1921 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

US N /internacionales/n221406.htmlCUS