Los movimientos revolucionarios de 1830

Los movimientos revolucionarios de 1830 no habían tenido más que una duración efímera en Alemania, Italia y Polonia, mientras que en Francia y en Bélgica la burguesía alcanzaba en parte sus objetivos restableciendo las monarquías constitucionales. Como consecuencia de éste período revolucionario marchaban por todas partes numerosos refugiados de todas las tendencias y clases. Una parte refugiase en Bélgica y otra en Francia; otro grupo en Inglaterra, pero la mayos parte de ellos encuentra asilo en Suiza. Al instalarse en Suiza los refugiados no se dan reposo en sus trabajos conspirativos. Para ellos la inactividad era el mayor suplicio a que podía condenárseles. Cada refugiado pertenecía a una organización secreta. Situada Suiza entre Francia, Alemania e Italia, era el lugar más apropiado para servir de centro, de hogar, a todos los grupos revolucionarios que desde allí proseguían sus actividades conspirativas. Mazzini, el que más tarde sería presidente de la Constituyente romana, llega a Suiza a fines de 1833 y establece una unidad de acción entre las diferencias sectas y grupos secretos, de las falanges revolucionarias refugiadas en Suiza. El 15 de abril de 1834 reúnense los grupos italianos, polacos y alemanes y concluyen una alianza que puede ser considerada como el primer programa, la primera unidad de tipo internacional de los núcleos más avanzados de aquella época, como un antecedente a la constitución de la Liga de los Justos. He aquí el interesante documento: 

Los que suscriben, hombres de progreso y libertad,

       Creyendo:

En la igualdad y en la fraternidad de los hombres,

En la igualdad y fraternidad de los pueblos;

       Creyendo, de otra parte:

Que la humanidad está llamada a marchar por el camino de un continuo progreso, bajo el imperio de la ley moral universal, al desenvolvimiento libre y armónico de sus facultades y al cumplimiento de su misión en el Universo.

       Que ello no podrá ser conseguido más que por el concurso activo de todos sus miembros libremente asociados.

       Que la asociación no puede ser verdadera y libremente constituida más que entre IGUALES porque toda desigualdad significa violación de la independencia y toda violación de la independencia coarta la libertad de expresión.

      Que la libertad, la igualdad, la humanidad, son igualmente sagradas, porque constituyen tres elementos inviolables en toda solución definitiva del problema social y que dondequiera que uno de estos elementos esté sacrificado a los otros dos la organización de los trabajos humanos para alcanzar esta solución es radicalmente defectuosa.

        Convencidos:

De que cada hombre y cada pueblo tienen su misión particular por cumplir, que tout en constituant son individualité, Goncourt necessairement a l’acomplissement de la misión humanitaire.

       Convencidos, en fin, de que la asociación de los hombres y de los pueblos debe reunir la garantía del libre ejercicio de la misión individual a la certitud de la dirección hacia el desenvolvimiento de la misión general.

       Seguros de nuestros derechos de hombres y de ciudadanos, seguros de nuestra conciencia y del mandato que Dios y la humanidad confían a quienes quieren ofrecer sus brazos, su inteligencia y su existencia a la santa causa del progreso de los pueblos.

       Después de habernos constituido en asociaciones nacionales, libres e independientes, grupos primitivos de la Joven Polonia, de la Joven Alemania y de la Joven Italia.

       Reunidos de común acuerdo por interés general el quince día del mes de abril de 1834, la mano sobre el corazón, considerándonos fuertes y seguros ante el porvenir, hemos decretado lo siguiente:

       1º La Joven Alemania, la Joven Polonia y la Joven Italia asociaciones republicanas identificadas en el mismo propósito humanitario, bajo una misma creencia de libertad, de igualdad y de progreso, se unen fraternalmente, desde ahora y para siempre, para todo aquello que les afecte en sus propósitos generales.

       2º Será redactada una declaración de los principios que constituyan la ley moral universal, aplicada a las sociedades humanas, y firmada en común por los tres Comités Nacionales. Precisará la creencia, el propósito y la marcha general de las tres asociaciones.

       Ninguna de ellas podrá separarse de sus trabajos sin violación culpable del acto de fraternidad y sin sufrir todas las consecuencias.

       3º Para todo aquello que quede al margen de la declaración de principios y de la esfera de los intereses generales, cada una de las tres asociaciones es libre e independiente.

       4º Es establecida la alianza ofensiva y defensiva y la solidaridad entre los pueblos que se reconocen, entre las tres asociaciones. Las tres trabajarán en común por su emancipación. Cada una de ellas tendrá derecho al socorro de las otras para toda manifestación solemne e importante que se produzca en su seno.

       5º La reunión de los Comités nacionales o de delegados de cada Comité formará el Comité de la Joven Europa.

       6º Queda establecida la fraternidad entre los individuos que componen las tres asociaciones. Cada uno de ellos cumplirá siempre hacia el otro los deberes que se desprendan de esta acción fraternal.

       7º Por el Comité de la Joven Europa será determinado un símbolo común a todos los miembros de las asociaciones. Este símbolo será reconocido por todos. Una divisa común figurará en todas las publicaciones de la asociación.

       8º Todo pueblo que quiera participar en los derechos y deberes de la alianza establecida entre los tres pueblos, unidos por este acto, se adherirá formalmente a la alianza formada por los representantes de sus organismos.

       Hecho en Berna (Suiza) el 15 de abril 1834. 

El 26 de julio de 1835 constitúyese la Joven Suiza, que se adhiere y firma la declaración de la Joven Europa.

       Este grupo de revolucionarios se caracterizaba por representar una tendencia menos avanzada que la de los grupos de refugiados que tenían por cuartel general el París revolucionario. Con su proyecto de crear los movimientos de la Joven Europa trataban de contrarrestar la acción de los grupos más radicales y de mayor contenido socialista, como los que representaban los grupos alemanes de París, embrión del movimiento obrero internacional. 

Salud Camaradas.

Hasta la Victoria Siempre.

Patria, Socialismo o Muerte.

¡Venceremos!

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 8715 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /ideologia/a73559.htmlCUS