Escuchar y actuar en función del pueblo es un mandar obedeciendo

La densidad y profundidad del pensamiento de nuestro pueblo representado en las voces y miradas conmina a la gestión pública bajo el mandato constitucional de la democracia participativa a considerar su sentipensar en el momento de construir leyes, políticas y planes y donde el pueblo es el protagonista y el Estado gobierna obedeciendo.

Antes de actuar como funcionarios públicos y empleados privados, como consumidores de productos o usuarios de servicios, como líderes políticos y económicos somos ante todo ciudadanos venezolanos. Este sentimiento de ciudadanía debe privar sobre los roles que cumplimos desde nuestro oficio o profesión ya sea en el ámbito público y privado.

Al visualizar el burocratismo, la corrupción, la ineptitud y la negligencia no podemos separarlo del hecho y del fenómeno humano. Tienen nombre y apellido los hacedores de estas prácticas, pero también tienen nombre y apellido quienes no actúan así. No es una situación que se da de modo espontáneo y fortuito, más si responde a la realidad del sujeto histórico en situación y en proyección desde sus mapas culturales y, sus imaginarios y utopías.

Si la desconfianza como forma de vida del venezolano es el resultado histórico del comportamiento dudoso y no  cumplieron con lo prometido de quienes tuvieron la autoridad y resultó un enemigo en la realidad. La confianza es el fruto de una interrelación e interacción donde se da la coherencia entre la palabra y la acción. Entre las promesas y las ofertas ante las demandas y exigencias de las personas y grupos sociales. No obstante, ocurre la manipulación y el engaño que puede dar la impresión de su cumplimiento y mantener el posicionamiento o cumplir lo solicitado o prometido y dar la impresión que no fue atendida, ya sea porque las condiciones y factores que circundaron una acción o por elementos fuera de control.

“La  confianza   es  como    una  roca   fuerte   en la cual   una  puede pisar  sin miedo, es  como  un  árbol  umbroso  debajo  del  cual  se   protege  del  calor    y del sol   el  caminante.  La  confianza  en la  justicia  es   superior a  la  roca y  al  árbol , pero  si  falla  la frustración   es  tan inmensa   como   todos  los  océanos juntos. “

Para los articulistas, la actitud de la confianza o la desconfianza está referida a tres ámbitos: a las personas (dirigentes o no); a los procesos de cambio (como la  revolución Bolivariana o la socialista) y a las situaciones (como la gestión propia a lo público o privado).

1.1. En cuanto a las personas y grupos

“Requerimos funcionarios con alta ética y valores socialistas”, “basta de los funcionarios que exhiben una vida ostentosa”, “es necesaria la Declaración jurada a los funcionarios altos y medios”. “Existen élites privilegiadas y empresas privadas que actúan en redes de corrupción donde se usa la matraca o el soborno para meterle mano a los fondos público”, hay que “denunciar a los gerentes que se ponen la gorra y la franela roja solo cuando le conviene”; El funcionario público perverso. ¿Dónde buscar a los nuevos sujetos históricos que no sea lo que tenemos? ¿Dónde están los responsables? “es necesario que el funcionario público se vea como un ciudadano común”, “se critica de la oposición de dentro y fuera del Estado Corrupto, la oposición en altos cargos decisorios y de manejo de dinero en dólares, “los funcionarios publico demuestran incompetencia profesional y buscan cargos "que den real" y para eso el compadrazgo”; “cuando los altos funcionarios se rodean de anillos y no responden a los postulados constitucionales”; las comisiones ¿quién la paga o la recibe?; “el pueblo está entre dos caminos: quien le dé la solución real a sus problemas o quien más le ofrezca”; “la gente se desencanta, se desilusiona, se desalienta y se decepciona”; “el pueblo altamente intuitivo”; ¿Quien mide la eficiencia de los funcionarios públicos?; “No hay corrupto sin corruptor”; “La empresa privada vende una falsa imagen: que ellos son los éticos y productores”; “que el presidente se ponga al frente de una movilización nacional contra la corrupción. Una misión contra la corrupción y por la dignidad”; “el problema de la corrupción es que traiciona la confianza que le fue suministrada por un sufragio o designación de una autoridad”; “corrupto: es un vulgar ladrón o estafador que se remite al fraude, al enriquecimiento ilícito y a la malversación de fondos”; Depurar la policía ¿Cómo?; “en el mundo del consumismo exacerbado los que tienen o no desean tener más”; “¿Quién debe dirigir la sociedad?”; ¿Cómo aceptar un cargo si no se está capacitado, sin preparación para ejercerlo?; “Importante saber ¿quiénes somos? ¿Seguimos las directrices del presidente?”; “el funcionario que se supedita a la tarea burocrática.

Es verdaderamente triste encontrar en estos trabajadores fuerte carga de sentimientos de miedos, frustraciones individuales y también colectivas, resentimientos, incomodidades, insatisfacciones, este arsenal atenta peligrosamente con la intención de participación ciudadana, protagónica y corresponsable”; “papel del Psuv  en la construcción del nuevo estado”; “El aumento de los "ni-ni" se pudiera decir,- siempre ha sido-, directamente proporcional a la desconfianza en las instituciones y en los partidos políticos”; “El enemigo dice tantas mentiras que cuando, por accidente, le sale una verdad, la tendencia oficial es a callarla o negarla”; “Tenemos que respetar la condición del ser humano en situación no todos pueden pensar y actuar revolucionariamente pero si como ciudadano venezolano”; “hay que hacer un llamado a la juventud”; “Lástima que Chávez no es Bolívar, no existirían los Diosdados en este gobierno, mucho menos los Acuña. La Revolución Bolivariana comienza a dar muestras de un evidente deterioro, sólo basta iniciar una conversación con el más humilde de nuestros compatriotas, quien, de inmediato, soltará su rosario de penas,” “¿Estamos dispuestos a trabajar con estos argumentos? Con esto queremos decir, la falta de interés de la persona por rendir su servicio al Estado Revolucionario y al Interés por el Trabajo Social Voluntario”; “El burócrata es contra-revolucionario por excelencia y odia ese mecanismo administrativo y sano de control interno que es la auditoría; excepto cuando quien la realiza es otro burócrata conocido; por aquello que "entre bomberos no se pisan las mangueras".”; “Esta Contraloría no tiene la más mínima intención de favorecer o perjudicar a persona alguna, ni siquiera de las personas que ahora se “defienden”. Lo que preocupa es el método de manejo entre bambalinas, en secreto, con medias verdades y medias mentiras”; “La ley de Contraloría Social representa un desafío, pues debe enfrentar a la burocracia. Hay muchos funcionarios que deben cambiar de actitud, pues éstos se deben al colectivo social. Por lo tanto, deberán despegarse de los vicios que caracterizan al Estado burocrático. El funcionario debe colocarse de lado de las comunidades, actuar desde ellas y someterse la Contraloría Social”. “Actitudes de líderes confunden a la gente que comienzan a participar”.

1.2. En cuanto a los procesos

“Las leyes deben ser elaboradas a favor del pueblo y desde el pueblo”, ¿para qué quiere socialismo quién se ha enriquecido ilícitamente? “Solo la Contraloría Social eficiente y el cese a la impunidad permitirá construir el socialismo bolivariano, “Hay una falta grave en el cuerpo dirigente del proceso”; “Sobre estos males de la Administración Pública es donde debe incidir el revolucionario, diagnosticar sus causas y acometer políticas que reviertan estos males”; “el Presidente Hugo Chávez, afirmó: “Hay que diseñar un Sistema Nacional de Participación y Contraloría Social donde los venezolanos y venezolanas puedan formular sus reclamos y denuncias. Sean analizadas y comprobadas, se prepare un informe semanal para darle respuestas a las mismas; “Una forma de garantizar la eficiencia de la administración pública”; “se hace critica al liderazgo revolucionario que pierde su vinculación con las masas, con el pueblo”; “No solo el burocratismo es enemigo de la revolución, también es enemigo aquel que se hace el oídos sordos cuando los trabajadores reclaman sus derechos laborales, y no por eso quiera decir, algún loco por ahí, que somos unos saboteadores”; “nos debemos a una comunidad que tiene inmensas potencialidades y mucha capacidad para la acción. Para ello es preciso motivarla a través del esfuerzo y una actividad desinteresada y sostenida de cada uno de nosotros. De manera organizada, para poder vencer los fuertes, poderosos y peligrosos aparatos burocráticos heredados de la cuarta república”; “Inventan soluciones que sólo existen en sus limitadísimos pensamientos. Vociferan que aún no son los tiempos de cambios profundos, que hay que respetar las leyes y normas establecidas, que la vía son las reformas sociales, que las soluciones son para el mañana. Las elecciones son para ellos sus orgasmos, el escuálido por su parte, está cumpliendo el papel que le corresponde, fiel a sus intereses de clase: si puede aportar su granito de arena al descrédito de un proceso del cual es enemigo visceral y de paso enriquecerse impunemente, ¡cuánto mejor! y si puede hacerlo desde el interior de las instituciones del estado, ¡glorioso!”; “Una red popular de Contraloría Social es fundamental dentro de este proceso. En otro ejemplo, si se quiere establecer Contraloría Social sobre el Presidente de la República, es necesario que una red de ciudadanos venezolanos nos pongamos de acuerdo para ejercerla. Esto puede sonar como una posibilidad remota, pero se hará realidad en la medida que el pueblo vaya ganando poder. “Hemos sido víctimas de una forma de ser y hacer política.”

1.3. En cuanto a las situaciones

“Persiste una “impotencia ante la estructura parasitaria del Estado”, “Como la corrupción está enquistada en el poder religioso y en las elecciones del PSUV”, “si es posible nuevas prácticas que así lo demuestra”; se alerta a Chávez sobre el flagelo del la corrupción y cómo el capitalismo busca vincular a Chávez con esta”; “crear en el pueblo una autentica conciencia acerca del daño moral que le hace al país la corrupción no es suficiente”; “se le alerta que pueblo desilusionado nada le cuesta poner otra vez a la oposición”; “la teoría y la praxis debe acompañar a todo militante socialista”; “Debemos analizar las responsabilidades de cada funcionario, establecer lo más rígidamente posible dentro de causas, de los que no debe salirse bajo pena de severísimas sanciones y, sobre esta base, dar las más amplias facultades posibles.”; “Quienes ocasionaron un daño patrimonial, político y social irreparable al país siguen conspirando sirviendo de fuerza de choque a potencias extranjeras y a intereses bastardos.

En cuanto al corto plazo, se debe superar la idea de impunidad, lo cual se traduce en hacer cumplir las leyes sin distingos o ensañamientos de ningún tipo, en todos los niveles en los que ésta se infrinja. Y si existiera alguna preferencia en la aplicación de la Ley, esta debe ser para exigir una cada vez mayor transparencia y comportamiento ejemplar a quienes ejercen responsabilidades públicas y cuyo buen o mal trabajo, afecta integralmente a la sociedad. Personalmente no creo que todos sean corruptos como es voz populi, hay sus excepciones, por lo tanto propongo o sugiero, que el que pase la prueba, sea premiado a una reelección y que cuente con el apoyo de todos nosotros.” “Los efectos de la impunidad: envalentona a los culpables del delito, desmoraliza a los funcionarios honestos, destruye los logros alcanzados en la construcción de ética y valores individuales y colectivos, amedrenta a los ciudadanos haciéndoles ver que no vale la pena denunciar los delitos, estimula a los que tienen la capacidad de hacerlo para tomar la justicia por su mano aplicando la venganza pública o la venganza privada, una prioridad establecer como meta: cero impunidad”.

Observamos en estos aportes tomados de 400 artículos de Aporrea cómo el pueblo ejerce su poder desde la palabra, cuestiona personas y grupos; procesos y situaciones. No los niega, ni los destruye, los asume. Pronuncia su palabra, como lo afirmaba Paulo Freire para criticar y hacer visible aquello que desea estar oculto y constituirse la hegemonía con su mal proceder y lejos de los fines de un Estado que manda obedeciendo.

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1755 veces.

Comparte en las redes sociales