Experto ofrece detalles sobre cubano cuyos restos fueron identificados en Argentina

Galañena nació el 14 de septiembre de 1949 en Yaguajay, actual provincia de Sancti Spíritus; Cejas, el 15 de octubre de 1953 en el barrio Río Feo, provincia de Pinar del Río. El periodista norteamericano  John Dinges asegura que conversó con testigos que presenciaron el secuestro de Jesús y Crescencio, cuando caminaban tranquilamente por Virrey del Pino, en el punto exacto donde cruza la calle Arribeños. Unos 40 hombres armados bloquearon con sus Ford Falcón ambos lados de la vía. “Los dos jóvenes ofrecieron una resistencia tremenda. Los argentinos no dispararon sus armas porque los querían vivos. Fueron interrogados por oficiales argentinos y chilenos. Tanto el FBI como la CIA fueron informados de los arrestos y de las interrogaciones”.

Galañena nació el 14 de septiembre de 1949 en Yaguajay, actual provincia de Sancti Spíritus; Cejas, el 15 de octubre de 1953 en el barrio Río Feo, provincia de Pinar del Río. El periodista norteamericano John Dinges asegura que conversó con testigos que presenciaron el secuestro de Jesús y Crescencio, cuando caminaban tranquilamente por Virrey del Pino, en el punto exacto donde cruza la calle Arribeños. Unos 40 hombres armados bloquearon con sus Ford Falcón ambos lados de la vía. “Los dos jóvenes ofrecieron una resistencia tremenda. Los argentinos no dispararon sus armas porque los querían vivos. Fueron interrogados por oficiales argentinos y chilenos. Tanto el FBI como la CIA fueron informados de los arrestos y de las interrogaciones”.

Credito: Cubadebate

José Luis Mendez

José Luis Mendez

Credito: Cubadebate

4 de Agosto de 2012.-El Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) confirmó este miércoles a medios de prensa que había encontrado los restos del diplomático cubano Crescencio Nicomedes Galañena Hernández, secuestrado en Buenos Aires el 9 de agosto de 1976 por la dictadura militar. El cuerpo de Galañena y de otras dos personas aún sin identificar, fueron hallados en un predio cercano al aeródromo de San Fernando, en las afueras de la capital bonaerense.

¿Quién era Galañena?, ¿en qué circunstancias desaparecieron él y su compañero Jesús Cejas Arias?, ¿qué facilitó este hallazgo?, con estas y otras interrogantes conversamos con José Luis Méndez Méndez, investigador y representante legal de la familia de los dos cubanos ante las autoridades argentinas. Méndez Méndez es también el autor de Bajo las alas del Cóndor y La Operación Cóndor contra Cuba, dos referencias obligadas para acercarse a la historia de las operaciones de las dictaduras latinoamericanas al amparo de Washington en la década del 70 del siglo pasado.

-¿En qué circunstancias fueron secuestrados Galañena y Cejas?

-Eran dos jóvenes diplomáticos cubanos llegados a la Embajada de Cuba en Argentina el 18 de agosto de 1975: Galañena tenía 26 años, y Cejas, 22. El 9 de agosto de 1976 cuando se dirigían a sus viviendas fueron interceptados por un grupo de tarea argentino, sometidos no obstante a la tenaz resistencia que ofrecieron y llevados al centro clandestino de detención, tortura y exterminio de la Operación Cóndor en Buenos Aires, llamado Automotores Orletti. Desde entonces, ambos estaban desaparecidos.

-¿Por qué se pudo probar que ambos estuvieron en Automotores Orletti?

-Un sobreviviente argentino llamado José Luis Bertazzo conoció por medio de dos jóvenes chilenos que estaban recluidos en Orletti, que los cubanos habían estado allí. También el 19 de julio de 2004 el represor chileno Manuel Contreras Sepúlveda me lo confirmó en una conversación que sostuvimos en Santiago de Chile, en la que comentó que habían sido interrogados por el terrorista de origen cubano Guillermo Novo Sampoll.

-¿Qué participación tuvo la CIA en esta operación?

-Esa agencia desclasificó un documento secreto, donde se afirma que los chilenos que te mencioné habían estado en Orletti. Un represor argentino me confirmó, en Paraguay, que la CIA recibía los resultados de los interrogatorios hechos en Orletti a los argentinos, uruguayos y chilenos llevados allí. Sesenta y cinco de ellos fueron desaparecidos

-Usted personalmente estuvo involucrado en la búsqueda de los restos de los cubanos desde el 2004, según ha documentado en sus libros, e incluso participó en excavaciones junto con autoridades argentinas, a dos kilómetros del lugar del hallazgo. ¿Cómo llegó hasta San Fernando?

-La pista de San Fernando la seguimos a partir de un comentario aparecido en un libro publicado por dos periodistas norteamericanos, que afirmaban que los cuerpos de los dos diplomáticos cubanos habían sido colocados en tanques de 55 galones en el canal de San Fernando, encementados. En el 2009 participé en la búsqueda en ese lugar con buzos argentinos de la Prefectura Naval. Las autoridades argentinas participaron activamente en apoyo a esta búsqueda. Desde el 2005 seguimos varias pistas, pero confiábamos en que la respuesta estaba en San Fernando, de la manera que ahora se ha afirmado.

-¿Quiénes son los represores que se asocian ahora a las noticias vinculadas con la identificación de Galañena?

-Durante el año 2010 y el 2011 se juzgaron a varios represores por la Causa de Automotores Orletti, y allí estaban varios de los torturadores. Se juzgaron 65 asesinatos de lesa humanidad, fueron sentenciados y ratificadas las condenas. Ahora está en curso otra causa que procesará a otros represores por delitos ocurridos en Automotores Orletti. El caso del asesinato de los cubanos fue parte del juicio y por ese motivo también fueron sentenciados.

-Identificados los restos de Galañena, ¿qué procede ahora?

-Después de la identificación rigurosa hecha por los forenses argentinos y las diligencias del sistema judicial a distintas instancias, aprecio que se informará oficialmente al Gobierno de Cuba y se iniciarán los trámites para la repatriación de los restos.

-¿Hay posibilidades de encontrar también a Cejas?

-La búsqueda de Cejas continúa, tanto la histórica como la forense, y tenemos esperanzas de que se encontrará.


Galañena nació el 14 de septiembre de 1949 en Yaguajay, actual provincia de Sancti Spíritus; Cejas, el 15 de octubre de 1953 en el barrio Río Feo, provincia de Pinar del Río. El periodista norteamericano John Dinges asegura que conversó con testigos que presenciaron el secuestro de Jesús y Crescencio, cuando caminaban tranquilamente por Virrey del Pino, en el punto exacto donde cruza la calle Arribeños. Unos 40 hombres armados bloquearon con sus Ford Falcón ambos lados de la vía. “Los dos jóvenes ofrecieron una resistencia tremenda. Los argentinos no dispararon sus armas porque los querían vivos. Fueron interrogados por oficiales argentinos y chilenos. Tanto el FBI como la CIA fueron informados de los arrestos y de las interrogaciones”.

Esta nota ha sido leída aproximadamente 4285 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales



Notas relacionadas

US N /internacionales/n211292.htmlCUS